nación

“La maternidad tiene unos lados muy oscuros y es hora de ponerlos sobre la mesa”

Ya está en librerías ‘La vida láctea’, un libro en el que los textos y las ilustraciones de Tatiana Andrade y María Camila Sanjinés narran los dolores, miedos, cansancios y neurosis que experimentan las madres durante los primeros meses después del parto.


SEMANA: ¿De dónde nace la idea de hacer ‘La vida láctea’?

María Camila Sanjinés: Yo estaba recién parida y empecé a dibujar en mi celular mientras lactaba a mi hijo y a publicar mis ilustraciones en Instagram, cuando Tatiana me escribió.

Tatiana Andrade: Yo había empezado a escribir cosas cuando vi un dibujo de María Camila que era una mujer amamantando y pensando “quiero viajar, quiero escribir un libro”. Le dije: “Yo también quiero escribir un libro”.

SEMANA: ¿Por qué creen que aún hay tanto tabú alrededor de la maternidad?

T.A.: La maternidad tiene unos lados muy oscuros y muy fuertes y es hora de empezar a hablarlos y ponerlos sobre la mesa.

M.C.S.: A las 12 horas de parir yo le dije a mi prima: “No entiendo cómo ninguna mujer me había dicho que el parto era esto”. Me sentí completamente engañada como si hubiera entrado en una trampa, y creo que eso es muy cruel.

SEMANA: Cada vez más mujeres están narrando la maternidad desde un discurso más crudo…

T.A.: Todos los temas de la mujer se están abriendo por primera vez de una forma casi solapada, sin filtros, sin prejuicios.

SEMANA: ¿Han sentido alguna crítica negativa, como aquello de que ustedes son unas malas mamás por contar esto?

T.A.: Entre uno más se exponga y se sincere, menos críticas reales pueden afectarlo. Haber dejado en este libro esa neurosis me hace estar más tranquila, ya soy capaz de reírme de mí misma y de las mujeres que me quieren dar consejos.

M.C.S.: Dibujar era la única válvula de escape para poder sobrevivir a una maternidad a los 40 años. Este es un diálogo entre dos mamás y dos posibilidades de la maternidad.

SEMANA: Muchas madres se sienten muy solas en su experiencia, ¿por qué?

T.A.: Nadie más podía reconocer mis emociones, nadie más podía vivir la montaña rusa de hormonas en la que estaba montada.

M.C.S.: Este cuerpo ya no te pertenece, debes entregarlo todo. Creo que de ahí viene la verdadera soledad.

Surf que cambia vidas

El proyecto Liga de Surf del Chocó de la Fundación Buen Punto está nominado a los premios internacionales Paz y Deporte de 2018, que se entregarán el 18 de octubre en Grecia. La fundación creada en 2014 en Nuquí, Chocó, participa en la categoría Programa Deportivo Simple del Año, gracias a la labor que realiza con niños y jóvenes en situación de vulnerabilidad. Con los equipos y la capacitación necesaria, la entidad busca que el surf sirva para mejorar la calidad de vida de los menores. Ha contado con aliados importantes como la Unesco, empresas privadas, el gobierno australiano y la Cancillería de Colombia, entre otros. También adelanta otras labores sociales ligadas al deporte. Una en Mosquera donde trabaja con más de 150 niños en un programa de rugby y otra en Bogotá con cerca de 60 menores que practican fútbol. “En Nuquí trabajamos con 250 niños. Los formamos en valores a través del deporte, para tratar de que tengan una realidad diferente y conozcan cosas distintas a lo que ellos ven en su cotidianidad”, dijo a SEMANA Lucas Marroquín Olivera, presidente de la Fundación Buen Punto.