Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/29/2007 12:00:00 AM

Los nuevos jeques

Más de 400.000 colombianos son ahora socios directos de la empresa petrolera insigne, que nunca será igual.

Los nuevos jeques Javier Gutiérrez, presidente de Ecopetrol, fue el artífice de esta exitosa capitalización, que se hizo por la vía de democratizar la propiedad accionaria
Nunca antes en Colom-bia una venta de acciones tuvo tanto éxito. En menos de un mes se 'movilizaron' recursos por 6,57 billones de pesos, lo que equivale a más de 2 puntos del Producto Interno Bruto (PIB) del país. Ni los más optimistas de Ecopetrol, ni los grandes inversionistas institucionales, y ni siquiera el gobierno se imaginaban esa cifra.

Aunque no todo es plata contante y sonante, pues una proporción de las acciones se pagará a crédito, el grueso de la operación se desembolsará en noviembre cuando se cancele a la petrolera las acciones adquiridas de contado (hasta el momento ya entró el 15 por ciento de cuota inicial).

Desde los colombianos más humildes hasta los más pudientes participaron en esta masiva convocatoria. Aunque más de 400.000 personas naturales adquirieron directamente acciones de Ecopetrol, por la vía de los fondos privados de pensiones (AFP) unos siete millones de colombianos son accionistas indirectos de la empresa.

Si la transacción se mide en dólares, unos 3.000 millones, hay que decir que se trata de la mayor operación bursátil en América Latina de 2007. "Sin duda, una emisión de esta naturaleza ya quedó 'ranqueada' dentro de las grandes transacciones en el mercado de capitales", dice el banquero de inversión Jorge Castellanos Rueda.

Lo más sorprendente de este proceso es que no sólo fue apoyado por los inversionistas tradicionales, como los fondos privados de pensiones (compraron 2,6 billones de pesos) que contrataron asesores externos e hicieron una exhaustiva evaluación de riesgo antes de tomar la decisión, sino por colombianos comunes y corrientes que se apuntaron a la convocatoria que, por lo demás, contó con una exitosa campaña publicitaria respaldada por el comercio.

¿De dónde salió tanta plata para invertir en acciones de Ecopetrol?. Pues buena parte se trató de un redireccionamiento del ahorro privado hacia títulos de la petrolera: algunos colombianos salieron de otras acciones o dispusieron de sus ahorros en depósitos a término y otros le apostaron al futuro y compraron a crédito. En el caso de los fondos privados de pensiones hubo una recomposición en los diferentes portafolios en pensiones obligatorias, cesantías y voluntarios.

Ecopetrol es la cuarta empresa que se capitaliza vía democratización en Colombia. Lo antecedieron ISA, ETB, Isagén y el Grupo Aval. Todos han tenido éxito y han generado confianza en las acciones.

Al son privado

A partir de la entrada de más del 10 por ciento de capital privado, por ley Ecopetrol queda organizada como una sociedad de economía mixta y deja de ser industrial y comercial del Estado.

Palabras más, palabras menos, se está ante una nueva empresa. Desde ahora el régimen aplicable a Ecopetrol será el del derecho privado. Esto supone más agilidad y flexibilidad en su capacidad de endeudamiento e inversión y menor rigidez presupuestal.

No menos importante es que se modifican las reglas laborales. Los empleados de Ecopetrol tendrán el carácter de trabajadores particulares y así se eliminan muchas de las restricciones para la fijación de salarios, como la libertad para contratar y ofrecer remuneraciones competitivas. Y así pueden ponerle freno a la fuga de cerebros a las multinacionales. De todos modos, los trabajadores y los pensionados continuarán rigiéndose por las normas que hoy les son aplicables en materia de seguridad social.

El cambio en la naturaleza jurídica de Ecopetrol podría tener efectos sobre las finanzas públicas. En adelante la petrolera no estará obligada a entregarle al gobierno el ciento por ciento de las cuantiosas utilidades que genere cada año para 'engordar' su presupuesto, como se viene haciendo.

La asamblea general de accionistas decidirá la distribución que se haga de las ganancias. Como mínimo, tendrá que compartir con los accionistas privados el 10,1 por ciento, quienes de paso tendrán un puesto en la junta directiva. El gobierno estima que recuperará a mediano plazo esos eventuales ingresos perdidos, gracias a que se espera que Ecopetrol, ya libre de las restricciones burocráticas, aumente sus utilidades, como ocurrió con Petrobras.

Contar con capital privado le generará otra gran ventaja a la petrolera: en adelante podrá incrementar el presupuesto de inversión a un nivel que le permita competir con las grandes multinacionales, sin afectar las finanzas públicas.

Tendrá muchas más facilidades para endeudarse, y el presupuesto de la compañía dejará de estar sometido a las restricciones fiscales que tienen las empresas del sector público. Además, Ecopetrol se quita de encima algunas de las cargas fiscales que en la actualidad tiene, pues ahora serán asumidas por la Nación.

Igualmente importante es el efecto que tendrá la entrada de la acción de Ecopetrol a la Bolsa de Valores de Colombia, a partir del 19 de noviembre. Sin duda será el título de mayor bursatilidad (la posibilidad de encontrar compradores o vendedores con relativa facilidad). Se prevé que Ecopetrol disparará la capitalización bursátil (valor dado a una empresa en Bolsa) de las sociedades que cotizan en el mercado accionario, gracias a su enorme valor patrimonial.

En los próximos días se espera que Ecopetrol delimite el número de accionistas que finalmente quedarán como socios. La regla establece una emisión hasta 5,7 billones de pesos, cifra que se superó en cerca de un billón, por lo tanto, se hará un corte que sacará una porción de quienes fueron los mayores compradores. Aunque algunas personas le han pedido a Ecopetrol cambiar esta regla, no parecería conveniente. Primero, no se hizo esta excepción con Isagén, la más reciente oferta. Segundo, y no menos importante, nunca es recomendable cambiar las condiciones inicialmente establecidas.

Mejor esperar que esas personas que quedaron con apetito por los títulos de Ecopetrol vayan a Bolsa a adquirir esta, que podría ser la gran inversión de los colombianos.

EDICIÓN 1888

PORTADA

Petro vs. López Obrador, ¿cuál es la diferencia?

El recién elegido presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, ha tenido una carrera muy parecida a la de Gustavo Petro. ¿Por qué uno pudo llegar al poder y el otro no?

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1889

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.