nación

Envían a la cárcel a pareja señalada de asesinar a un abuelo para robarle 80 millones de pesos

Los señalados invitaron al adulto mayor a pescar para lograr su cometido.


Dos personas fueron enviadas a la cárcel, luego de que se les vinculara con el asesinato de un adulto mayor en zona rural de Putumayo. Al parecer, los dos asegurados habrían cometido el crimen para poder robarle una millonaria suma de dinero que tenía el abuelo en su poder.

Según la investigación de la Fiscalía, los hechos tuvieron lugar el 18 de noviembre de 2021, en la vereda Mandur, ubicada en Puerto Guzmán. Ese día los investigados, identificados como María Inés Chindoy Burbano y Jesús Antonio Vargas Chindoy invitaron a la víctima a pescar. Sin embargo, esta fue una excusa para atentar en su contra.

En medio del supuesto día de pesca, los procesados habrían aprovechado para herir cuatro veces al adulto mayor con un arma cortopunzante, agresiones que le costaron la vida al abuelo. Tras realizar el delito, los presuntos agresores tiraron el cuerpo al caño en el que estaban pescando con el objetivo de ocultar el cadáver.

Tras el asesinato, uno de los señalados, quien tiene una orden de captura en su contra, habría vuelto al lugar de los hechos para recoger el cuerpo y sepultarlo; según se informó, este acto se realizó a la orilla de una quebrada de la zona, llamada Medio Mandur.

Al parecer, con el asesinato del adulto mayor, los presuntos agresores pretendían robar 80 millones de pesos que tenía el abuelo escondidos dentro de su casa. Tras el hurto, los responsables pretendían repartir el dinero y así completar su delito.

Sin embargo, mediante investigaciones de las autoridades se logró determinar la identidad de los señalados, quienes fueron capturados e imputados por el delito de homicidio agravado, aunque en la audiencias celebradas en su contra tanto Chindoy Burbano como Vargas Chindoy afirmaron que no eran culpables de los cargos allanados, mientras que el juez del caso les impuso una medida de aseguramiento en centro carcelario.

Abuela vendía a su nieta de 13 años a depravados sexuales en Barrancabermeja

Un juez con función de Control de Garantías del Magdalena Medio envió a la cárcel a una mujer y un hombre, acusados de maltratar y abusar sexualmente de una niña de 13 años. De acuerdo con la investigación, estas personas habrían aprovechado los vínculos que tenían con la víctima para someterla a los vejámenes.

El indignante suceso tuvo lugar en Barrancabermeja, Santander, cuando una adulta mayor decidió ofrecer a su nieta a pedófilos con el propósito de lucrarse económicamente. “La mujer, quien tuvo a su cargo a la menor desde agosto de 2017 hasta octubre de 2018, habría propiciado encuentros con por lo menos cuatro hombres con su nieta a cambio de dinero”, explicó la Fiscalía.

Uno de estos abusadores, no conforme con acceder carnalmente a la niña, también la habría amenazado de muerte con un arma blanca para que no contara lo ocurrido. “Esta persona sería el novio de la hermana de la víctima, quien al parecer pagó 100.000 pesos a la abuela por los encuentros con la menor y la intimidó con armas blancas”.

La niña, al parecer aprovechando un descuido de su abuela, le contó la pesadilla que vivía a un familiar y luego denunciaron ante las autoridades. Desde entonces se inició la investigación y en las últimas horas, luego de la recolección de material probatorio, tanto la adulta mayor como uno de los señalados abusadores, fueron capturados mediante orden judicial en el puerto petrolero de Santander.

A la mujer le fueron imputados los delitos de proxenetismo agravado en concurso homogéneo y sucesivo, mientras que el hombre deberá responder por los delitos de acceso carnal violento y explotación comercial con menor de 18 años”, agregó el ente acusador.

Las dos personas permanecerán recluidas en centros penitenciarios, mientras avanza el proceso judicial.