finanzas

¿En qué no gastan los millonarios su dinero?

Algunos gastos pueden no ser realmente necesarios.


Manejar adecuadamente el dinero es todo un reto y eso lo saben muy bien los millonarios, quienes tienen que asegurarse de administrar debidamente su riqueza para evitar despilfarrarla y perder el capital que acumularon por años.

Es también un asunto que entienden quienes deben hacer rendir sus ingresos mensuales, haciendo malabares para cumplir con cada una de sus obligaciones. Para lograrlo, la principal herramienta que aconsejan los expertos en finanzas personales es elaborar un presupuesto, en el que se consignen los gastos y recursos disponibles para pagarlos.

Al momento de realizar dicho presupuesto es posible que la persona note que ciertos costos están generándole una fuga en sus ingresos, aunque no siempre sean necesarios. De acuerdo con un artículo del medio El Cronista, aprender a gestionar el bolsillo de forma estratégica puede ser el comienzo de un camino para obtener la libertad económica que se desea a futuro, pero ello implica hacer ciertos cambios, tal como lo hicieron los millonarios.

Según el referido texto, las personas que cuentan con estabilidad financiera y son hoy referentes en el mundo por el dinero que poseen tomaron ciertas decisiones -quizá inteligentes- que les han funcionado bastante bien en este proceso.

El detalle de estos hábitos que adoptaron están enlistados en un informe de Reader’s Digest, compartido por múltiples páginas en internet. A continuación se enlistan algunos de estos gastos que evitan los multimillonarios y las razones por las que pueden estar afectando las finanzas personales.

Uno de los errores más frecuentes que cometen las personas y que afectan significativamente su economía es depender de las tarjetas de crédito. Si bien el plástico es un producto financiero de gran utilidad, esto solo es así cuando se emplea adecuadamente. En cambio, el hábito de acumular tarjetas de crédito, con sus respectivos intereses y seguros, puede implicar un peso adicional sobre la economía personal que a la larga puede no ser tan positivo.

El principal riesgo que se corre con los créditos es creer que se tiene libertad de uso sobre dicho dinero, sin considerar que se trata de recursos prestados y que luego será necesario reponerlos; por ello, los millonarios no desperdician su plata en ello.

Otro de los gastos que consideran innecesarios son los objetos de lujo, como ropa o relojes de marca, a la final lo que vale realmente es la utilidad del producto. En ese sentido, no es de extrañar que reconocidos personajes como Mark Zuckerberg o, en su momento, Steve Jobs utilizaran prendas poco ostentosas, como jeans, camisetas y zapatos deportivos.

Bajo esa misma postura, los multimillonarios se abstienen de perder su dinero en cosas que no requieran. En el manejo de las finanzas personales, por ejemplo, las compras impulsivas son consideradas una mala práctica, porque suelen responder a una emoción más que a una necesidad.

En su lugar, lo preciso es ahorrar ese dinero o emplearlo de una manera más inteligente, como destinarlo a un fondo para invertir. De nuevo, la clave está en la administración.

La misma razón justifica el porqué los famosos millonarios no invierten en servicios de televisión o videojuegos. De acuerdo con lo expuesto por el informe de Reader’s Digest, compartido por Business Insider, la costumbre de estar durante horas frente a las pantallas es común a las clases medias y bajas, mientras es menor en los hogares más ricos.

El tiempo que se emplea en entretenimiento se puede utilizar para practicar hobbies que sean más constructivos para la persona, como leer. Si bien son decisiones que parecen radicales, también explican los expertos que ello puede implicar una ventaja para acercarse a la estabilidad financiera en el futuro.