Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/1/2003 12:00:00 AM

"Poeta desde el tuétano y hasta la inmolación"

Heriberto Fiorillo vuelve a sorprender a los lectores con una biografía del desaparecido poeta Raúl Gómez Jattin.

SEMANA: Usted no conoció personalmente al poeta Raúl Gómez Jattin, ¿qué lo atrajo tanto de este personaje como para dedicarle tres años de su vida a investigar la de él?

Heriberto Fiorillo: La poesía de ningún otro poeta colombiano había logrado estremecerme tanto. Eso fue lo primero. Después, enterarme del precio que estuvo dispuesto a pagar por la poesía: su vida entera. Y, claro, lo que pasaba en su mente, cargada de imaginación, de droga, musas y fantasmas. Nada más atrayente para un escritor que lo que ocurre en el interior de un personaje como Gómez Jattin.

SEMANA: Mucha gente ve a Gómez Jattin bajo la simple etiqueta de 'poeta maldito', ¿qué tan maldito y qué tan poeta era este autor?

H.F.: Poeta desde el tuétano y hasta la inmolación. No tiene par en Colombia. Maldito fue un adjetivo que le colgaron porque siguió a Rimbaud en su necesidad de desordenar los sentidos y dejar entrar la musa, así se le colaran a él ciertos demonios. O por su sino trágico, hallado en el dolor y buscado con cierta complacencia: "Soy el único escritor maldito que se acuesta temprano", solía decir Raúl en broma y maldecía en serio a quienes lo llamaban maldito.

SEMANA: ¿Cree que la enfermedad y el vicio hubieran terminado por impedir que Gómez Jattin continuara escribiendo?

H.F.: Al final, atizado por el vicio, la enfermedad no le daba tregua. Entonces, en medio de sus monólogos, decía que quería volver al teatro. Escribía a veces, pero versos sueltos, pensamientos breves, inocuos, a cambio de unas monedas. Los demonios ya no le dictaban poemas. Le dictaban quizá su propia vida. Sólo él y ellos lo saben.

SEMANA: ¿Cuál es el poema o el trabajo que más le gusta de Gómez Jattin?

H.F.: Escogencia tan difícil como improbable, los poemas que me gustan de Raúl son muchos y tan largos que aquí no cabría uno solo, pero suelto un fragmento que nos alcanza: "En este cuerpo / en el cual la vida ya anochece / vivo yo / vientre blando y cabeza calva / pocos dientes / y yo adentro / como un condenado?".

EDICIÓN 0

PORTADA

Las 100 empresas más grandes de Colombia (…y las 900 siguientes)

En un año de altibajos en la política y la economía, el petróleo fue el gran impulsor de los resultados empresariales. El país volvió por la senda del crecimiento, aunque este todavía luce débil. Por eso se requieren señales claras que consoliden los resultados.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1934

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.