UN CAZA QUE HABLA


¿Podrá un nuevo avión de combate europeo superar al famoso cazabombadero norteamericano F-18A? Probablemente sí. El Tornado, una realización conjunta de las industrias aeronáuticas de Inglaterra, Alemania Federal e Italia, es un caza al que según sus pilotos, "sólo le falta hablar". Es capaz de realizar nueve misiones diferentes, entre las cuales se incluyen operaciones tácticas (lucha contra masas de tanques enemigos) y ataques con armamento nuclear. Está dotado de 4 misiles antibuques Kormorán, versión alemana del Exocet, y es comparativamente el avión más costoso del mundo. Piénsese que un Jumbo 747, que transporta hasta 360 pasajeros, vale unos 50 millones de dólares mientras que el Tornado, costará, él sólo, 32 millones de dólares.