Tendencias

Home

Nación

Artículo

Secretaría de Integración Social Bogotá.
Los padres y madres de familia que trabajen o estudien de noche y no tengan cuidadores para sus hijos, tienen ahora la oportunidad de utilizar los servicios de los jardines infantiles nocturnos. - Foto: Secretaría de Integración Social

bogotá

¿Cómo inscribir a los niños a uno de los jardines nocturnos de Bogotá?

SEMANA indica cuáles son los puntos a los cuales los padres pueden acercarse para solicitar un cupo para sus hijos en estos jardines con horario especial.

Desde finales de enero, la Alcaldía de Bogotá anunció la creación de un programa de jardines infantiles nocturnos que servirían para todas aquellas familias cuyos integrantes trabajan o estudian en la noche y que no tienen con quién dejar a los más pequeños de la casa.

De acuerdo con la información de la Secretaría Distrital de Integración Social, dichos centros educativos infantiles recibirán a todos los niños menores de seis años cuyos padres o adultos a cargo necesiten de este servicio.

“Estamos haciendo una búsqueda activa con nuestra Tropa Social, golpear puerta a puerta e invitar a todos los papitos y mamitas que tienen una actividad económica que nos les permite dejar de trabajar o estudiar, hoy es posible con nuestros jardines nocturnos para que dejen nuestros niños y niñas de Bogotá en manos de muy buenos profesionales”, afirmó el subdirector para la Infancia, Luis Hernando Parra, el pasado 25 de enero, cuando inició la convocatoria.

Por su parte, la directora territorial, Fanny Gutiérrez, explicó que desde el Distrito “buscamos que la familia no se adapte al horario del jardín, sino que el jardín se adapte al horario de la familia, para que puedan estudiar o trabajar, teniendo la seguridad de que su niño o niña está en el lugar más adecuado, con el personal de talento humano de la Secretaría de Integración Social”.

Sin embargo, la noticia de este 16 de febrero es que aún quedan cupos para todas las personas que necesiten de este servicio por parte de las autoridades distritales, con horarios flexibles que se pueden adecuar a las necesidades de las familias capitalinas. “Se ampliaron los horarios. Tenemos una modalidad que va de 5:00 p. m. a 10:00 p. m. y de 5:00 p. m. a 6:00 a. m. y por supuesto nuestra modalidad de jardín tradicional”, indicó este miércoles Margarita Barraquer, secretaria de Integración Social.

Por su parte, la entidad informó por medio de un comunicado de prensa que todas las personas que estén interesadas en esta propuesta, podrán hacerlo “acercándose a los jardines infantiles, consultando a través de la página web: www.integracionsocial.gov.co o en las subdirecciones locales de Integración Social”, con el registro civil del menor, recibo de servicio público, documentos de identidad del núcleo familiar, certificación de vinculación en salud, carné de vacunación al día y certificado médico actualizado.

“Todo el Sistema Distrital de Cuidado hace promoción de este tipo de servicios que, no solo beneficia a las niñas y a los niños, sino a sus cuidadores, quienes tienen la posibilidad de utilizar el tiempo mientras sus hijos o hijas están en el jardín”, añadió Barraquer.

Cabe recordar que actualmente hay disponibles 13 jardines infantiles nocturnos en el Distrito, en donde se atiende en estos momentos a 215 niños y niñas; aunque esto no es un impedimento para proponer la inclusión de nuevos lugares si la situación así lo amerita.

“Tenemos cupos disponibles en estos 13 jardines, y si requiriéramos abrir nuevos jardines para seguir atendiendo a los niños, dadas las realidades de sus papás y sus mamás o de sus cuidadores o cuidadoras; contamos con todo a disposición para poderlos abrir”, manifestó la funcionaria.

Por último, Barraquer explicó la importancia de estos sitios para todos los niños y niñas de la capital, ya que mientras ellos aprenden, los padres pueden estar seguros de que sus hijos están en sitios en donde cuidarán de ellos en tanto ellos se divierten.

“Este es un espacio protector. Se les garantiza la alimentación. Están con maestras que conocen los procesos que se deben realizar para propiciar su desarrollo, comparten con amigos, leen cuentos. Son felices”, concluyó.