Tendencias
Ivan Duque
Iván Duque, expresidente de Colombia. - Foto: JUAN CARLOS SIERRA PARDO

política

“Colombia no puede convertirse en un narcoestado”: Iván Duque habla sobre la legalización de la cocaína y descresta en FOX

En entrevista con FOX News, el expresidente Iván Duque aseguró que Colombia no puede hablar de la legalización del consumo de cocaína porque podría convertirse en un narcoestado.

El expresidente colombiano Iván Duque concedió una entrevista a la cadena estadounidense FOX News en la cual tocó temas clave para Colombia como la legalización de las drogas, las negociaciones con el Ejército de Liberación Nacional (ELN) y la transición energética del país y del mundo.

Duque aseguró que cuando él era presidente tuvo siempre una visión “holística” frente a la lucha contra las drogas y de hecho desarrolló una fuerte política para detener no solo el consumo, sino también la producción de sustancias ilícitas en el país.

“También peleamos con fuerza contra los productores y comercializadores de las drogas logrando la captura de alias Otoniel, lo que mostró un verdadero compromiso en nuestra lucha contra las drogas”, afirmó.

También afirmó que desarrolló varias políticas de salud pública para concientizar a las personas adictas de los daños que genera el consumo, así como estrategias para frenar la venta de sustancias ilícitas.

“Ahora con la posibilidad de legalizar la cocaína pienso que Colombia está en riesgo y no puede convertirse en un narco estado, legalizar la cocaína nos llevaría inevitablemente a ese lugar”, indicó.

Además, aseveró que en Colombia se debe poner de lado la “hipocresía” y pensar en todos los daños y estragos que causan las drogas al país.

“Tenemos mucho por hacer para prevenir el consumo generando consciencia de todo el daño que hace el consumo, solamente al medio ambiente, para sembrar una hectárea de coca se debe destruir tres de selva, además para producir un kilogramo de cocaína se requiere de decenas de galones de gasolina, eso crea muchos años para la sociedad”, añadió el exmandatario.

Vale la pena recordar que recientemente el presidente Gustavo Petro se refirió a la legalización de la cocaína, haciendo referencia sobre de quién depende tomar una medida de esa envergadura.

El jefe de Estado, en su intervención en el Puesto de Mando Unificado (PMU) que se llevó a cabo en el municipio de Buenaventura, en el departamento del Valle del Cauca, en una amplia exposición señaló que mientras la cocaína sea ilegal se convierte en un poderoso instrumento para que las organizaciones criminales hagan dinero y de paso sigan profundizando una ola de violencia.

Petro fue claro en afirmar que la potestad de tomar la determinación de legalizar la cocaína no está en las manos del presidente de la República de Colombia, al enfatizar que depende de una medida que tomen los “centros de poder mundial”.

“¿Por qué es un instrumento? Porque la cocaína está prohibida y no somos nosotros aquí en este sitio y ni siquiera el presidente de la República que va a decir que se legaliza, porque eso depende es de los centros de poder mundial”, sostuvo Petro.

Y amplió su concepto: “Mientras sea ilegal (la cocaína), es un mecanismo para hacer dinero, ahora podemos disminuir su poder mortífero, violento, que lo es porque va dejando el territorio con estelas de sangre”.

Negociaciones con el ELN

En cuanto a las negociaciones con el ELN, el exmandatario afirmó que durante su gobierno incluyó una legislación sobre la cual se pedía que ningún grupo terrorista pudiese hacer política mientras cometía delitos, y consideró que para hablar de negociaciones se debe considerar el cese bilateral al fuego.

“Si es necesario se requiere mantener la presión militar para detener las actividades criminales y proteger a la población porque es algo que los grupos terroristas utilizarán para legitimizar sus actos”, dijo.

Finalmente, aseguró que Colombia va en el proceso de la transición energética igual que muchos países del mundo, pero afirmó que no se puede “demonizar” la producción de combustibles fósiles, teniendo en cuenta que Colombia tiene una importante participación en ese mercado.

La transición se irá dando, en unos países más rápido que en otros y en Colombia ya hay importantes pasos en este camino”, concluyó.