Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 8/21/1995 12:00:00 AM

DURO APRENDIZAJE

La universidad, una metáfora de la explosiva sociedad norteamericana.

DURO APRENDIZAJE DURO APRENDIZAJE


DIRECTOR: JHON SINGLETON
PROTAGONISTAS: LAURENCE FISHBURNE, OMAR EPPS Y KRISTY
SWANSON

PARA LA GENTE que cree que la vida universitaria gringa tiene los colores rosa-bronceado de los chicos de Beverly Hills, esta película tiene que ser un golpe. Y es esa precisamente la intención de un experto en golpizas cerebrales como el joven director norteamericano John Singlenton, quien ya había conmovido de sobra a la opinión pública con su película Los dueños de la calle. El, junto con Spike Lee, se han convertido en la voz y sobre todo la imagen de las comunidades afro-americanas con su despliegue de valentía a la hora de decir las verdades tanto a negros como a blancos y sus originales y frescas propuestas cinematográficas.
En Duro aprendizaje el increíble encuentro multirracial, sexual, social, económico e intelectual que se da en una universidad se convierte en la metáfora perfecta de la explosiva sociedad norteamericana. Allí llegan el negro atleta que sólo cuenta con sus piernas largas, la joven inexperta, o el blanco despreciado. Todos se encuentran de pronto en la misma frágil burbuja, sin que nadie les enseñe cómo deben compartir un espacio y un proyecto de vida artificial. Pero el monstruo de la comunidad universitaria desarrolla, sin que se sepa cómo múltiples tentáculos como sus pandillas negras o de cabezas rapadas, como sus niños violadores y niñas violadas, que amenazan con hacer explotar el mundo entero.
Singlenton realiza desde allí su historia, con momentos de lucidez para captar la semilla de la vida en medio de una lógica que la niega, con sus personajes positivos como el profesor Phipps, con sus antimodelos encantadores como el rebelde Fudge, con sus exposiciones de teorías de convivencia. Pero termina dando en una metáfora sesgada y en los últimos momentos definitivamente melodramática, muy por debajo de los interesantes retratos antimoralizantes de películas como Haz lo correcto de Spike Lee, en la cual la misma temática se salvaba con un poco de buen humor, un elemento que sin duda se echa de menos en el cuadro a veces caricaturesco que ofrece Singlenton en esta producción.

LA CUBA DE GARCIA
LOS ASISTENTES al Festival de Cine de Cartagena del año pasado tuvieron la oportunidad de asistir al lanzamiento de un documental sobre la vida y la obra de Cachao, el legendario músico cubano que fue uno de los padres de los ritmos latinos contemporáneos. El autor era Andy García, el cubano que se ha convertido en uno de los más cotizados actores de Hollywood.
Después de su paso por el cine documental, el propio García esta a punto de debutar como director de ficción. La película se titula The Lost City, y es la historia de un propietario de cabaret que decide hacer del establecimiento una reliquia testimonial de la época de Batista, ante la irrupción inminente del líder revolucionario Fidel Castro en la isla cubana. Los protagonistas serán Andy García y Robert Duvall.


LA ULTIMA SEDUCCION
En su tercera película, John Dahl hace gala de su sabio y absoluto cinismo.

DIRECTOR: JOHN DAHL
PROTAGONISTAS: LINDA FIORENTINO, BILL PULLMAN, PETER BERG,
J. T. WALSH, BILL NUNN.

SI HAY ALGO QUE haya caracterizado al director John Dahl a lo largo de su carrera es su placer por analizar la maldad en sus más variadas interpretaciones. Su tendencia quedó manifiesta desde su primera película, La muerte golpea dos veces (1989) y adoptó otros matices en Red Rork West (1993).
Ahora, en La última seducción, Dahl ha tomado un personaje en particular para explorar en él todo el cinismo del que es capaz. Ese personaje es una mujer, inescrupulosa hasta el límite, que debe escampar algún tiempo en un pequeño y aburrido pueblo, después de haberse robado el millón de dólares que su esposo ha obtenido como ganancias en una transacción de narcóticos en Nueva York. Haciendo gala de un cinismo desenfrenado, esta mujer -interpretada por Linda Fiorentino- utilizará todas sus virtudes de 'mujer fatal' para manejar a su antojo a cuanto hombre encuentre en aras de llevar a feliz término su plan.
La moral tradicional de un pueblo cuyos habitantes no han vivido nada emocionante en años, contrasta con la irrupción demoledora de una forastera que trae consigo todos los vicios de la gran ciudad. Así, la perversa feminidad de la mujer contrasta con la ingenuidad de un hombre rural, fácil presa para sus propósitos, que ha visto en ella la última oportunidad de hacer de su vida algo más que respirar en un pueblo anquilosado en su quietud de marras.
Con sobriedad y sin los escándalos que suelen utilizar muchos directores de Hollywood en este tipo de películas, Dahl centra toda la energía del filme en Linda Fiorentino, en su habilidad para conducir la trama según sus designios hasta el colmo de la perversión: el triunfo definitivo de su maldad como contrapeso a la eterna esperanza de los mortales de que el crimen siempre pague.

EDICIÓN 1879

PORTADA

Gustavo Petro: ¿Esperanza o miedo?

Gustavo Petro ha sido un fenómeno electoral, pero tiene a muchos sectores del país con los pelos de punta. ¿Cómo se explica y hasta dónde puede llegar?

Les informamos a todos nuestros lectores que el contenido de nuestra revista impresa en nuestro sitio web será exclusivo para suscriptores.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com