La salida de la destituida fiscal de Venezuela Luisa Ortega fue una secuencia de movimientos digna de contar en el cine. Se sabía que salió en una lancha rápida, pero poco se había logrado ahondar sobre las personas que la ayudaron a escapar. Ortega le contó a NTN24 que recibió ayuda incluso de la Guardia Nacional. "Solamente con un morral, metí las cosas fundamentales. Yo recibí la ayuda de muchos venezolanos, incluso funcionarios de la Guardia Nacional que me trasladaron de Caracas a otro sitio, fue con la colaboración de ellos. Las personas que me veían me decían que era bueno que me fuera del país porque me podían matar", contó la fiscal. También reveló que las pruebas que tiene para destapar la corrupción están en manos de Estados Unidos.

2017-09-14

Otros Confidenciales

VICKY EN SEMANA

“Significa muerte y mutilación”: Bolívar insiste en acabar el Esmad; pide cumplir promesa

El congresista puntualizó que el país necesita una nueva fuerza de choque que vele por la seguridad de los ciudadanos.