Bolsa de Valores de Colombia
Esta fue una semana de resultados erráticos para la Bolsa de Valores de Colombia. - Foto: Bolsa de Valores de Colombia - foto: Bani G. Ortega.

inversionistas

BVC sorprendió y cerró la semana en positivo, pero con un Ecopetrol que sigue cayendo

La mayoría de los indicadores de este mercado se ubicaron en terreno positivo.

La Bolsa de Valores de Colombia se sacudió del mal arranque y este viernes 9 de diciembre cerró con repunte en sus diferentes indicadores, impulsado por la esperanza que tienen algunos inversionistas de que la próxima semana llegue con buenas noticias en materia de inflación y tasas de interés desde los Estados Unidos, que permitan pronosticar un mejor panorama para el año 2023.

De acuerdo con los reportes de cierre para esta oportunidad, el índice MSCI Colcap, uno de los más importantes para medir el ambiente en este mercado, terminó en 1.236,18 unidades, creciendo de esta forma 0,53 % respecto a las 1.229 que marcaron la referencia. Si bien las primeras horas estuvieron marcadas por un desplome de este indicador, sobre las 10:30 a. m. comenzó a subir, alcanzando incluso máximos de 1.236. En esta ocasión la volatilidad jugó a favor.

Cabe recordar que este jueves el mercado no operó, puesto que el país celebró el día festivo de la Inmaculada Concepción. No obstante, tomando como referencia los resultados de la más reciente jornada hábil, el pasado miércoles, hay que tener presente que ese día el Colcap terminó en 1.229,65 unidades, cayendo de esta forma -0,56 % respecto a las 1.236 que marcaron la referencia en ese momento.

Indicadores
Indicadores - Foto: Getty Images/iStockphoto

Dando un vistazo a las otras dos grandes referencias de la BVC, finalmente el COLSC y el COLIR rompieron la disparidad y se pusieron de acuerdo, ya que mientras el primero creación 0,21 % a 955,32 unidades, el segundo se le sumó a la tendencia positiva con un repunte del 0,48 % a 789,95 unidades. El mejor desempeño del día fue para los sectores financiero y de la construcción.

Pese a estos buenos resultados, la inflación, la inestabilidad económica mundial, el miedo a una recesión y el ambiente de precaución que se sigue moviendo entre los inversionistas, definitivamente, le han pasado factura la Bolsa de Valores de Colombia, la cual sigue sin reponerse y está muy cerca de completar un nuevo año con saldo negativo. Ni siquiera Ecopetrol, acción estrella de este mercado, ha podido sacar la cara.

Precisamente en lo que respecta a la petrolera estatal, esta no logró un buen cierre de semana, ya que sus acciones cedieron 2,01 %, pese a haber sido la más negociada del día, y terminaron con un precio por unidad de 2.195 pesos. Así las cosas, esta compañía regresa a los bajos niveles que mostró hace más de un mes, pero en esta ocasión como respuesta a la inestabilidad del mercado petrolero.

El petróleo siguió bajando este viernes y el precio del barril de West Texas Intermediate (WTI), el crudo de referencia en Estados Unidos, rozó la cota simbólica de 70 dólares por barril.

Durante la jornada, el WTI bajó hasta los 70,08 dólares por barril en Nueva York, para cerrar en 71,02 dólares, una caída de 0,61 %. El barril de Brent del mar Norte para febrero alcanzó un nuevo mínimo en el año, a 75,11 dólares, para cerrar luego en 76,10 dólares con caída de 0,06 %. Desde el inicio de la semana, algunas noticias potencialmente favorables a una subida de precios no fueron suficientes para frenar la caía del oro negro.

Por último, revisando los resultados de otras firmas que cotizan en la Bolsa de Valores de Colombia, Conconcreto cerró como la más valorizada del día tras crecer un 4,25 % y terminar con un precio por acción de 245 pesos, seguida por preferencial Davivienda (3,38 %), preferencial Bancolombia (2,73 %) y Bancolombia (1,99 %). Entre tanto, a Fabricato (-5,71 %), Canacol Energy (2,36 %) y SDGEB (-2,21 %); no les fue tan bien y terminaron en rojo.

Un reciente análisis de Bloomberg Línea hace una radiografía de este mercado y sostiene que si no logra revertir la tendencia en lo que queda de 2022, completará tres años seguidos de desvalorización. Esto deja claro que el país está perdiendo atractivo como un escenario de inversión seguro, frente a sus competidores en el mundo.

Por ahora, de acuerdo con este informe, los volúmenes de negociación y flujo de capitales sigue cayendo y, faltando 15 días para que acabe el año, acumula un desplome superior al 12 % en lo relacionado con la Capitalización Bursátil. Lo más preocupante es que el ambiente por estos días no da muestras de un cambio en el corto plazo, ya que la volatilidad sigue reinando en los diferentes indicadores.

*Con información de AFP.