Tendencias

Home

País

Artículo

salario mínimo

Empresarios suben su oferta en la negociación del mínimo

Por medio de una carta enviada a la ministra de Trabajo Alicia Arango, los representantes de los gremios ofrecieron un incremento total de 5,88%.

En la misiva, que fue firmada por Bruce Mac Master, presidente de la Andi; Jaime Alberto Cabal, presidente de Fenalco; Jorge Enrique Bedoya, presidente de la SAC, Rosmery Quintero, presidente de Acopi, y Santiago Castro, presidente de Asobancaria, indican que luego de varias reuniones y deliberaciones tomaron la decisión de realizar un “incremento agregado” de 2 puntos por encima de la inflación proyectada.

Esto quiere decir que la oferta final de los representantes de los empleadores es equivalente a 5,88%. En este mismo sentido, aseguran que este aumento está por encima de los niveles de productividad tanto laborales, como de los factores de producción.

Los representantes de los empresarios finalizaron el comunicado, insistiendo en que están interesados en que los empleados del país aumenten su poder adquisitivo, sin poner en riesgo factores como la inflación y el desempleo, para así seguir garantizando un crecimiento económico sostenible en el largo plazo.

“Los empleadores esperamos que con esta nueva propuesta se logre un acuerdo que demuestre a la sociedad colombiana la importancia del diálogo social y la construcción conjunta de objetivos” concluyeron.

Este aumento en la propuesta de los gremios llega un día después de que se levantara la mesa de concertación. Luego de que los empresarios y representantes de los trabajadores no lograran llegar a un acuerdo, debido a la gran distancia entre sus peticiones, ya que mientras los empresarios proponían un 5% de aumento, las centrales obreras no se movieron del 8,11%.

En diálogo con DINERO, Diógenes Orjuela, presidente de la CUT, había explicado que las centrales no piensan ceder del 8,11%, pues le están apostando a que el salario mínimo quede en $1 millón con el subsidio de transporte incluido. 

Teniendo en cuenta que por el momento no se tienen contempladas más mesas de concertación y que las centrales obreras no piensan ceder en su postura, hay una gran probabilidad de que el Gobierno fije el aumento por decreto. Seguramente este estaría por el orden del 6% tal como ocurrió el año pasado.