Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×
;
Fundación SantaFe

| 10/11/2019 12:00:00 AM

Una apuesta por la atención integral del cáncer

Desde hace 20 años, el Instituto de Cáncer Carlos Ardila Lülle de la Fundación Santa Fe de Bogotá ofrece a sus pacientes un acompañamiento basado en la integralidad terapéutica.

Una apuesta por la atención integral del cáncer En los servicios de consulta externa, los pacientes pueden acceder a revisiones especializadas con el fin de que tengan todos los servicios que requieren en un solo lugar. Foto: Comercial

Si bien el cáncer no es la primera causa de muerte y enfermedad en el mundo –lo es la enfermedad cardiovascular–, el panorama es bastante preocupante. Tan solo en Colombia, según cifras del Observatorio Global de Cáncer (Globocan), en 2018 se reportaron más de 110.000 nuevos casos.

Del total de estos pacientes, aproximadamente la mitad muere como consecuencia de diagnósticos tardíos, explica el doctor Eduardo Pino, oncólogo del Instituto de Cáncer Carlos Ardila Lülle.

Según el especialista, los tipos de cáncer más frecuentes son seno, próstata, pulmón, estómago y cuello uterino. En mujeres, prevalece el de seno, y en hombres, el de próstata.

Esta problemática no es ajena en el mundo. Para 2040 se estima un incremento de la enfermedad de alrededor del 70 por ciento, lo cual, afirma Pino, “es inmanejable para los sistemas de salud, inclusive para los de los países que tienen posibilidades económicas”.

Con el objetivo de hacer frente a este panorama para nada alentador, es fundamental que los países implementen políticas públicas en salud, y se estimulen el autocuidado y diagnóstico temprano de la enfermedad.

Precisamente, Colombia es uno de los países más competentes para tratar casos de cáncer. De acuerdo con The Economist, el país ocupó el puesto 14 dentro de la lista de las naciones más preparadas para atender la enfermedad, lo que lo ubica en los primeros lugares de América Latina.

El Instituto ofrece acompañamiento basado en la integralidad, que incluye atención completa desde el inicio hasta el final del tratamiento.

Esto, porque cuenta con la tecnología necesaria para diagnosticar y hacer frente a los casos de cáncer más comunes. Sin embargo, una atención efectiva no solo implica recursos tecnológicos avanzados, sino también un manejo integral y promoción del autocuidado.

Así lo afirma el doctor Andrés Rodríguez Múnera, director del Instituto de Cáncer Carlos Ardila Lülle, entidad que atiende alrededor de 5.000 pacientes oncológicos por año y que cuenta con 20 años de trayectoria.

De acuerdo con el directivo, el Instituto ofrece a sus pacientes acompañamiento basado en la integralidad, que incluye atención completa desde el inicio hasta el final del tratamiento, y que involucra no solo a la persona, sino también a sus familiares y cuidadores.

Y es que, de acuerdo con los lineamientos del Plan Decenal de Salud, lo ideal es que los prestadores garanticen a las personas una red que les ofrezca todo lo necesario durante su tratamiento.

Todo en el mismo lugar

Entre los servicios que ofrece la institución están los de consulta externa, sala de quimioterapia, Hospital Día, espacios para terapias complementarias, sala de hospitalización para cuidados paliativos e internación para los pacientes al final de la vida.

Según el doctor Rodríguez, en los servicios de consulta externa pueden acceder a consultas especializadas, con el fin de que tengan todas las especialidades que requieren en la misma institución.

En el servicio de quimioterapia, por su parte, se les brinda los medicamentos relacionados con el tratamiento de su enfermedad, de forma ambulatoria. Por otro lado, el área de Hospital Día busca que los pacientes “se mantengan alejados de los servicios de urgencias”, explica el especialista, ya que estos son agresivos para ellos.

En cuanto a la sala de hospitalización para cuidados paliativos, el propósito es tratarlos desde su diagnóstico. “No es cuando la persona se va a morir, como muchos piensan, que se les habla de cuidados paliativos, es un tratamiento que se le ofrece al paciente de forma temprana como soporte para su enfermedad”, afirma el doctor Rodríguez.

Por último, la institución dispone de un servicio para pacientes al final de la vida, el cual se brinda a personas que ya no tienen opción terapéutica.

En general, el paciente recibe todo en un solo lugar: exámenes diagnósticos, medicamentos y tratamientos quirúrgicos, radioterapéuticos y oncológicos, entre otros.

Para el directivo, la institución está tan comprometida con esta filosofía que ofrece servicios complementarios como cuidado nutricional, apoyo psicológico, musicoterapia, e incluso ejercicios como yoga, mindfulness y acupuntura.

La visita de mascotas es únicamente para pacientes al final de la vida o con estancias largas.

Realidad con esperanza

Los niños son una de las prioridades de la Fundación Santa Fe de Bogotá, que a través del servicio de hematooncología pediátrica ayuda a menores con cáncer, convirtiéndose así en un centro de referencia nacional e internacional para la atención de esta enfermedad, y otras enfermedades hematológicas benignas y condiciones raras.

Este servicio cuenta con un grupo profesional calificado, compuesto por un equipo médico y de investigación, constituido por hematólogos y oncólogos pediatras, quienes están a la vanguardia en materia de tratamiento de problemas benignos de la sangre y cáncer infantil.

Del grupo también hace parte una paliativista pediatra, la primera formada en Colombia, quien ofrece un modelo de atención de cuidado paliativo pediátrico concurrente, dedicado al manejo de los síntomas físicos, emocionales y del proceso de adaptación a la enfermedad, y el fortalecimiento de la comunicación compasiva entre el grupo tratante y la familia.

Adicionalmente, todo el equipo interdisciplinario está conformado por enfermeras especializadas en oncología y administración de quimioterapia; un grupo quirúrgico oncológico; patólogos entrenados en patología quirúrgica de varios tumores; equipo de radioterapeutas, que trata cierto tipo de tumores con radioterapia, enfocado en proteger los órganos vecinos y administrar con precisión la dosis de tratamiento; especialistas en imágenes diagnósticas y radiólogos intervencionistas con cubrimiento permanente.

Una vez que el paciente pediátrico finaliza el tratamiento, la institución ofrece un servicio de acompañamiento y rehabilitación a través de un grupo, que incluye especialista de oncogenética. Este profesional, junto con su equipo de trabajo, revisa el caso y analiza las probabilidades de susceptibilidad de desarrollar cáncer en el pequeño paciente o su descendencia y asesora estableciendo las posibles alternativas para disminuir el riesgo.

De acuerdo con el servicio de hematooncología pediátrica de la Fundación Santa Fe de Bogotá, la atención prestada por el Instituto de Cáncer Carlos Ardila Lülle a los niños es humana, compasiva y llena de motivación, con el único objetivo de ofrecer bienestar integral a los pequeños pacientes en todo su contexto. Garantiza así un diagnóstico adecuado con todos los estándares de calidad que exige la clasificación de su padecimiento, y ofrece tratamiento multidisciplinario por parte de un equipo de profesionales calificados.

Los tipos de cáncer más frecuentes son seno, próstata, pulmón, estómago y cuello uterino. 

EDICIÓN 1957

PORTADA

Elecciones 2019: Revolcón Político

Colombia giró al centro y los votantes prefirieron las opciones moderadas por encima de las radicales de la izquierda y la derecha. Así se reconfiguró del mapa del poder local y regional.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1958

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.