competencia

Farmalisto, en la lupa por presuntamente inflar el precio de antibacteriales

La Superintendencia de Industria y Comercio le formuló pliego de cargos a la droguería 'online'. Habría obtenido márgenes de ganancias de hasta 1.000 por ciento.


La droguería online Farmalisto quedó este martes bajo la lupa de la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC), que la investigará por presuntamente aumentar los precios de los geles antibacteriales en plena pandemia.

De acuerdo con la SIC, el objetivo será establecer si Farmalatam Colombia, empresa dueña de Farmalisto, fijó de manera equitativa el precio de estos productos. De ser así, habría infringido la normatividad vigente en medio de la emergencia sanitaria que ha causado el coronavirus en el país.

Según la resolución emitida por la Superindustria, "Farmalatam Colombia se habría aprovechado de la situación de emergencia sanitaria para incrementar de manera significativa e injustificada los precios de algunas presentaciones de geles antibacteriales, producto declarado como indispensable en la reducción del riesgo de contagio de la covid-19”.

Así las cosas, Farmalisto presuntamente habría aumentado los precios con el único fin de obtener mayores ingresos “en perjuicio de los consumidores”, explicó la SIC.

La entidad agregó que el margen de ganancias que obtenía la compañía por esta práctica podría oscilar entre el 500 y el 1.000 por ciento. 

    Estos geles antibacteriales habrían sidos adquiridos y comercializados aproximadamente cuatro días después de que se confirmaron los primeros casos de coronavirus en el país, y uno de estos productos sería de una marca exclusiva de una de las reconocidas tiendas de descuento, donde su precio sí se mantuvo constante.

    En el caso en que la investigación evidencie que sí existió este aumento indiscriminado de precios, lo que constituye una clara violación a las normas de libre competencia, la Superindustria podrá imponerle a Farmalatam Colombia una sanción de hasta 100.000 salarios mínimos mensuales (más de 87.000 millones de pesos). 

    No obstante, la Superindustria aclaró que "la compañía investigada podría acogerse al Programa de Beneficios por Colaboración y si las pruebas que entrega son útiles, pertinentes, conducentes y dan cuenta de las conductas restrictivas de la competencia llevadas a cabo, podría tener un beneficio de hasta el 100 por ciento de exoneración de la sanción".