Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/21/1988 12:00:00 AM

LA PRIMERA PIEDRA

La "Historia de Bogotá" de Villegas Editores, premiada en Frankfurt, recoge lo más importante sobre el tema.

LA PRIMERA PIEDRA, Sección Cultura, edición 338, Nov 21 1988 LA PRIMERA PIEDRA
Los tres volúmenes de la "Historia de Bogotá" que la Fundación Misión Colombia y Villegas Editores acaban de entregar al público, constituyen el más vasto esfuerzo realizado hasta hoy para dar una visión amplia, completa y coherente de lo que ha sido el devenir de Bogotá desde sus origenes más remotos -el mito y la leyenda- hasta las más actuales circunstancias. Parece increíble, pero hasta la fecha no se había intentado realizar una empresa así. Si se disponía de algunos pasajes históricos sobre la capital, éstos, centrados en episodios o períodos más o menos determinados, resultaban limitados en su esfera y fragmentados de una historia global de la ciudad. Ahora se está ante una obra que, llenando este vacío, se destaca como uno de los más significativos esfuerzos en el campo de la historiografía, enmarcado en los actos de conmemoración de los 450 años de la fundación de Santa Fe de Bogotá.
Esta historia, que se presenta como un tríptico -"Conquista y Colonia" (Vol. I) "Siglo XIX" (Vol. II) y "Siglo XX" (Vol. III)-, convierte la información dispersa en crónicas y narraciones, en archivos y documentos, en ensayos y volúmenes de historia, en una obra única y caudalosa escrita con la seguridad y solidez de quien adelanta una labor con un criterio eminentemente profesional.
A pesar de la desorganización de archivos y bibliotecas en Colombia, y del escaso interés oficial por la preservación de la historia del país, los autores de esta obra han superado con paciencia y tesón admirables las grandes dificultades, que hacían de un trabajo así una empresa casi descabellada. Las sesenta entidades que entre museos, archivos, bibliotecas, academias e instituciones abrieron sus puertas a los investigadores, dan una prueba palpable de la minuciosidad de la investigación adelantada. Es de suponer que no hubo fuente autorizada que no fuese consultada. Cubriendo todos los frentes de la actividad social, política, militar y religiosa, esta obra, por fin, nos relata cómo ha trascurrido el tiempo, cómo se han sucedido las épocas, cómo se ha transformado la pequeña aldea en la gran ciudad. Si la investigación realizada fue exhaustiva, esto no es, sin embargo, lo fundamental. Lo que es necesario reseñar aquí son los resultados de esa investigación, que están a la altura del compromiso adquirido de la meta propuesta: entregarle a Bogotá una historia de su existencia, una historia objetiva dentro de los márgenes de lo posible.
Si bien el libro es rico en la exposición de los hechos y circunstancias que han dejado huella en la historia de la ciudad, el aspecto gráfico de la obra es realmente excepcional y sugestivo. Aquí reside buena parte de su éxito. Y es que en estos tiempos, la cultura visual ha creado tal hábito en la manera de percibir las cosas, que sin este aspecto la erudición histórica puede perder adeptos. La colección de grabados, estampas, mapas, retratos, dibujos, fotografías e ilustraciones de todo orden enriquecen la obra, tanto en su sentido documental como en su acción evocadora.
Para los apasionados por la historia este libro es ampliamente satisfactorio y para quienes se acerquen por curiosidad a sus páginas, resulta tan revelador como entrañable. La narración fluida, el estilo llano y directo, la presentación de los hechos sin pretensiones dogmáticas hacen de esta, una obra de fácil acceso y agradable lectura.
Si bien el plan de la obra es discutible -como algunos juicios históricos allí emitidos-, está cabalmente desarrollado, con suspicacia y con inteligencia, llevando a término, con interés y lealtad, un trabajo que si por una parte revela la pasión por las disciplinas históricas y el fervor en el encuentro con el pasado, por otra expresa la lúcida mirada sobre el presente y la destreza y el vigor para argumentar en su favor ante el tribunal de la Historia. Enrique Pulecio.

EDICIÓN 1879

PORTADA

Gustavo Petro: ¿Esperanza o miedo?

Gustavo Petro ha sido un fenómeno electoral, pero tiene a muchos sectores del país con los pelos de punta. ¿Cómo se explica y hasta dónde puede llegar?

Les informamos a todos nuestros lectores que el contenido de nuestra revista impresa en nuestro sitio web será exclusivo para suscriptores.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com