Home

Nación

Artículo

Comunidad desalojada en Cali de Aldovea y Cauquita están en albergue temporal.
La comunidad recibió dotaciones para continuar con su práctica agrícola. - Foto: Cortesía Alcaldía de Cali

nación

Comunidad indígena Nuevo Espinal, en La Guajira, recibió herramientas para fortalecer la práctica agrícola

Los beneficiarios recibieron azadones, rastrillos, carretillas, entre otros utensilios que fortalecen la producción agrícola.

A través de las acciones contempladas en el Plan Integral de Reparación Colectiva (PIRC) de la comunidad Nuevo Espinal, ubicada en jurisdicción de Barrancas (La Guajira), la Unidad para las Víctimas entregó herramientas e insumos agropecuarios para que fortalezcan la actividad agropecuaria.

El director territorial Cesar, Mario Ríos Oñate, entregó al cabildo gobernador wayúu, Álvaro Ipuana, elementos y herramientas para continuar con la tradición agropecuaria de la comunidad. Entre los elementos están guadañadoras, carretillas, rastrillos, azadones, polisombra, rollos de alambre de púa, hachas, entre otros.

Según la entidad, estos objetos tuvieron una inversión cercana a los 90 millones de pesos, y con estos se busca “resarcir los daños colectivos ocasionados por el conflicto armado”.

“Para nosotros estas herramientas y las semillas son garantía de que nuestras prácticas agrícolas pervivan y, con ello, se recupere una costumbre ancestral de trabajo y siembra permanente de nuestra madre tierra”, dijo el cabildo gobernador de la etnia wayúu.

Por otro lado, serán cuatro las hectáreas sembradas con diferentes cultivos de ‘pan coger’, “hemos entregado semillas de tomate, yuca, plátano, ají, papaya y maíz, que garantizarán la soberanía alimentaria de mis hermanos de Nuevo Espinal”, dijo, por su parte Mario Ríos Oñate, director territorial de la entidad en el Cesar y La Guajira.

Cartagena: pico y cédula para agendamiento de citas en el Centro Regional de Atención a Víctimas

De acuerdo con la Unidad para las Víctimas, en Cartagena se empezará a implementar la modalidad de pico y cédula para agendamiento de citas en el Centro Regional de Atención a Víctimas (CRAV), ubicado en la vía La Cordialidad de la ciudad.

Esta medida busca optimizar la atención a las víctimas del conflicto, que residen en el distrito y los municipios aledaños interesados en recibir orientación sobre ayudas humanitarias, indemnizaciones, oferta institucional, entre otros temas.

El calendario para agendamiento de citas presenciales está rigiendo desde el pasado lunes 5 de diciembre y funcionará con el último número de la cédula, queda de la siguiente manera: lunes, 1 y 2; martes, 3 y 4; miércoles, 5 y 6; jueves, 7 y 8; viernes, 9 y 0.

Las víctimas pueden acceder a la oferta institucional que ofrece la entidad

Las víctimas también podrán acceder a los servicios de las entidades que forman parte del Sistema Nacional de Atención y Reparación Integral a las Víctimas (SNARIV), entre ellos se destacan varias entidades que ayudan a la solución de distintas preguntas, seguimientos, problemas, y además, instituciones que ofrecen oferta académica. Entre las instituciones están: la Defensoría del Pueblo, la Procuraduría General de la Nación, la Unidad de Restitución de Tierras, la Personería, el Sena, la Gobernación de Bolívar, SuperSalud, la Alcaldía de Cartagena, Familias en Acción y Sisbén, que brindan atención presencial de 8:00 a. m. a 12:00 m. y 1:00 p. m. a 4:00 p. m.

Canales de atención a víctimas

Todos los ciudadanos sin necesidad de intermediarios pueden presentar sus peticiones, quejas, reclamos y sugerencias de forma GRATUITA a través de los siguientes medios:

Línea nacional: 01 8000 911119; recepción de soportes para actualización de datos a través del correo servicioalciudadano@unidadvictimas.gov.co; canales virtuales (chatbot, chat SMS, videollamada y chat web en nuestra página web www.unidadvictimas.gov.co); número de autoconsultas desde su celular (121).

La entidad señaló que los trámites realizados en la Unidad para las Víctimas no necesitan intermediarios, pueden acercarse a los centros regionales y puntos de atención más cercanos o comunicarse a través de los canales telefónicos y virtuales habilitados.