Home

Nación

Artículo

José Daniel López y David Luna.
José Daniel López y David Luna. - Foto: CORTESÍA PRENSA JOSÉ DANIEL LÓPEZ

política

Buscarán ampliar licencia de paternidad hasta las 18 semanas

El representante José Daniel López, quien logró que este permiso se extendiera para el caso de los hombres, dice que buscará igualarlo al de las mujeres.

Hace seis meses el presidente Iván Duque sancionó la licencia de paternidad. El representante José Daniel López fue quien logró sacar adelante esa iniciativa para que los hombres tengan dos semanas libres en el trabajo luego de que su hijo haya nacido y ahora el congresista quiere ampliar ese periodo al mismo tiempo que las mujeres.

La denominó “licencia de paternidad 2.0″ y, según dice, es una de sus propuestas de campaña ya que quiere repetir curul, siendo fórmula del exministro de las TIC David Luna, ambos de Cambio Radical, por lo que si llegan al Congreso será una de las primeras propuestas que presenten.

Uno de los principales propósitos para ampliar esta ley es que, según dicen, no solo ayudaría a que el padre pueda estar acompañando a la madre en esas primeras semanas luego del nacimiento del bebé, sino que contribuiría a desincentivar el rechazo a contratar mujeres en etapa reproductiva o embarazadas, hecho que se ve reflejado en los procesos de selección actualmente.

“La diferencia entre licencias de maternidad y paternidad genera desigualdad entre hombres y mujeres para acceder al mercado laboral. En Colombia tenemos un modelo discriminatorio que prefiere al hombre, frente a una mujer en edad fértil con un perfil profesional exactamente igual, por los costos que puede generar la eventual licencia de maternidad de la mujer. A diciembre de 2021, de acuerdo con el DANE, la tasa de desempleo de los hombres fue de 8,4 % y la de las mujeres de 15,1 %. Una brecha muy amplia que hay que detener y cerrar”, señalaron los candidatos al Congreso.

Los aspirantes de Cambio Radical dicen que con la ley de licencia de paternidad se han beneficiado hasta ahora unas 33.400 familias a los seis meses de haber sido promulgada. Otro de los beneficios es que se abrió la posibilidad de que haya una licencia compartida en la que se puedan distribuir las últimas seis semanas con la madre según acuerdo entre ambos.

“En el año 2021 no se cumplió el requisito para aumentar la licencia de paternidad a tres semanas. Por eso es necesario avanzar hacia la igualdad de licencias, sin que el aumento esté sometido a requisitos. Es necesario dar un segundo paso que permita mejorar más ágilmente el acceso de las mujeres al mercado laboral, y que contribuya a desinstalar de una buena vez la creencia machista de que las mujeres son las encargadas del cuidado de los hijos. Actualmente las mujeres gastan 20 % más de tiempo en labores de cuidado”, agregaron los aspirantes al Congreso.

La idea con el proyecto que se presentaría el otro semestre es que gradualmente se pueda ir aumentando esta licencia hasta llegar a las 18 semanas. Con solo aprobar el proyecto los hombres pasarían a tener 6 semanas; luego, al segundo año de vigencia pasaría a ser de 8; el tercer año a 10 semanas; el cuarto a 12 semanas y así sucesivamente hasta que en el séptimo año los hombres tengan 18 semanas.

Cabe recordar que la ley de licencia compartida también tiene otros beneficios, como que pueda haber una licencia flexible en la que luego de un acuerdo mutuo entre el trabajador y el empleador, desde la segunda semana del padre o la treceava de la madre, se pueda cumplir un trabajo de medio tiempo para duplicar las semanas de la licencia.

Asimismo, las mujeres podrán practicarse en el laboratorio de su preferencia los exámenes médicos para un proceso de selección laboral y no se podrán cuestionar los planes reproductivos de la mujer en medio de las entrevistas de trabajo.

López habló con SEMANA de los avances que se han logrado con la aprobación de la ley y explicó que se espera llegar a los 41.000 personas beneficiadas con corte a enero, lo que refleja que ha sido una medida exitosa.

“La evidencia nos indica que hay un mayor porcentaje de hombres que está usando la licencia. Eso significa que, a licencias más largas, hay más interés de los hombres por participar. Pero también que la ley de la licencia está llevando a algunas familias a entender que es un tema de roles de género; que, a diferencia del siglo XX, la mujer ya no es solamente para el cuidado de la casa y el hombre para la generación de ingresos, sino que las mujeres participan más del mercado laboral y los hombres queremos pasar más tiempo al lado de nuestros hijos en esas primeras semanas”, aseguró el congresista.