política

“Al final nos perdonamos por todas las ofensas”: Benedetti cuenta detalles de la reunión entre Petro y Rodolfo Hernández

En cabeza de Sebastián Guanumen, la campaña petrista había atacado sin misericordia al ingeniero. Pero, al parecer por la foto, todo fue superado.


La cita de Rodolfo Hernández y Gustavo Petro produjo un impacto enorme en la política nacional. Muchos lo han visto como un acto de reconciliación y cordialidad, muy necesario en un país tan polarizado. Pero otros, como una especie de traición del ingeniero a sus votantes que, precisamente, le depositaron su confianza temerosos de un gobierno de Petro.

Por su parte, el presidente electo ha llamado al país político a sumarse al ‘acuerdo nacional’ que le garantice una gobernabilidad para cumplir las promesas de campaña.

Hernández sorprendió a quienes lo respaldaron en las urnas con unas imágenes que publicó en sus redes sociales, en las que aparece junto con Petro y afirmando que “empezó el cambio”.

Por su parte, Petro también publicó la misma fotografía en su cuenta de Twitter, afirmando que se necesitaba un “acuerdo nacional” y resaltó que en reuniones como las que gestó con Hernández ya estaba comenzado el “cambio”.

El encuentro se adelantó este martes (28 de junio) en el norte de Bogotá. El senador Armando Benedetti reveló un detalle que llama la atención de esa cita. “Una reunión cordial donde brilló el optimismo por el futuro del país. Y al final nos perdonamos por todas las ofensas”, aseguró Benedetti.

¿Cuáles pueden ser esas ofensas? Benedetti no lo dice. Sin embargo, en los videos revelados por SEMANA en medio de la campaña, se muestra cómo desde las toldas petristas se buscó atacar al ingeniero. El mismo candidato les advirtió a sus seguidores:

“Si dejan crecer a este señor (Hernández), al final habrá una coalición entre el señor y el uribismo y tendremos problemas. Al señor se la ha invitado a ingresar al Pacto Histórico, pero él no quiere. Entonces, nosotros no podemos dejarnos quitar las banderas”, les dijo.

Sebastián Guanumen, el asesor de la campaña que dijo que “La línea ética se va a correr un poco”, fue más allá y propuso actos crueles contra el ingeniero. “Hay que atacar con la desaparición o muerte de su hija, movamos la emoción de la gente, digamos que está viva, que Rodolfico la tenía secuestrada para ganar votos, recuerden que una mentira dicha mil veces se convierte en verdad”, señaló en una de sus reuniones.

Un camino de amabilidad

La foto de Petro y Hernández corresponde a un giro radical en la actitud de ambos luego del triunfo de Petro en segunda vuelta. El ingeniero se comunicó telefónicamente para felicitarlo y aceptar el resultado, y de allí surgió la idea de una reunión personal que se concretó diez días después de que el líder del progresismo fuera elegido en la segunda vuelta presidencial.

El pasado 23 de junio, Hernández anunció al país que asumirá la curul en el Senado, pero dejó claro que no hará oposición a Gustavo Petro.

“Asumiré la credencial de senador que se me ha expedido en virtud del artículo 24 de la Ley 1909 de 2018, ‘Por medio de la cual se adopta el Estatuto de la Oposición Política y algunos derechos a las organizaciones políticas independientes’”, manifestó el ingeniero en su comunicado.

Asimismo, manifestó que espera que “la convocatoria del presidente electo a un gran acuerdo nacional sea verdadero y genuinamente construido sobre la base de que nuestro país reclama profundos cambios cimentados en los más caros valores democráticos consagrados en la Constitución Política de 1991″.

A Hernández no le interesa mucho este rol de oposición debido no solo a que tiene simpatía por Petro, sino porque, al parecer, tendría otras aspiraciones políticas.

A pesar de que aceptó posesionarse, el futuro de Rodolfo Hernández podría no estar en el Legislativo. Fuentes cercanas al excandidato presidencial le contaron a SEMANA que Hernández no estaría más de dos meses en el Senado de la República, buscando aspirar a la Gobernación de Santander en 2023.

Críticas a Rodolfo Hernández

La senadora María Fernanda Cabal, quien se erige como una de las voces más fuertes de la oposición al nuevo gobierno, criticó a Hernández tan pronto conoció que no hará oposición y señaló que “la ley lo obliga, entonces, a ejercer como oposición”.

La voz de la senadora y del Centro Democrático, una siempre disciplinada bancada de Senado y Cámara de Representantes, será clave para la oposición en los próximos cuatro años.

Miguel Uribe Turbay, el senador más votado del uribismo, también se comprometió en las últimas horas con quienes no comparten las ideas de Gustavo Petro.

“Desde el Senado protegeré a los colombianos y defenderé la democracia y la libertad. Haré una oposición inteligente: pensando primero en Colombia; con base en hechos y no en odios; para construir, no destruir; sensata, no obstinada; que sea incluyente, no sectaria”, trinó en la noche del domingo.