Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/29/1996 12:00:00 AM

BIENVENIDOS AL PASADO?

LAS MEDIDAS DE COMERCIO EXTERIOR CONTRA EL LAVADO DE DINERO SERIAN UNA ESTRATEGIA CAMUFLADA PARA REVERTIR LA APERTURA ECONOMICA.

BIENVENIDOS AL PASADO? BIENVENIDOS AL PASADO?
Dicen por ahí que a veces el remedio es peor que la enfermedad. Lo que resulta difícil de creer es que, en el caso de la economía, los efectos negativos de un remedio puedan ser tan graves como para amenazar la apertura comercial colombiana. Para algunos eso estaría sucediendo con las medidas adoptadas en días pasados por el gobierno para atacar el lavado de dólares, controlando la llamada subfacturación de importaciones. Para nadie es un secreto que uno de los mecanismos más utilizados para entrar dólares ilegales al país consiste en facturar los productos importados con precios menores que los realmente pagados, usando así menos divisas legales en la transacción y cubriendo la diferencia con recursos ilícitos. Las resoluciones expedidas el 22 de marzo pasado buscan controlar este fenómeno. En ellas se le ordena al Instituto de Comercio Exterior Incomex que rechace el registro de importación de un producto cuando el precio consignado en él difiera del que el Instituto tiene en su base de datos para el mismo producto. Pero los controles no terminan allí. Si los importadores logran hacer la importación _después de pasar la prueba de acertarle a los precios que tiene el Incomex_ este mismo instituto deberá verificar que sea sobre esos valores que se paguen los aranceles respectivos y se hagan los giros de divisas correspondientes.Para el viceministro de Comercio Exterior, Alfonso Llorente, las medidas no representan ninguna novedad: "Tan sólo se trata de desempolvar cosas que la Dian _Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales_ debería haber hecho hace rato, pero que no hizo. No podemos quedarnos más tiempo con los brazos cruzados frente a problemas tan graves como el contrabando y el lavado de dinero". Pero si bien muchos coinciden en que se trata de un propósito plausible, según algunos analistas la medida hace más daño que bien. El ex ministro de Hacienda, Rudolf Hommes, le dijo a SEMANA: "Está claro que hay sectores productivos que deben ser protegidos de la subfacturación de importaciones, como es el caso de los textiles, las confecciones y los zapatos, pero para el resto de los productos estas medidas son tan sólo un control a las importaciones. Morris Harf es un ministro muy inteligente y conoce muy bien el comercio exterior, pero es un cerradurista y sabe muy bien cómo cerrar la economía elegantemente".Sobre el carácter proteccionista de las medidas coincide Sabas Pretelt, presidente de Fenalco y del Consejo Gremial: "Es un retroceso lamentable: se trata ni más ni menos que de la reinstauración de la licencia previa de importación en Colombia. Esta medida conducirá a restaurar el poder discrecional de algunos funcionarios públicos en el comercio exterior, lo que redundará en un aumento de la corrupción". Y es que muchos consideran que es un inmenso error dejar que un funcionario con un computador decida a qué valor se debe hacer una importación y cuál es la base gravable para pagar los aranceles. Esta situación se hace más difícil si se tiene en cuenta que el Incomex no tiene en sus bases de datos los precios de todos los productos que se importan al país, y aunque así fuera, nada garantizaría que estos precios correspondieran exactamente a aquellos de los mercados mundiales. Como le dijo a SEMANA un analista del comercio exterior: "La medida supone que todo lo que importa Colombia son 'commodities', cuyos precios internacionales son homogéneos y se pueden monitorear día a día. Como la realidad no es así, los importadores van a terminar pagando lo que diga un funcionario público, y van a desaparecer figuras como los descuentos por volumen o los precios preferenciales de las casas matrices a sus filiales. Es el terreno más fértil para el resurgimiento de los sobornos". Y es que por la vía de fijar unos mayores precios de importación la medida puede terminar favoreciendo a los lavadores de dólares. Para muchos analistas el lavado de divisas ilegales a través de la subfacturación de importaciones no es nada comparado con el que se da por la vía del contrabando abierto. En palabras de Sabas Pretelt: "Las medidas van a llevar a un aumento en los costos de los importadores, representando así un estímulo más a los contrabandistas para hacer su gran negocio".Para algunos el debate sobre la idoneidad de las medidas adoptadas puede trascender las fronteras nacionales, pues ellas serían violatorias de compromisos internacionales adquiridos por el país. Según el ex director de la Dian, Pedro Nel Ospina, "se están incumpliendo los acuerdos sobre valoración aduanera previstos en la decisión 378 de 1995 del Grupo Andino, así como los acuerdos sobre licencias suscritos en el marco de la Organización Mundial de Comercio" _OMC_. Pero la vulnerabilidad jurídica de las medidas también se daría en el marco de la normatividad nacional. Como le dijo a SEMANA un reconocido abogado dedicado a materias comerciales internacionales: "Las resoluciones en cuestión van en contra de lo dispuesto por el decreto 2350 de 1991, que constituye el marco de la normatividad del comercio exterior colombiano, pues le dan al Incomex atribuciones que exceden claramente las que le otorga dicho decreto".El debate sobre si las medidas adoptadas constituyen efectivamente el cierre de la economía se resolverá cuando el Incomex las reglamente y las ponga en marcha en los próximos días. Lo más paradójico de todo es que su fragilidad jurídica podría llevar a que varios perjudicados las demandaran sin tener en cuenta ninguna consideración económica.

EDICIÓN 1906

PORTADA

“La gran bandera del gobierno es la equidad”

El presidente explica sus prioridades, qué problemas encontró, cómo quiere cambiar la política y cómo va a manejar su gobernabilidad.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1906

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.