MUNDIAL RUSIA 2018 | 2018/06/16

Pisco amargo: Perú vuelve al Mundial luego de 36 años y pierde

Pasaron más de tres décadas para que los peruanos vieran de nuevo a su selección en un Mundial. Después de tanto esperar, los Incas regresaron, dejaron todo en el terreno pero perdieron 1 a 0 contra Dinamarca.

Luego de 36 años, Perú quería refrescar memorias, dejar atrás el capítulo de España 1982 y mirar hacia adelante. Jugadores históricos como César Cueto o Juan Carlos Oblitas verían con orgullo una nueva camada de jugadores haciendo presencia en Rusia portando una de las camisetas más bonitas que existen en el fútbol internacional.

Bajo la dirección del argentino, Ricardo Gareca, Perú enfrentó el reto con ganas y garra y algo de nervios, pero fue víctima del fútbol y del portero rival, Kasper Schmeichel. El equipo equilibrado, con buen toque y jugadores técnicos como Jefferson Farfan, Christian Cueva, André Carrillo o Paolo Guerrero trató, falló, y recibió un gol, y necesita dejar rápidamente esta página atrás. Así sucedió.

Al frente de Perú, Dinamarca, un equipo frío, de gran talla y mucho orden táctico. Sin mucho espectáculo para ofrecer (Eriksen mostró poco) pero ordenado, y que por momentos puso en aprietos la concentración de la zaga del equipo de la banda cruzada. Al comienzo, los dirigidos por Gareca asumieron el partido con personalidad y optaron por un rol protagónico, salieron a comerse la cancha.

Puede leer: Con penal atajado a Messi, Islandia celebró una hazaña: un 1-1 frente Argentina

Perú tomó el control de juego, decidida a tratar de ganar el partido, pero su dominio no pudo traducirse en opciones claras y el gol no llegó. Nunca. Guerrero, a quien Gareca optó por sentar todo el primer tiempo, hizo falta. Aún así, antes del final del primer tiempo llegó una gan posibilidad. Bakary Gassama, el árbitro del partido con ayuda del VAR, pitó penal por una falta del danés Poulsen sobre Cueva. Leve pero falta. El grito de gol, de toda una generación de peruanos, viejos, millenials e infantes, que por primera vez veían a su país en un Mundial, quedó ahogado. El balón rematado por Cueva se fue por encima del arco hacia las tribunas y sirvió de cruel aliciente. Paolo Guerrero y el resto del equipo animaron a Christian Cueva, claramente afectado tras fallar el penal.

El segundo tiempo inició con la misma tónica, con una Perú dominando el balón pero sin concretar. De nuevo, EL gran Kasper Schmeichel resultó determinante en la victoria, fue una pared para todo lo que Perú le disparó al arco. Para sumar al dolor, quedaba lo peor. Las ilusiones de los peruanos, se comenzaron a derrumbar con un contraataque danés que definió muy bien Yusuf Poulsen. El uno a cero inevitablemente le sumó presión a los de Gareca. Los nervios se apoderaron de los Incas.

Le recomendamos: El portero que le atajó el penal a Messi y dirigió un comercial del Mundial

Los cambios llegaron, Gareca intentó cambiar el partido y puso a Paolo Guerrero en cancha. Su presencia de inmediato se notó. El delantero del Flamengo fue incisivo, generó espacios y opciones que por poco terminan el gol. Una de taco hubiera cerrado el estadio. Pasó cerca, pero hoy no le entraba nada a Perú.

El tan anhelado debut mundialista de toda una generación de peruanos llegó, pero no tuvo final feliz. Los dirigidos por Gareca, llenos de buena técnica, y que por momentos muestran gran fútbol, tendrá que afinar la definición. Viene Francia, viene Australia. La historia la pueden revertir, En esos dos partidos se juegan seguir vivos en el sueño llamado Rusia 2018.

Últimas noticias


Después del Mundial de Rusia 2018 ¿Cree que Pékerman debe seguir dirigiendo la selección Colombia?