nación

Se habilita el tránsito en la vía que comunica a Antioquia con la costa Atlántica

El corredor estaba cerrado como consecuencia del desprendimiento de una roca.


El Instituto Nacional de Vías (Invías) confirmó la apertura total de la vía que comunica al departamento de Antioquia con la costa Caribe, en el Atlántico. El tramo habilitado comprende exactamente el corredor Vía Llanos del Cuiva-Tarazá (Antioquia) en el kilómetro 47+050, sector de Ventanas.

En ese punto, como consecuencia de las fuertes precipitaciones, se registró el desprendimiento de una roca de gran tamaño. Por tal razón, ayer en horas de la madrugada el Invías anunció el cierre del corredor para atender la emergencia y adelantar las labores pertinentes.

La entidad explicó que se tuvo que perforar y dinamitar la roca para fragmentarla, y luego despejar la vía y reparar la calzada que se afectó por el impacto y peso de la misma. “Todo esto como consecuencia de la saturación del talud originado por las lluvias que se presentan en la zona”, indicó un vocero del Invías.

De acuerdo con la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo, desde el 16 de marzo y hasta el 15 de junio, que se desarrolló la primera temporada de lluvias, en el país se presentaron 912 eventos en 428 municipios de 28 departamentos. Cundinamarca, Antioquia, Norte de Santander, Cauca, Huila, Santander, Tolima, Meta, Caldas y Nariño registraron la mayor cantidad de municipios afectados.

Estos eventos causaron afectaciones a 35.610 familias, lo que equivale a 99.193 personas. Así mismo, cobraron la vida de 80 ciudadanos, dejaron heridas a otras 93 personas y 12 continúan desaparecidas en medio de diferentes eventos.

Los movimientos en masa, las inundaciones y crecientes súbitas que suman 797 eventos, entre ellos, fueron los más recurrentes durante la temporada. En materia de bienes, 17.333 viviendas resultaron averiadas y 570 más destruidas. Así mismo, en infraestructura, 750 puntos viales registran daños, al igual que 76 puentes vehiculares, 37 puentes peatonales, 90 acueductos, 38 alcantarillados, 108 instituciones educativas y 7 centros de salud.

Las fuertes precipitaciones han causado estragos en Medellín y todos los municipios de Antioquia. De acuerdo con las estadísticas de la Gobernación, durante la temporada de lluvias de este año, al menos 170.000 personas han resultado afectadas y 40 más han fallecido.

A pesar de que la región está atravesando por el período de transición a la segunda temporada seca de 2022, el cielo se ha desprendido con toda su fuerza en las últimas semanas y, con base en las proyecciones, ese escenario continuará.

Según el Área Metropolitana del Valle de Aburrá, los pronósticos globales indican que para este tiempo seco se va a presentar un aumento de hasta el 100 % en las lluvias. Es decir, las precipitaciones estarán por encima del acumulado de la temporada.

Ese fenómeno está sostenido en las condiciones macroclimáticas que afectan al territorio, como el fenómeno de La Niña, la temperatura del océano Pacífico y la temporada de ondas del Este, provenientes de África que, a su paso, generan lluvias.

“Actualmente nos afecta el fenómeno de La Niña y nos encontramos con un océano Pacífico más frío, lo cual modula la ocurrencia de precipitaciones e incide en que sean más fuertes”, explicó el líder de Meteorología del Área Metropolitana, Julián Sepúlveda.

Frente a esta situación, y debido a que en septiembre inicia el segundo período de lluvias del año, los investigadores están considerando que en 2022 no ha habido temporada seca, sino una gran temporada de lluvias en Antioquia.