mercado de víveres

Empieza la medida de "pico y puesto" en Corabastos

Desde este domingo arranca la medida de "pico y puesto" en Corabastos, en la que las 57 bodegas de la central tendrán que rotarse un cierre de 24 horas a la semana con el fin de garantizar la salud de vendedores y compradores.


La metodología de "pico y puesto" que empezará a regir a partir de este domingo consistirá en el cierre programado de los locales comerciales en días específicos durante 24 horas. 

El Ministerio de Agricultura Y Desarrollo Rural, la Gobernación de Cundinamarca, la Alcaldía Mayor de Bogotá, la Secretaría Distrital de Gobierno, la Secretaría Distrital de Salud, la Junta Directiva, la administración y los comerciantes de la Central lograron un acuerdo para implementar la medida que evitará el contagio y la propagación de la covid-19 en la central de abastos. 

Lea también: Corabastos definió nuevo plan de operación en Bogotá

En síntesis, la medida aplicará en las 57 bodegas de la central, de manera rotativa, garantizando que cada bodega tenga un día de cierre a la semana. Las 24 horas de cierre van desde las 2:00 p. m. hasta las 2:00 p. m. del día siguiente. 

Esta iniciativa se mantendrá vigente durante toda la emergencia sanitaria. 

Esta medida también se articulará con la de "pico y cédula", que se aplica en la entrada de la central de abastos donde diariamente personal de seguridad monitorea el ingreso de las personas que están autorizadas, según el último dígito de su cédula, para hacer las compras correspondientes. 

De igual manera, la metodología también se articula con otras que ya rigen en Corabastos como la exclusividad al abastecimiento a mayoristas, la prohibición de ventas ambulantes, el control sobre las áreas de uso común y los requerimientos documentales para el ingreso de extranjeros. 

Las medidas de bioseguridad también mantendrán su curso con el nuevo "pico y bodega".

También le puede interesar: Atica desinfectó un millón de metros cuadrados durante pandemia

La central continuará con el control de temperatura de quienes ingresan, la desinfección de camiones y carros, lavamanos y baños sin costo y la realización de pruebas de manera aleatoria entre todo el personal que trabaja allí. 

De esta forma, la Secretaría de Salud de Bogotá y el Ministerio de Agricultura buscan garantizar el abastecimiento de víveres en esta central, que es pieza clave para la capital. 

Vale la pena recordar que hace cerca de un mes se descubrió un primer caso de covid-19 en Corabastos, lo que prendió las alarmas de los comerciantes. Desde ese momento empezaron a establecer protocolos de bioseguridad como las jornadas de desinfección entre semana y los fines de semana, que se mantendrán durante el "pico y puesto". 

Lea también: Recomendaciones para volver al trabajo y prevenir contagios, según expertos

Noticias relacionadas