Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/28/2006 12:00:00 AM

Brasieres para Juanes

Juanes llegó en el momento propicio para suavizar el día a día y la soledad de cientos de colombianos en Tokio.

Brasieres para Juanes Brasieres para Juanes
Muchos se desplazaron hasta el Aeropuerto de Narita, a más de una hora de tren, para recibirlo. Sin embargo una recepción cálida y espontánea se convirtió en una convencional y sin mayores aspavientos. Las prohibiciones fueron la regla: no gritar, no tomar fotografías, no portar pancartas. Un solo error de alguno que quiso tomar un video familiar a la salida del aeropuerto fue suficiente para que el joven fuera golpeado y maltratado por los agentes de seguridad dispuestos para la protección de Juanes.

Pero si en el aeropuerto había quedado el sabor amargo, la tristeza se fue apoderando de muchos en la colonia colombiana, cuando al paso de los días, las cientos de invitaciones para un concierto exclusivo estimado entre 1000 y 1500 personas, se convirtieron en artículo de lujo y de estatus. Algunas fueron sorteadas mediante un formulario que más de mil colombianos debían llenar por Internet, otras fueron estratégicamente distribuidas.
El día del concierto amaneció gris. En la calle, antes de su ingreso al teatro, algunas colombianas y japonesas desafiaban la llovizna y el viento de la tarde. Muchos de los japoneses asistían por curiosidad y confesaban no tener ni idea de qué tipo de música interpretaba el cantante y de qué tan importante era. Sí que menos sabían de su nacionalidad colombiana.

Juanes convenció a los japoneses. Su última canción “La Luna”, de Joe Arroyo puso a bailar y a gritar a los más escépticos, aún en las sillas VIP del teatro. Fue en ese momento cuando una lluvia multicolor de brasieres, cuidadosamente marcados con frases amorosas, antes de concierto acústico, cayó a los pies del artista. Japonesas y colombianas que carecían de tan preciado bouquet decidieron por el camino despojarse de los propios para lanzarlos incluso con bragas que decían haber comprado en las mejores tiendas.

El cantante no se retiró del escenario sin agradecer a Universal Music, la Embajada de Colombia y Café de Colombia por la oportunidad brindada. Pero terminó por conquistar a los asistentes japoneses con un sentido arigato, y dos marcadas venias que sin duda le abrieron la puerta a futuras presentaciones, que probablemente inicien con el lanzamiento de “Mi Sangre” el próximo 7 de junio.

Ya se disponía a salir del escenario, cuando de pronto notó que algo se le quedaba. Regresó a recoger más de una docena de prendas íntimas que habían quedado tendidas en el suelo. Las tomó y las alzó triunfante, como si se tratara del mejor ramo de rosas.

EDICIÓN 1896

PORTADA

El dosier secreto de las Farc

SEMANA revela explosivos detalles del más completo informe realizado sobre la historia, finanzas y los crímenes de la desmovilizada organización guerrillera.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1898

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.