Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 12/18/1995 12:00:00 AM

DIANA, LA VENGADORA

La Princesa de Gales hace temblar los cimientos de Buckingham al contar sus intimidades por televisión.

DIANA, LA VENGADORA DIANA, LA VENGADORA
ESTE FIN DE SEmana la reina Isabel de Inglaterra no debió pegar el ojo. Mientras sus súbditos esperaban ansiosos las 9 de la noche del lunes, la casa de Windsor se aprestaba a vivir uno de sus más bochornosos momentos: la transmisión de una entrevista realizada en secreto por la BBC con la princesa Diana, en la cual la esposa del príncipe Carlos revela intimidades de su crisis conyugal y da su versión sobre la ruptura de su matrimonio.
Diana rompió el protocolo real al aceptarla entrevista sin consultar con la Reina. Ni siquiera los guardias y sirvientes del palacio de Kensington se dieron cuenta de que tres hombres que entraron una tarde y permanecieron varias horas en el estudio con la Princesa eran de la famosa cadena de la televisión británica. El periodista, el técnico de sonido y el productor camuflaron sus equipos para que nadie se percatara de lo sucedido.
La semana anterior, el anuncio de la BBC sobre la transmisión de un documental en el que la Princesa habla "sobre los más recónditos y oscuros pasajes de su vida como esposa del Príncipe, su familia, su separación y sus planes futuros" sorprendió al palacio de Buckingham, que ya puso de paticas en la calle a los encargados de prensa de Diana, quienes también se enteraron de la entrevista por la prensa.
The Daily Mirror preguntó: "¿Diana se volvió loca?", mientras que publicaciones más serias, como The Guardian y The Independent, comentaron en primera plana la osadía de la Princesa de violar las normas reales. Los editoriales de The Daily Telegraph y The Sun justificaron el enojo en palacio. "Di-namita bajo el piso de la casa de Windsor" y "La familia real en guerra" fueron los titulares. Incluso The Mirror afirmó que Diana puede ser acusada de traición a la corona británica, delito que es sancionable con la pena de muerte. Lo cierto es que la expectativa creada en torno de la entrevista fue de tal magnitud que se convirtió en el negocio del año para la BBC. Sólo la cadena estadounidense ABC pagó por los derechos de transmisión un millón de dólares.
Aun antes de conocerse su contenido, la entrevista fue calificada como una venganza de la Princesa contra su separado esposo. Que el anuncio haya sido hecho el día en que Carlos cumplía 47 años dejó clara la intención. Pero la rabia de la Princesa con el hombre que, según sus amistades, le hizo la vida miserable, no es sólo por sus 11 años de infeliz matrimonio. Lo que la tiene más enfurecida es que en las últimas semanas Carlos ha sido visto en actos públicos acompañado por su amante Camilla Parker-Bowles, ahora divorciada, quien al parecer ya ha sido invitada por la mismísima Reina al palacio de Balmoral, a pasar las próximas fiestas navideñas con la familia real.
Y una cosa es perder un marido y otra perder el estatus de Princesa. Por eso, Diana no le dejará libre el camino a la mujer que ha sido la amante de Carlos por 24 años. Detrás de su decisión no está sólo el deseo de dejar mal parado a Carlos, sino también el de intentar recuperar su deteriorada imagen.
Esa misma táctica usó el Príncipe, hace 18 meses, cuando admitió su adulterio en televisión. El documental, un intento del heredero al trono por congraciarse con sus súbditos, mostró a Carlos como un hombre cariñoso y sensible con una atribulada vida por haberse casado con la mujer equivocada. En ese primer round Carlos logró desdibujar la imagen de la encantadora doncella que todos creyeron ver en la carroza el día de su boda de fantasía y pintar a Diana como una mujer veleidosa y emocionalmente inestable.
Ahora ella hace lo mismo. Sin embargo, es difícil que después de todas las escandalosas revelaciones que se han hecho acerca de las intimidades de los príncipes haya algo que todavía pueda sorprender a los ingleses. De lo único que no cabe duda es que la crisis conyugal de Carlos y Diana es ahora una declarada guerra publicitaria.

VIDEOS MÁS VISTOS

  • "La creatividad no se puede comprar, se adquiere invirtiendo en educación"

    close
  • El abecé del duquismo

    close
  • "Creemos que incluso en los negocios, vivir feliz es muy importante'

    close
  • Colombianos en Harvard: "para llegar acá no hay que ser genio"

    close
  • "Los procesos judiciales no han refutado mis pruebas sino que las han enriquecido": Petro

    close
MÁS VIDEOS

EDICIÓN 1896

PORTADA

El dosier secreto de las Farc

SEMANA revela explosivos detalles del más completo informe realizado sobre la historia, finanzas y los crímenes de la desmovilizada organización guerrillera.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1899

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.