Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/18/1989 12:00:00 AM

LOS PECADOS DE LA OTRA INES

Inés de La Fressange, la modelo más famosa de Europa, es prima de medio Bogotá.

LOS PECADOS DE LA OTRA INES LOS PECADOS DE LA OTRA INES
La modelo más famosa de Europa es medio colombiana. Se llama Inés de La Fressange, y aunque esto suena poco chibcha es descendiente de una de las familias colombianas más tradicionales: los Dávila.

Inés es hoy en día protagonista de una de las controversias más agudas que se hayan visto recientemente en el mundo del modelaje. La ruptura entre el creador y su musa: Karl Lagerfeld, el diseñador de Chanel, y su modelo exclusiva Inés de La Fressange.

La noticia no hubiera pasado de un breve registro en las páginas de moda si no fuera porque en mayo pasado Inés de La Fressange fue elegida por las autoridades francesas como la Marianne de los años noventa. Por ello, si algo sorprendió a los observadores de la moda durante el desfile de la última colección de Alta Costura de Chanel fue, más que los diseños de Lagerfeld, la ausencia de Inés de las pasarelas. Las preguntas de la prensa no se hicieron esperar y, como si se tratara de la pareja modelo del país galo, la ruptura entre Lagerfeld e Inés, luego de cinco años de feliz unión, ocupa hoy las páginas de los más importantes semanarios europeos.
Inés de La Fressange, la mujer elegida para prestar su rostro a la Marianne y la modelo exclusiva de Chanel desde hace cinco años, lleva en sus venas una buena dosis de sangre colombiana. Su bisabuelo fue el general Juan Manuel Dávila Pumarejo, de Santa Marta, casado con Josefina Ordóñez, de familia bumanguesa. El general fue el fundador del Jockey Club de Bogotá. La abuela de Inés, Cecilia Dávila Ordóñez, una bogotana que reside desde hace muchos años en París, es la menor de las seis hermanas Dávila que fueron famosas por su belleza: Rosa, Elisa, Beatriz, Josefina y Margoth Dávila Ordóñez. Cecilia contrajo primeras nupcias con el Baron de Precourt, uno de los precursores de la aviación francesa. Varios años después de la muerte de su esposo, Cecilia se casó nuevamente con un play-boy argentino, Alberto Sánchez-Cires, con quien tuvo su única hija, Lita Sánchez Dávila.

La madre de Inés, Lita Sánchez Dávila, es prima de los Holguín Dávila, Sáenz Dávila, López Dávila, Goméz Dávila, Peña Dávila y Dávila Rocha. Lita se casó con un aristócrata francés, André de La Fressange, descendiente de una de las más tradicionales familias de banqueros europeos, con quien tiene tres hijos: Emmanuel, Inés y David.

La verdad es que Inés nunca ha venido a Colombia y su contacto con la patria de su abuela se ha limitado a encontrarse en París con sus primas colombianas Beatriz Dávila, esposa de Julio Mario Santodomingo, y su hermana Josefina, esposa de Carlos Pérez Norzagaray. Los colombianos que la conocen opinan que a pesar de su mezcla de nacionalidades, Inés tiene definitivamente un aire con la familia Dávila, particularmente con Beatriz de Santodomingo.

Esta joven, procedente de la aristocracia europea y quien se divierte contándole a la prensa que a pesar de ser la encarnación de la típica mujer francesa la mitad de su sangre es latinoamericana, fue seleccionada en 1984 por Lagerfeld como su musa inspiradora. Alta--1.77--, delgada en extremo y con un rostro de belleza muy moderna, no extrañó a los franceses que Inés de La Fressange hubiera sido escogida como sucesora de Catherine Deneuve en la figura de la Marianne, así como Mireille Mathieu lo fue en la década de los setenta y Brigitte Bardot en los años sesenta.

Lo que nadie imaginó fue que esta elección, que exalta a la mujer francesa, originara el divorcio de dos de las más destacadas figuras de la moda en el país de la moda. Cuando Karl Lagerfeld supo que el rostro de su modelo iba a ser reproducido en todas las plazas y ayuntamientos de Francia, montó en cólera. "Gasté años tratando de crear una imagen institucional de Chanel para que ella lo acabe. Yo no visto monumentos nacionales", declaró enfurecido a la prensa.

