Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

| 8/12/2019 12:00:00 AM

25 grandes cartageneros

Personajes de las artes, la ciencia, el deporte y la medicina, entre otros, han nacido en La Heroica. La artista plástica Ruby Rumié los recupera como cura contra el pesimismo.

25 cartageneros ejemplares según la artista Ruby Rumié Estampillas sobre madera / CARTAGENA XII FESTIVAL INTERNACIONAL DE MÚSICA / Edición limitada de estampillas / Dimensión: 4 x 5 cm cada una / Autor: Ruby Rumié/ Fecha: 2018 Foto: Ruby Rumié.

A Alberto Abello Vives, Alberto Araújo Merlano y Roberto Burgos Cantor, gracias por su legado.

“El alma de cada país es su patrimonio”,

Eusebio Leal.

Cuando me encomendaron escribir este artículo fue inevitable pensar en Los 25+, un proyecto que presenté en el Festival Internacional de Música 2018 en Cartagena. Para su realización recordé un cuento de Gabriel García Márquez titulado Algo muy grave va a suceder en este pueblo.

La historia transcurre en un pueblo abandonado, un lugar que podría ubicarse en cualquier región colombiana. Una viejita se despierta un día con la premonición de que en su pueblo algo terrible está por suceder. Al principio ninguno le cree, pero su persistente sentimiento empieza a minar en las emociones de sus familiares, luego se extiende a sus vecinos y con el pasar de las horas interrumpe la tranquilidad del pueblo. Al caer la tarde uno de los vecinos decide abandonar el lugar, acción que repiten los demás habitantes, hasta que finalmente el pueblo queda solo y curiosamente la última en salir es la viejita que dice: “Yo dije que algo muy grave iba a pasar, y me dijeron que estaba loca”. Esta situación, desde la sociología, se denomina ‘profecía autocumplida’. Se trata de una premonición que una vez hecha es causa y efecto de sí misma.

Nací en Cartagena, gran parte de mi vida ha transcurrido en ella, y me atrevería a decir que muchos colombianos tienen una historia que los vincula íntimamente con la ciudad, porque en definitiva a Cartagena la queremos todos. Por este motivo me duele profundamente cuando escucho frases como “esta ciudad va de mal en peor”, “siempre ha sido lo mismo”, “aquí no hay líderes”, “aquí no pasa nada”, “todo se lo roban”.

El sociólogo Howard Zinn decía: “El pesimismo se convierte en una profecía autocumplida; se reproduce por sí mismo al paralizar nuestra voluntad para actuar”. Con esto no pretendo desconocer los problemas que existen en Cartagena, estos conforman una realidad que afrontamos a diario. Sin embargo, considero que al repetir frases como las mencionadas no reconocemos el trabajo y los aportes que muchas personas han realizado en nuestra historia reciente. Nos hemos acostumbrado a resaltar a personajes coloniales y republicanos que de una u otra manera participaron como próceres en diferentes momentos de la historia, y entre tanto desconocemos a otros grandes seres humanos que en años más próximos trabajaron con empeño por el fortalecimiento del patrimonio cartagenero.

A finales del siglo XIX y durante la primera mitad del siglo XX Cartagena fue recuperándose lentamente del costo que representó la Independencia, y lo hizo a través del auge inicial de su economía, en particular de la industria, el transporte, el turismo y la cultura. En pleno siglo XXI Cartagena se nos devela como una ciudad de contrastes, reconocida por contar con uno de los centros históricos y turísticos más importantes del país, que a su vez presenta altos niveles de discriminación racial, desigualdad social y extrema pobreza. En medio del más alto dinamismo económico, la falta de liderazgo y de credibilidad social en sus instituciones, su población vive entre la desesperanza y las tensiones.

También le puede interesar: La obra que reivindica a las vendedoras ambulantes de Cartagena

Por ese motivo, con el proyecto Los 25+ me propuse rastrear y difundir las historias de un grupo de cartageneros que fallecidos durante los siglos XX y XXI realizaron un aporte a la ciudad desde diferentes disciplinas, como la ciencia, la medicina, las artes, el deporte, las humanidades, la política y la economía. La selección de los personajes la confié a un grupo de profesionales que gracias a su compromiso social e investigativo contaron con el criterio preciso para realizar esta labor. Los integrantes de dicho grupo fueron Adolfo Meisel, Emiro Santos, Isabel C. Ramírez, María Teresa Ripoll, Raúl Cabrales, Sergio Solano, Yolanda de Mogollón, Alberto Araújo, Alberto Abello y Roberto Burgos, a quienes agradezco su colaboración.

El ejercicio arrojó una amplia lista con más de 280 personas, lo que me dio mucha alegría. No obstante, por motivos de espacio, la selección obtenida por mayoría de puntuación se limitó a 25 nombres, de allí el título del proyecto Los 25+. La apuesta artística consistió en la impresión de una edición de estampillas y una cantidad suficiente de afiches con las imágenes de los seleccionados para empapelar toda la ciudad.

El objetivo del proyecto consistió en generar un proceso social participativo para identificar, resaltar y difundir el legado de estos personajes, contribuir a la construcción de una nueva memoria colectiva, reducir las frases y actitudes negativas que escuchamos a diario y que nos evocan a la viejecita del cuento de Gabo, y ver en la crisis una oportunidad de cambio y reconstrucción. Al reconocer las contribuciones de estos 25 personajes sobresalientes de la historia reciente, el proyecto invita a cada colombiano a reflexionar sobre su compromiso como ciudadano frente a nuestro patrimonio. Así, en silencio y de manera íntima preguntarnos: ¿y yo qué estoy haciendo por Cartagena.

*Artista plástica.

EDICIÓN 1959

PORTADA

¿Qué hay detrás del paro?

Razones, realidades y mitos de la movilización social del 21 de noviembre.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1959

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.