La semana pasada murió Fernando Tamayo, un colombiano que dejó un impacto trascendental en el país de hoy. Fundó Profamilia, la organización que promovió el control de la natalidad en los años sesenta, cuando la tasa de crecimiento poblacional superaba el 3 por ciento. En ese momento enfrentó la oposición de la Iglesia y de sectores conservadores que asociaban los métodos anticonceptivos con el pecado. Contra viento y marea Tamayo libró su cruzada durante décadas. Su trabajo es considerado el factor determinante en la disminución de la tasa de natalidad, que en la actualidad es inferior al 1 por ciento. De haberse mantenido la tasa original de 7 hijos por familia, Colombia no tendría 48 millones de habitantes, sino 100. De haber sido así, los problemas sociales serían mucho más complicados. Y el tráfico ni se diga.

2017-11-25

Otros Confidenciales

VACUNA

Coronavirus | Una mujer recibió por error seis dosis de la vacuna de Pfizer

Según expertos, la experimentación sobre los efectos de una posible sobredosis de la vacuna de Pfizer-BioNTech se limitó a cuatro dosis, por lo que este caso de seis dosis es desconocido en la literatura médica.