gente

José Gregorio Hernández será beatificado el próximo martes en Venezuela

La ceremonia se realizará con un aforo restringido por la pandemia del coronavirus.


José Gregorio Hernández Cisneros fue un médico, científico, profesor y filántropo de vocación religiosa católica y franciscano seglar venezolano, a quien muchos creyentes han acudido para pedirle un milagro.

Nació en Isnotú, en el estado de Trujillo de los Estados Unidos de Venezuela, el 26 de octubre de 1864, y murió en Caracas, Distrito Federal, el 29 de junio de 1919.

En 1949, la Iglesia católica comenzó el proceso de canonización para designarlo santo.

La Conferencia Episcopal de Venezuela anunció este miércoles que la beatificación de José Gregorio Hernández, conocido como el “médico de los pobres”, será el próximo 30 de abril en Caracas, con un aforo restringido por la pandemia de la covid-19.

La logística de la celebración será “estrictamente” determinada “según la evolución de la covid en las próximas semanas”, informó el cardenal Baltazar Porras, administrador apostólico de la Arquidiócesis de Caracas, en rueda de prensa.

“Bajo ningún concepto podemos pensar en una concentración multitudinaria como hubiera sido lo esperado en condiciones normales; de hecho, en caso de ser necesario, incluso evaluamos el escenario más extremo, [es decir] que sea una celebración sin presencia de fieles transmitida por los medios audiovisuales”, indicó.

La beatificación “llega en un momento particularmente oportuno”, señaló el alto prelado en alusión a la pandemia del coronavirus, que en el país ha dejado más de 1.500 muertes en las últimas 53 semanas. “No hay mejor bálsamo que recurrir a la intercesión del médico de los pobres”, expresó.

Porras explicó que se celebrarán oficios religiosos en todas las regiones de Venezuela y cada diócesis recibirá un relicario del nuevo beato, mientras se prepara otra celebración, aún sin fecha definida, que se llevará a cabo en la población andina de Isnotú, en el estado de Trujillo, donde nació Hernández en el siglo XIX.

El Vaticano aprobó el milagro de José Gregorio Hernández para su beatificación
El Vaticano aprobó el milagro de José Gregorio Hernández para su beatificación - Foto: Getty Images

La beatificación se realizará en el Estadio Universitario de la Universidad Central de Venezuela, casa de estudios en la que Hernández “se graduó, fue profesor, investigador e innovador de la medicina en Venezuela”, destacó.

El número dos del Vaticano, el cardenal Pietro Parolin, presidirá la ceremonia en el estadio de la Universidad Central de Venezuela, donde Hernández fue alumno y profesor, añadió.

La devoción une a millones de creyentes venezolanos. Nacido en la pequeña población de Isnotú (estado de Trujillo, al oeste) el 26 de octubre de 1864, según la tradición, atendió gratuitamente a centenares de pacientes durante la epidemia de gripe española a principios del siglo XX.

Además, el 26 de octubre, fecha del nacimiento del médico, queda establecido como su día de celebración dentro de la religión católica.

En 1949, la Iglesia comenzó el proceso de canonización para designarlo santo. En 1986, el papa Juan Pablo II reconoció sus virtudes heroicas y lo declaró «venerable».

El proceso se renovó el 18 de enero de 2019, luego de un milagro atribuido por la Iglesia en San Fernando de Apure, en el que una niña se recuperó de una herida de bala.

El papa Francisco autorizó la beatificación de José Gregorio Hernández el 19 de junio de 2020, luego de que una comisión teológica integrada por siete expertos concluyera que un milagro salvó la vida de la niña Yaxury Solórzano, gravemente herida durante un asalto en marzo de 2017 cuando tenía 10 años.

La niña fue herida de bala en la cabeza cuando ladrones intentaron robarle la moto a su padre, y sufrió pérdida masa encefálica y fractura craneal. Los médicos tratantes advirtieron que, de sobrevivir, quedaría con secuelas permanentes, sin embargo, se recuperó por completo.

“Durante la intervención quirúrgica, la madre de Yaxury pidió con fervor la intercesión del doctor José Gregorio Hernández ante Dios, y ella misma afirma que percibió su presencia de forma inmediata, cuando sintió una mano en el hombro y una voz que le habló: ‘¡Quédese tranquila, todo irá bien!’”, reseña la CEV en una nota de prensa.

La beatificación es el último paso previo para la canonización como santo. Hasta ahora, ningún venezolano ha sido declarado santo por la Iglesia católica, aunque Hernández, fallecido el 29 de junio de 1919 en Caracas tras ser atropellado por un auto a los 54 años, es considerado como tal por millones de feligreses.

Con información AFP