Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

| 8/6/2018 12:00:00 AM

La Carranguerita revivió la música campesina

Esta niña boyacense de 8 años canta e interpreta con destreza varios instrumentos. Ahora es la representante del esfuerzo y el talento de cientos de músicos carrangueros.

la carranguerita revive la musica campesina Julieth Pesca ama el campo y sus sonidos. Se dio a conocer en el programa musical La Voz Kids y quiere ser la sucesora de Jorge Velosa. Foto: Festival Colombia canta y encanta

Julieth Pesca Guadía fue llevada desde los 7 meses a jugar en el campo donde sus padres  -Omaira y Reinel- trabajaban como jornaleros “sembrando y sacando cebolla”, en el municipio boyacense de Iza. Creció escuchando la música de Jorge Velosa y se enamoró del campo, las gallinas y las canciones que narran lo que allí ocurre.

Esta niña sogamoseña acarició a los 4 años su primer instrumento y aprendió Las Diabluras, La Gallina Mellicera y el Caballito de Ráquira, entre otras canciones. Ahora, toca el cuatro, el tiple, el requinto, la guacharaca y usa coplas frecuentemente para expresarse: “Si digo que tengo 15, me comparan con pinocho, tengo 9 menos 1, mejor dicho tengo 8”.

El talento musical de La Carranguerita, como es conocida, la llevó a principios de 2018 a participar en el programa televisivo La Voz Kids. Allí, se convirtió en la embajadora de la Boyacá de su corazón y  permitió el renacimiento de la música carranguera, que, según palabras de Gabriel Chaparro Orduz, su maestro desde sus inicios, “antes había sido solo para los adultos, pero gracias a Julieth ahora la están cantando los niños”.

La labor de La Carranguerita, sus padres, y la de la Fundación Colombia Somos Música, que apoya su formación, es muestra del tesón y del arraigo de cientos de músicos boyacenses que ensayan casi a diario para evitar que desaparezcan el amor por el cocido, la arepa y el arado. Gracias a esto, La Carranguerita ha sido invitada a participar en el Festival Colombia Canta y Encanta, en Medellín; el Festival Zue de Oro, en Sogamoso; y en dos ocasiones al Festival de Música Andina Mono Núñez.

Julieth es famosa, pero no se la tragó la ciudad como a la china de Velosa.  Aún juega en el potrero que está cerca de su casa y ensaya constantemente para ser la sucesora del padre de la música carranguera, sin descuidar las matemáticas y la religión que son sus materias favoritas. “Quiero seguir estudiando música, no sólo por interés, sino porque es muy bonita y quiero ayudar a los niños del campo para que puedan estudiar música y dejar de trabajar tanto”, dice.

*Periodista de Especiales Regionales de SEMANA.

EDICIÓN 1962

PORTADA

Duque en su laberinto

La situación para el presidente no es fácil. Puede que después de las protestas de este año consiga la paz política con los partidos. Pero llegar a la paz social con los del paro resultará mucho más difícil.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1962

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.