Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 5/3/2018 12:00:00 AM

"Pusimos a producir el campo": Presidente de la Agencia de Desarrollo Rural

¿Qué hace la ADR? ¿Cuáles son sus metas? Su presidente, Juan Pablo Díaz Granados, nos explica por qué es una de las entidades más valiosas del actual gobierno.

"Pusimos a producir el campo": Presidente de la Agencia de Desarrollo Rural Desde que la ADR inició sus operaciones se han beneficiado 8.757 productores. Foto: Cortesía Min Agricultura

D esde su inicio, el gobierno de Juan Manuel Santos reconoció el potencial del campo colombiano y por eso le ha dado un impulso histórico con más recursos y nueva institucionalidad. Bajo esa premisa nació en 2015 la Agencia de Desarrollo Rural (ADR) en cuya estructuración tuve el honor de participar como viceministro.

La ADR es el principal aliado del campo pues propicia que los campesinos, los indígenas y los afrodescendientes del país encuentren en la producción agropecuaria alternativas para vivir dignamente. La agencia entrega la infraestructura, tecnología y conocimientos que se necesitan para trabajar mejor y elimina intermediarios innecesarios para llevar los productos de la tierra a la tienda.

Desde que empezamos con la estructuración de la ADR, tuvimos siempre en mente el irónico contraste que ha vivido el desarrollo rural en Colombia. En este país contamos con una topografía especial y con una gran variedad de recursos naturales, por esto existe una importante población rural que vive de trabajar el campo. Sin embargo, estas mismas personas han tenido que ser testigos directos y muchas veces víctimas del conflicto armado, lo que generó, además de un drama humano, limitaciones en el dinamismo y crecimiento de la productividad agropecuaria.

Si consideramos que la expansión rural es un instrumento fundamental para impulsar la transformación del agro, tenemos como principal reto poner a producir el campo mediante la formulación y ejecución de planes y proyectos integrales de desarrollo agropecuario y rural con enfoque territorial.

Desde 2016, año en el que la ADR inició sus operaciones, se cofinanciaron 102 proyectos por 71.054 millones de pesos y se beneficiaron a 8.757 productores, de los cuales el 27,1 por ciento son víctimas y el 6,5 por ciento pertenecen a una comunidad étnica. Del mismo modo, se encuentran en proceso de estructuración 79 proyectos que buscan ayudar a cerca de 8.702 pequeños y medianos productores con un valor de 102.756 millones de pesos.

Así mismo, la ADR realiza la administración, operación y conservación de los 15 distritos de riego de mediana y gran escala de su propiedad, de los cuales administra directamente seis, sumado a los tres proyectos considerados estratégicos con una inversión de 17.570 millones de pesos entre 2016 y 2017. De manera complementaria se están realizando estudios de factibilidad de 53 proyectos en diez departamentos para un área total de 56.483 hectáreas.

Una de las metas principales del actual gobierno es la del desarrollo rural en este cuatrienio y para esto se necesitan 102.670 hectáreas con distritos de riego construidos o rehabilitados. La ADR, en un gran esfuerzo, llegará a las 168.874 hectáreas, es decir que cumplirá con 164,5 por ciento.

Con estos y otros esfuerzos, lograremos que los campesinos, indígenas y afrodescendientes que busquen el apoyo de la Agencia de Desarrollo Rural demuestren que “Mi Campo Produce”.

*Presidente de la ADR.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1933

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.