Tendencias

Home

Mundo

Artículo

(Photo by Graeme Jennings-Pool/Getty Images)
El senador estadounidense Marco Rubio. - Foto: Getty Images

mundo

El senador de Estados Unidos Marco Rubio criticó intercambio de prisioneros con Venezuela

El canje entre ambos países se llevó a cabo este sábado primero de octubre.

El presidente Joe Biden liberó a dos sobrinos de la esposa del líder del régimen venezolano, Nicolás Maduro, condenados por narcotráfico, a cambio de la excarcelación de siete estadounidenses detenidos en Venezuela, un país con el que ha retomado contacto pese a mantenerlo bajo sanciones.

Tras lo anterior, el senador de Estados Unidos, Marco Rubio, criticó la decisión de Joe Biden.

Lo que ha hecho Biden es bochornoso, pero no es realmente una sorpresa, ha entregado dos narcotraficantes a cambio de siete inocentes que fueron arrestados en Venezuela sin causa”, dijo Rubio.

Además, Rubio señaló que el canje de prisioneros entre Venezuela y Estados Unidos, lo que terminó fue premiando al régimen de Nicolás Maduro.

“Ahora los tiranos dictadores pueden capturar americanos después de mantenerlos encarcelados injustamente y van a poder recibir algo a cambio”, agregó el congresista estadounidense.

Por su parte, el líder opositor venezolano Juan Guaidó consideró el canje como una “prueba” más de que “en Venezuela opera un régimen criminal, vinculado al narcotráfico”, al que señala de ser un “riesgo” para la región.

“El Gobierno de los Estados Unidos decidió proceder con el intercambio, una decisión soberana y en potestad de nuestros aliados”, añadió en un comunicado Guaidó, que es reconocido como presidente interino por Estados Unidos tras considerar fraudulenta la reelección de Maduro en 2018.

Vale destacar que Biden decidió liberar a Franqui Francisco Flores de Freitas y a su primo Efraín Antonio Campos Flores, sobrinos de Cilia Flores, la esposa de Maduro, declaró a periodistas un funcionario estadounidense que pidió el anonimato.

Biden tomó “una decisión difícil, una decisión dolorosa para ofrecer algo que los venezolanos han buscado activamente”, precisó.

La puesta en libertad de los llamados “narcosobrinos”, condenados en Nueva York a 18 años de prisión en 2017 por intentar traficar 800 kilogramos de cocaína a Estados Unidos, ha sido “fundamental para garantizar la liberación” de siete estadounidenses, añadió el funcionario.

“Hoy, después de años de estar detenidos injustamente en Venezuela, traemos a casa a Jorge Toledo, Tomeu Vadell, Alirio Zambrano, José Luis Zambrano, José Pereira, Matthew Heath y Osman Khan”, afirmó Biden en un comunicado.

Negociaciones secretas

En Caracas, el régimen de Maduro, a quien Washington no reconoce como presidente de Venezuela, afirmó que “se ha logrado la liberación de dos jóvenes venezolanos injustamente apresados” en Estados Unidos como “producto de distintas conversaciones realizadas desde el pasado 5 de marzo”.

Y confirmó la excarcelación de un “grupo de estadounidenses” detenidos en Venezuela “por razones humanitarias”.

Los primeros cinco detenidos citados por el presidente estadounidense –cuatro estadounidenses nacidos en Venezuela y un venezolano residente permanente en Estados Unidos– son exdirectivos de la refinería Citgo, acusados de corrupción en el país caribeño y condenados a entre ocho y 13 años de prisión.

Un sexto jerarca de Citgo, Gustavo Cárdenas, quien fuera vicepresidente encargado de relaciones estratégicas de esta filial estadounidense de la estatal petrolera de Venezuela PDVSA, fue liberado en marzo. Ese mes quedó en libertad otro estadounidense, Jorge Alberto Fernández, tras la inesperada visita de enviados estadounidenses de alto nivel a Caracas.

Matthew Heath es un exmarine detenido hace dos años y procesado por “terrorismo”. Osman Khan es uno de los tres estadounidenses detenidos este año en la frontera con Colombia y cuyas identidades no habían sido reveladas por fuentes gubernamentales.

El estado de salud de los siete liberados es “estable” y Biden ha hablado con cada uno de ellos, dijo el funcionario estadounidense.

El canje se llevó a cabo este sábado primero de octubre, “en un país entre Venezuela y Estados Unidos” donde aterrizó un avión con los dos prisioneros venezolanos y otro procedente de Venezuela con los siete estadounidenses, añadió.

Posteriormente, “los pasajeros partieron en aviones diferentes de aquellos en los que llegaron”, precisó.

En el comunicado, Biden insistió en su “compromiso inquebrantable” con los estadounidenses “rehenes y detenidos injustamente en todo el mundo”.

Venezuela ha liberado en total a nueve estadounidenses. Permanecen detenidos al menos otros cuatro, los exmilitares Luke Denman y Airan Berry, condenados a 20 años de prisión por supuestamente participar en un plan para derrocar a Maduro en 2020, y otros dos ciudadanos que ingresaron por la frontera con Colombia.

*Con información de la AFP.