paro universitario

Estudiantes solo tendrán diálogo con el Gobierno si participan rectores y profesores

Los representantes estudiantiles declinaron una invitación del Ministerio de Educación para abrir el diálogo para superar la crisis de las universidades públicas, con el argumento de que deben ser incluidos todos los involucrados.


Las marcha del 10 de octubre, convocada por la comunidad académica de las universidades públicas para exigir un presupuesto adecuado para sus instituciones, tuvo eco en la sociedad. No solo hicieron de la manifestación un acto que congregó tanto a asociaciones estudiantiles, sindicatos y universidades privadas, sino que también logró una respuesta inmediata por parte del gobierno nacional.

Para complementar: 10 lecciones que deja la multitudinaria marcha por las universidades públicas

Ante la movilización, el presidente Iván Duque manifestó públicamente que su gobierno, el Congreso y el Ministerio de Educación han hecho un gran esfuerzo para asignar más presupuesto a la educación pública. Así mismo, el gobierno adicionó 500.000 millones a la cartera del sector, pero solo 55.000 millones de ese rubro son para el financiamiento de las instituciones.

Los representantes estudiantiles, rectores y docentes rechazaron el aumento. Jennifer Pedraza, representante estudiantil al Consejo Superior de la Universidad Nacional expresó que el incremento era “pura paja, porque esos recursos están condicionados y no resuelven las necesidades de las universidades públicas”.

“Todo recurso que se le adicione a la universidad pública es valioso. Sin embargo, no me hago muchas expectativas frente a eso hasta que no esté por escrito. Ha pasado muchas veces que le dicen a la universidad pública ‘estos recursos son para ustedes’, pero lastimosamente no llegan. Así pasó con el Iva social”, manifestó por su parte, Alejandro Palacio, presidente de la Asociación Colombiana de Representantes Estudiantiles de la Educación Superior (Acrees).

Ahora, un nuevo escenario para reflexionar y cuadrar presupuesto se avecina. El ministerio de Educación contactó a los representantes de la Acrees para explorar un espacio de diálogo en el que Gobierno y comunidad universitaria trabajen conjuntamente para proponer formas de solucionar la crisis de los claustros oficiales. Sin embargo, la asociación estudiantil no aceptó la invitación por el momento. Para ellos, la conversación debe incluir a otros dos actores claves del sector, rectores y docentes.

Para contexto: De la plaza Che a la de Bolívar: así marchó la Nacional

“Además de ACREES, las otras dos organizaciones son la Unión Nacional de Estudiantes de Educación Superior, UNEES, y la Federación Nacional de Representantes Estudiantiles, FENARES. Por esta razón le solicitamos al Ministerio de Educación que los intentos por establecer este diálogo, en lo que se refiere al estamento estudiantil, involucre a estas tres organizaciones referidas", manifestaron los estudiantes en un comunicado.

Y agregaron: "Consideramos pertinente que dicho escenario de diálogo tenga la presencia activa de los rectores de las universidades públicas, agremiados en el SUE, y de los Profesores Universitarios, quiénes de igual manera participaron en la histórica jornada del 10 de Octubre y quienes también han formulado importantes y convincentes argumentos sobre la situación actual de la educación superior”.

Hasta el momento, el Ministerio de Educación no se ha pronunciado sobre la respuesta de los estudiantes.