Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 8/20/1990 12:00:00 AM

Amor en el aire

Spielberg se aleja de los efectos especiales y logra la tierna historia de un romance.

Amor en el aire, Sección Cultura, edición 429, Aug 20 1990 Amor en el aire

"SIEMPRE"
DIRIGIDA POR STEVEN SPIELBERG
Con Ricahrd Dreyfuss y Holly Hunter
No hay monstruos mecánicos. No hay "gremlins" que ataquen a Nueva York ni tiburones que den vueltas eternamente alrededor de los bañistas asustados, ni siquiera un cazador en busca de un arca encontrada. Para sorpresa de quienes no se pierden una sola de las películas de Steven Spielberg y su empresa Amblin, en esta ocasión se trata de una historia de amor y lo que es peor, una historia de amor a tres bandas, entre un piloto que se murió en desempeño de su oficio, su joven esposa y un apuesto desconocido que aparece en el paisaje lleno de árboles canadienses.
La historia fue tomada de un clásico con Spencer Tracy y cuenta cómo, ese marido llamado Peter (interpretado con humor por Dreyfuss, quizás uno de los mejores comediantes de Hollywood), al morir no puede quedarse tranquilo en el cielo y regresa a servirle de apoyo a la viuda, mientras se organiza de nuevo. El tema no es original, por supuesto, y actualmente en Colombia se ve una obra teatral basada en la historia de Bahía contada varios años atrás por Jorge Amado.
Pero, lo que convierte una película sencilla, modesta de presupuesto y con tres excelentes actores como estos en un acontecimiento, es la ternura con la cual Spielberg y su guionista Jerry Belsen, mezclan la fantasía con la realidad, los sueños con los dolores, las alegrías con esas ilusiones que van volviéndose cenizas en medio de los incendios forestales: Spielberg gozó como un loco organizando la filmación de esas escenas escalofriantes en las cuales Dreyfuss, siempre retando al destino porque sale apenas con la gasolina indispensable para regresar a la base después de combatir las llamas ajenas, entra y sale del infierno forestal, canta en el aire y le hace guiños a la muerte mientras la mujer sigue en tierra, esperándolo.
Hay humor a lo largo de la historia y también fantasía cuando ese piloto, ya muerto, regresa y acompaña a la muchacha en sus momentos más duros, hasta cuando aparece ese ser inocente tocado por las hadas.
Spielberg tiene una cualidad que pocos directores norteamericanos conservan: la inocencia. Eso se siente en la forma como relaciona al marido difunto, con el nuevo amor y con la muchacha, mientras los aviones salen y llegan, se destruyen y el cielo se cubre de incendios infinitos. Son inocentes las escenas de amor y los diálogos, son inocentes las propuestas de ese otro piloto para quien la vida es algo más que esos combates diarios.
Es la misma inocencia de "E.T." o la de ese tiburón que mata sin darse cuenta de los destrozos que provoca.
"STANLEY E IRIS"
DIRIGIDA POR Martin Ritt
Con Robert de Niro y Jane Fonda.
Stanley no sabe leer ni escribir, tiene un padre muy enfermo y son muy pobres, tanto que al descubrir que no puede seguir atendiéndolo tiene que recluirlo en un ancianato y allí lo pierde. Stanley se guarda las emociones y el día que en el trabajo, la cocina de una fábrica, descubren que no sabe distinguir las etiquetas de los envases y puede confundir un veneno con la harina para el pan, lo echan a la calle y queda vagando por esos parques donde antes iba memorizando los nombres de los árboles sin saber cómo se escribían. Stanley es Robert de Niro.
Iris es viuda, vive con una hermana y sus hijos, lleva una vida muy dura porque lo poco que gana en la fábrica de pasteles apenas le alcanza para mantener a su familia. Iris descubre la soledad de Stanley y lo que es peor, descubre que no sabe leer ni escribir. Entonces intenta ayudarlo pero Stanley es tímido, mejor, es salvaje. Iris es Jane Fonda.
El director Martin Ritt, uno de los grandes veteranos de Hollywood y realizador de películas tan importantes como "Norma Rae" (sobre una líder sindicalista) y "Hud el indomable" (con Paul Newman), se ha embarcado en una película que al momento de ser exhibida en Estados Unidos provocó una de las mayores controversias. Con esta historia, los norteamericanos descubrieron que millones de adultos no saben leer ni escribir y lo que es peor, han sido abandonados por sus familias y el gobierno al azar, como animalitos desvalidos.
La relación entre esa mujer viuda y cansada de la vida, que lleva muchos meses sin afecto, y ese obrero vagabundo que ahora es desempleado e intenta entender lo que está ocurriendo a su alrededor, golpeó a muchas personas y puso en marcha una serie de actividades para facilitar la enseñanza alfabetizadora a quienes la necesitan.
Martin Ritt, un hombre afable que representa una de las tradiciones del Hollywood clásico, respondió con una frase lacónica al enterarse de las reacciones provocadas por su película: "Es bueno que de vez en cuando, el cine sirva para algo más que aumentar las cuentas bancarias de los productores".
De otro lado se halla el espectáculo, por primera vez, de dos actores como estos en una relación amorosa. Todo un acontecimiento, especialmente en una de las escenas claves de la película: cuando ella se ofrece para enseñarle, viene el bus que no puede perder, está lloviendo, él duda si acepta o no, ella avanza hacia el vehículo y sube, él se queda en la acera mojándose y la mira como un perro desvalido. Ella se baja del bus y le da la mano. Para alguien como Ritt, esos gestos mínimos eran suficientes.-

EDICIÓN 1874

PORTADA

La orquesta del Titanic

Para tomar decisiones en el Consejo Nacional Electoral son necesarios 6 de los 9 votos. Cinco de esos votos ya están listos contra la posibilidad de que exista una candidatura viable de centro. La determinación del Consejo Nacional Electoral no será jurídica, sino exclusivamente política.

Les informamos a todos nuestros lectores que el contenido de nuestra revista impresa en nuestro sitio web será exclusivo para suscriptores.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com