Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Opinión

  • | 2001/08/20 00:00

    Cambio de señal

COMPARTIR

En materia televisión educativa y cultural Colombia se ha quedado corta. Países como México adelantan procesos de producción y programación que pueden constituirse en modelos para América Latina y en esa materia han logrado la adolescencia. Sin embargo Colombia ya empezó a gatear.

Después de un proceso en el que participaron más de 150 entidades estatales y privadas se consolidó el Procem, Proyecto de Educación a Cultura a Través de los Medios de Comunicación. Toda la teoría consignada en las mesas de trabajo de estos grupos de cómo debe ser la televisión como herramienta educativa, formativa y de reconocimiento de los valores nacionales está reflejada en la actual parrilla de programación de Señal Colombia.

Los 115 programas en su contenido y producción son un ejemplo de pluralismo y participación. Las etnias, universidades, entidades estatales, realizadores independientes, los artistas, la juventud, los niños, la tercera edad, los discapacitados y los deportistas tienen su espacio. Esta programación se complementa con los ciclos del cine dedicados los viernes a los clásicos, los sábados a las producciones latinoamericanas y los domingos a lo mejor del cine contemporáneo.

La programación incluye documentales ecológicos e históricos y grandes transmisiones deportivas, como los Juegos Olímpicos, los mundiales de patinaje o la Vuelta a España.

Pero enfrentamos un problema. Los televidentes no conocen la SEÑAL. Y no la conocen porque no se asoman a verla.

Es difícil, pero no imposible, desligar la televisión educativa y cultural al rótulo de ladrillo. Lo han logrado grandes cadenas internacionales y ese es el reto al que nos enfrentamos.

Primero hay que diseñar una agresiva campaña de publicidad utilizando las cadenas públicas nacionales, la radio y la prensa para que el país conozca su nueva SEÑAL COLOMBIA y lograr que el esfuerzo de tantos y los 21.000 millones de pesos que cuesta la actual programación no se queden entre una selecta minoría.

Hay que enseñarle al país a ver su televisión educativa y cultural. La competencia es grande y difícil frente a la televisión privada y al acceso cada vez más frecuente al cable y a las señales internacionales.

En Señal Colombia se trabaja no para competir. El segmento al que va dirigida nuestra programación es al que no encuentra otras alternativas de programación. No se trata de arañar el rating, por que Señal Colombia no se mide bajo esos parámetros. Sería como medir la moral o la ética, ellas existen y deben ser totales. La medición de Señal Colombia es más cualitativa que cuantitativa.

Para 2002 enfrentamos el reto de diseñar una parrilla con elementos aún más atractivos que le den el despegue definitivo al cana,l que lo posicionen como el canal de la otra opción, que se convierta en una herramienta de progreso que todo país civilizado debe poseer. Insistiremos en el producto educativo y cultural como un producto dinámico, moderno e internacional. La meta es producir una programación educativa y cultural con factura comercial. Y eso se puede lograr. Lo lograron los ingleses, los alemanes, los españoles y más cerca de nosotros los mexicanos. Ellos abrieron la ruta y en Señal Colombia ya empezamos a recorrer los primeros tramos.



* Vicepresidente de Televisión Inravisión-Señal Colombia
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1874

PORTADA

La orquesta del Titanic

Para tomar decisiones en el Consejo Nacional Electoral son necesarios 6 de los 9 votos. Cinco de esos votos ya están listos contra la posibilidad de que exista una candidatura viable de centro. La determinación del Consejo Nacional Electoral no será jurídica, sino exclusivamente política.

Les informamos a todos nuestros lectores que el contenido de nuestra revista impresa en nuestro sitio web será exclusivo para suscriptores.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com