Tendencias
El pan blanco en su alto consumo es perjudicial para la salud. Foto: Getty Images.
El pan blanco en su alto consumo es perjudicial para la salud. - Foto: Getty Images

vida moderna

Alimentos que en su consumo excesivo son perjudiciales para la salud

Se recomienda consultar con un nutricionista para la elaboración de un plan de alimentación equilibrado.

Un plan de alimentación rico en frutas, verduras y proteínas es la primer herramienta para el cuidado de la salud; sin embargo, el ejercicio, también contribuye en el fortalecimiento del cuerpo y en muchas ocasiones hace parte del tratamiento de enfermedades preexistentes.

En la actualidad existe una amplia lista de alimentos que no son recomendados por los expertos, que aunque puedan verse apetitosos, estos son perjudiciales de gran manera para la salud.

Bebidas azucaradas

La Organización Mundial para la Salud señala que “si se ingieren azúcares libres, aporten menos del 10% de las necesidades energéticas totales”, una ventaja que se percibe en la salud si por lo menos se disminuye la ingesta de estos líquidos en un 5%.

Un artículo titulado Bebidas azucaradas y salud infantil, escrito por Rebecca J. Scharf y Marcos D DeBoer, explica que el sobrepeso de los menores de edad se asocia con el consumo de bebidas azucaradas como la jugos de caja.

Pan blanco

Este alimento es uno de los más consumidos, ya sea en al mañana o durante las noches. No obstante, los médicos aseguran que su alto consumo es dañino, porque no tiene suficientes fibras ni tampoco tiene un efecto de saciedad que permita la no ingesta de otros alimentos. Por esto, los sustitutos del pan -asegura Tua Saude- son aquellos que aportan ese efecto de saciedad que también colabora en la pérdida de peso.

El consumo moderado de helado no provoca sobrepeso.
El consumo moderado de helado no provoca sobrepeso. - Foto: Getty Images

Helados

Mejor con Salud explica que este producto es dañino, según como esté elaborado, ya que la mayoría de veces tiene grasas saturadas y azúcar añadido; además, de otros químicos que lo componen. Pero puede llegar a ser natural y saludable si se prepara en casa.

Bebidas energéticas

Las bebidas energizantes se destacan por ser estimulantes y, según su promesa de valor, le brindan energía al cuerpo cuando este se encuentra agotado. No obstante, el no consumirlas de manera moderada puede ser perjudicial para la salud.

Un artículo publicado por la Universidad Central de Colombia señala que estos líquidos se encuentran catalogados como alimentos y, por esto, son de fácil acceso. Además, en los supermercados se encuentran junto a las bebidas hidratantes, optimizando su compra. Es de mencionar que su contenido no es nutritivo, y por esto, aumenta los riesgos para la salud.

Expertos aseguran que el exceso de bebidas energéticas puede causar algunos daños en la salud. Foto: Gettyimages.
Expertos aseguran que el exceso de bebidas energéticas puede causar algunos daños en la salud. Foto: Gettyimages. - Foto: Foto Gettyimages

Carne roja o procesada

El consumo de carne se ha convertido en un debate en quienes dicen que es dañina, y en quienes la consumen después de hacer ejercicio, ya que es asociada con el desarrollo de ciertas enfermedades.

Su alto consumo se le atribuye a la aparición del cáncer colorrectal, que es uno de las enfermedades que más ha cobrado vidas alrededor del mundo.

La OMS recomienda en uno de sus estudios titulado Diet, nutrition and the prevention of chronic diseases, no necesariamente eliminar el consumo de carne procesada, sino reducir su ingesta para contrarrestar el desarrollo del cáncer colorrectal.

Alimentos azucarados

Los niños son los más propensos a consumir frecuentemente alimentos azucarados, más exactamente dulces, mismos que son dañinos no solo para el presente del menor sino para su vida adulta, siendo un factor para el inicio de la obesidad y el sobrepeso que, según la organización internacional en el 2016, 41 millones de niños menores de 5 años ya eran considerados obesos.

Grasas saturadas

Muchos son los productos que tiene grasas trans y saturadas, siendo estas últimas definidas por la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos, MedlinePlus, como “dañinas” y se conocen por ser “sólidas a temperatura ambiente”.

Algunos alimentos conocidos con grasas trans son: el aceite de coco, la margarina y la carne roja, explica la entidad americana. Su alto consumo puede traer complicaciones al corazón y de peso.