No al Photoshop

Cate Blanchett quiere poner de moda el look natural. hace unos días aseguró que no está dispuesta a aplicarse Botox ni a pasar por el quirófano para lucir más joven, y ahora aparece sin un solo retoque en la nueva portada de Intelligent Life, el suplemento de estilo y cultura de The Economist.


Cate Blanchett quiere poner de moda el look natural. hace unos días aseguró que no está dispuesta a aplicarse Botox ni a pasar por el quirófano para lucir más joven, y ahora aparece sin un solo retoque en la nueva portada de Intelligent Life, el suplemento de estilo y cultura de The Economist. “Otras revistas alteran las fotografías de las modelos con muchísimo Photoshop y eliminan hasta el último rastro de arrugas, a tal punto que te preguntas por qué el fotógrafo no fue a disparar directamente a su réplica de cera”, explicó el editor. Cate aparece orgullosa de sus 42 años, sus ojeras y sus líneas de expresión en una carátula que para muchos reivindica la belleza verdadera. Aunque otras estrellas ya le han declarado la guerra al Photoshop, la actriz australiana es la más madura que se atrevió a hacerlo. En 2010 la primera en quitarse el maquillaje y posar despeinada fue Jessica Simpson en la revista Marie Claire y el año pasado Lady Gaga salió con el rostro lavado en la edición estadounidense de Harper’s Bazaar.