Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 5/2/2004 12:00:00 AM

Carta comprometedora

El ex director de la Policía, general Teodoro Campo, acusa en una carta al fiscal Luis Camilo Osorio de distorsionar los hechos en el caso de su jefe de seguridad.

Carta comprometedora El ex director de la Policía general (r) Teodoro Campo le recuerda a Luis Camilo Osorio que él fue quien insistió en el retiro del jefe de seguridad del Fiscal.
El país conoció al general Teodoro Campo, mientras fue director de la Policía, como un hombre de muy pocas palabras. Por eso resulta sorprendente la carta que le envió el hoy retirado general al fiscal general Luis Camilo Osorio la semana pasada -y a la que tuvo acceso SEMANA-, en la que lo desmiente frente a la última denuncia de posibles irregularidades en la institución que dirige. En su edición anterior, esta revista reveló que el ex jefe de seguridad del Fiscal, mayor Francisco Ríos Quintero, era hermano de uno de los hombres clave de la organización del segundo narcotraficante más buscado en el país, Luis Hernando Gómez Bustamante, alias 'Rasguño'. En la misma nota el fiscal Osorio había dicho a la revista que él había pedido a la Policía que le cambiaran de oficial por el riesgo que esto conllevaba, más allá de las calidades morales o profesionales del mayor Ríos. Esta declaración de Osorio desató la indignación del ex director de la Policía, quien consideró que esa afirmación dejaba en duda su conducta y cuestionaba la credibilidad de su institución. "Doctor Osorio, escribió Campo en su carta al Fiscal, queda entonces en el ambiente, con su respuesta, como si el director de la Policía Nacional, para la fecha de los hechos, general Teodoro Campo Gómez, no hubiera atendido su requerimiento para que se cambiara su jefe de seguridad, lo cual supondría un pérfido interés por mantenerlo a su lado...", dice uno de los apartes de la carta. A lo largo de siete párrafos Campo le pide a Osorio que se ajuste a la verdad de lo que ocurrió y le dice que cuando él asumió la dirección de la Policía, en agosto de 2002, ya el mayor Ríos no sólo era su jefe de seguridad desde hacía un año, sino que fue el propio Osorio quien lo había escogido para ese cargo. Sostiene el oficial que, contrario a lo que afirma Osorio, fue él quien le pidió que lo atendiera de urgencia puesto que se presentaba una delicada situación que de no resolverse inmediatamente los afectaría a los dos y a la Fiscalía. La situación a la que se refería Campo tenía que ver con que en una frustrada captura de 'Rasguño' -quien logró escaparse- había sido retenido Mauricio Ríos Quintero, hermano del entonces jefe de seguridad del Fiscal. Según Campo, era inadmisible que el mayor permaneciera un minuto más en el cargo. " .Le pedí al señor doctor Osorio Isaza que le permitiera entrar al ya citado oficial (mayor Ríos), para que él mismo se enterara de lo que le iba a informar. Describí en esa entrevista los vínculos de consanguinidad del mayor Ríos con quien supuestamente actuaba como jefe de seguridad del mismo individuo (Rasguño). El ex director de la Policía sostiene que le advirtió al Fiscal que "se hacía necesario se produjera el relevo del oficial en el menor tiempo posible, puesto que su permanencia en ese cargo era absolutamente inconveniente, para lograr la captura que había solicitado con fines de extradición un fiscal de los Estados Unidos y cuya orden el señor Fiscal General me había hecho llegar a través del mismo mayor Ríos". Por tratarse de afirmaciones muy graves, SEMANA le pidió el general Campo explicarlas, y el ex comandante de la Policía aseguró que el Fiscal se había comprometido a entregarle personalmente la orden de captura contra 'Rasguño' pero no lo hizo. "El Fiscal me la envió varios días después con el mayor Ríos", dijo Campo. Según el oficial, la solicitud de extradición de Estados Unidos era la única herramienta judicial para poder capturar al capo, quien nunca ha tenido ningún requerimiento por parte de la justicia colombiana. En la carta, el ex director de la Policía afirma que le insistió al Fiscal acerca del relevo inmediato de Ríos y le puso en consideración varios nombres de oficiales con una hoja de vida impecable: "Le propuse a usted el envío de una terna de candidatos para el cargo a lo cual usted me contestó que lo dejara pensar y luego me informaría la acción que tomaría al respecto". El general relata cómo después de transcurrido un tiempo consideró necesario llamar al fiscal Osorio y le volvió a pedir que cambiara a Ríos y nombrara en su lugar a un excelente oficial que trabajaba en la Escuela General Santander. Frente a la insistencia del general, el Fiscal aceptó y entrevistó al oficial. Sin embargo cuando ya todo estaba listo para su traslado, el director de la Policía se enteró de que Osorio descartó al candidato. "Usted lo rechazó, argumentando que seguiría con el mayor Ríos, previo comentario de estar pensando nombrar a un oficial de la Fuerza Aérea para ese cargo, si la Policía insistía en el relevo", dice la carta. El mayor Ríos permaneció siete meses más al lado del Fiscal General, hasta cuando fue llamado a curso de ascenso para el grado de teniente coronel. Al final de la carta, Teodoro Campo remata con que quisiera pensar que " .no ha habido intención dañina de su parte, ya que lo allí afirmado dista enormemente de lo sucedido en su despacho.". Al cierre de esta edición, el viernes pasado, SEMANA conoció la carta que Osorio le envió como respuesta a Campo. En la misiva, el Fiscal le dice al ex director de la policía que "no es absolutamente veraz" la afirmación del general cuando dice que le informó que era necesario relevar en el menor tiempo posible al mayor Ríos como jefe de seguridad. Osorio le pregunta a Campo: "...Si usted consideraba que la presencia del oficial como mi jefe de seguridad era inconveniente para lograr la captura con fines de extradición del ciudadano requerido, cuya orden usted ya tenía, por qué no consideró inconveniente la presencia del mismo Mayor Ríos en los cuadros de mando de la Policía...:Sobre este punto Campo le había dicho a SEMANA que el vínculo de consanguinidad de Ríos no era un argumento jurídicamente válido para desvincular al mayor de la Policía, pero era lo suficientemente comprometedor para no permitir que permaneciera en el cargo. *Aclaración. Semana.com aclara que el comentario publicado a nombre de Francisco Santos no fue escrito por el Vicepresidente de la República.

VIDEOS MÁS VISTOS

  • Las risas que provocó el discurso de Trump en la ONU

    Las risas que provocó el discurso de Trump en la ONU

    close
  • "La creatividad no se puede comprar, se adquiere invirtiendo en educación"

    "La creatividad no se puede comprar, se adquiere invirtiendo en educación"

    close
  • El abecé del duquismo

    El abecé del duquismo

    close
  • "Creemos que incluso en los negocios, vivir feliz es muy importante'

    "Creemos que incluso en los negocios, vivir feliz es muy importante'

    close
  • Colombianos en Harvard: "para llegar acá no hay que ser genio"

    Colombianos en Harvard: "para llegar acá no hay que ser genio"

    close
MÁS VIDEOS

EDICIÓN 1896

PORTADA

El dosier secreto de las Farc

SEMANA revela explosivos detalles del más completo informe realizado sobre la historia, finanzas y los crímenes de la desmovilizada organización guerrillera.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1899

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.