Inés, por su parte, parece haber tomado las cosas con más calma.
Mientras Lagerfeld afirma a los periodistas norteamericanos que la Marianne es el símbolo de todo lo que es "aburrido, burgués y provinciano", ella, encantada de prestar su rostro para encarnar a la República Francesa, señala que se siente halagada.

La verdad es que Inés María Leticia Eglantina Isabel de Seignard de la Fressange, aristócrata colomboargentina-francesa, nunca soñó con convertirse en la modelo mejor pagada de Europa. Ella, que se describe a sí misma como "una gran habichuela, huesuda y habladora", señala que al igual que todas las mujeres se cambia 15 veces antes de salir y nunca sabe cómo peinarse. "Tengo el cabello muy delgado. Mis manos son rollizas mis pies son terribles y me gustaría tener los dientes como un piano. Cuando me miro al espejo me veo como un gran calcetín negro". Sin embargo muy pronto se dio a conocer en el mundo de la moda no sólo por su estilo particular sino por su extraordinario sentido del humor. No era raro verla durante un desfile extenderse en el suelo imitando a Coco Chanel mientras fumaba un cigarrillo o que lanzara su sombrero al reconocer entre el público a un amigo, como sucedió hace un tiempo con Boy George. Cuando Lagerfeld la conoció quedó impresionado con su desenvoltura y clase. Por eso, cuando se hizo cargo de Chanel la llamó para firmar tal vez el contrato más apetecido en el mundo del modelaje europeo: 300 mil dólares anuales por personificar en forma exclusiva y por siete años las modernas creaciones de Chanel. De eso hace cinco años.

Al parecer la estrecha y armoniosa relación de Inés con Lagerfeld era sólo un mito de la moda parisina que veía en ellos la reencarnación de la feminidad y la creatividad que una vez encontraron en la persona de Coco Chanel. El asegura que la luna de miel duró poco y ambos se han tachado ahora de caprichosos y celosos.
Ahora, a los 50 años, Lagerfeld señala que Inés ya no lo inspira más.
"Encontrar una buena modelo es mucho más fácil que conseguir una buena costurera". Y los dos años que le quedan a Inés de contrato como modelo exclusiva de Chanel han quedado en el aire. En otras palabras, le pagan 120 millones de pesos al año por no trabajar.

A Inés le han llovido las propuestas para hacer cine pero ella ha respondido que es incapaz de sacrificar una parte de su vida. "Si me enviaran a una filmación yo lloraria al no poder estar con mi perro y con Luigi. Además besar en la boca a un hombre que no conozco es algo que no podría hacer".

A los 31 años, Inés señala que se encuentra exhausta del éxito y de su vida en el modelaje. Y Lagerfeld no es propiamente el hombre de su vida.
Desde hace varios años vive con un ejecutivo de relaciones públicas,de 35 años, Luigi D'Urso, a quien llama "mi marido". Hace poco confesó traviesamente a la prensa que el matrimonio tuvo lugar el pasado 29 de abril bajo la ducha en su apartamento del Palais Royal, con su perro como único testigo. Confesó, además, que el año pasado se sintió feliz cuando supo que estaba embarazada y que posteriormente, al sufrir un aborto por culpa del exceso de trabajo, se sintió fuertemente deprimida.
Fue entonces cuando comenzó a pensar que no valía la pena perder un bebé por la moda. Lo cierto es que si alguien hiciera una novela con esta historia, sin duda la titularía "Los pecados de Inés de La Fressange".-

EDICIÓN 1874

PORTADA

La orquesta del Titanic

Para tomar decisiones en el Consejo Nacional Electoral son necesarios 6 de los 9 votos. Cinco de esos votos ya están listos contra la posibilidad de que exista una candidatura viable de centro. La determinación del Consejo Nacional Electoral no será jurídica, sino exclusivamente política.

Les informamos a todos nuestros lectores que el contenido de nuestra revista impresa en nuestro sitio web será exclusivo para suscriptores.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com