Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/13/1994 12:00:00 AM

AUTO DE DETENCION

Un nuevo aparato que permite monitorear vehículos por computador, puede ser la solución para el robo de carros.

AUTO DE DETENCION, Sección Vida Moderna, edición 628, Jun 13 1994 AUTO DE DETENCION
EL AÑO PASADO, en Colombia, más 15.500 personas se quedaron, de un día para otro, sin carro. El monto de las pérdidas fue de más de 160.000 millones de pesos y, como si fuera poco, la recuperación de los automotores robados apenas alcanzó las 656 unidades, lo cual equivale apenas al 7 por ciento. Las cifras indican que, en condiciones normales, la recuperación de un vehículo robado era una tarea prácticamente impensable. Pero esa situación ahora puede cambiar gracias a un novedoso sistema de localización automática y monitoreo de automotores, diseñado para brindar protección a los usuarios durante las 24 horas del día.
El localizador, como se denomina el sistema, fue desarrollado en Colombia por Avantec -una firma de computación y seguridad electrónica-, y consiste en una pequeña caja que se instala en un lugar secreto del vehículo. Este dispositivo emite permanentemente una señal que es rastreada, por medio de antenas, por una estación de control. Allí, monitores de computador, equipados con mapas exactos de toda la ciudad, pueden determinar con gran precisión en qué lugar se encuentra el carro. La información que entrega el aparato, que incluye la descripción completa del vehículo, las rutas que sigue, la dirección en que se desplaza y la velocidad que lleva, es recibida por una pantalla especial en la Estación de Policía. Con estos datos, y la actualización permanente de cambios de ruta y desvíos, las patrullas más cercanas al lugar podrán recuperar, en pocos minutos, el carro que ha sido robado.
Además del servicio de localización en caso de hurto, los vehículos equipados con este nuevo aparato tendrán dos alarmas insonoras que se dispararán automáticamente. La primera es una señal contra rotura de vidrios, que, sin necesidad de que el dueño lo advierta, envía una onda a los monitores. La segunda se activa por sí misma cuando el automóvil es encendido por contacto directo, es decir, sin la llave. Adicionalmente, un botón especial, llamado botón de pánico, puede ser activado por el conductor si éste se encuentra en peligro, o si choca y necesita asistencia.
Aunque en Colombia el localizador entrará en operación a partir de junio, e inicialmente limitará su operación a la Sabana de Bogotá, en Estados Unidos funciona desde hace tres años. En Miami -según Hernando Serrano, presidente de la compañía en Colombia-, "el número de usuarios supera el millón en el área metropolitana, y el índice de recuperación de automotores robados llega a una cantidad considerable: el 90 por ciento".
El localizador no es el primer sistema para la recuperación de automóviles robados en Colombia. Desde hace algunos meses existe también el cazador o Lo-Jack, que emite una séñal, rastreada por unos vehículos especiales ubicados en lugares estratégicos de la ciudad. Estos vehículos, equipados con una aguja que indica la direcciòn y un sensor que indica qué tan cerca se encuentra el carro robado, inician una verdadera cacería del ladrón. Sin embargo, el cazador tiene sus limitaciones. El sistema es poco exacto y sus receptores captan señales a kilómetro y medio de distancia, pero si la señal se aleja, pierden la pista.
Las expectativas de ventas del sistema de localización automática de automotores en el área de la Sabana, según Carlos Enrique Pérez, gerente general de Avantec, son aproximadamente de 600.000 vehículos. Los costos de instalación del sistema serán de 280.000 pesos, con cuotas mensuales de mantenimiento de 14.000 pesos. Esto indica que no sólo puede ser el método más eficaz, sino el más económico, si se compara con las elevadas primas de seguro contra robo y los crecientes costos de la instalación de alarmas.

EDICIÓN 1879

PORTADA

Gustavo Petro: ¿Esperanza o miedo?

Gustavo Petro ha sido un fenómeno electoral, pero tiene a muchos sectores del país con los pelos de punta. ¿Cómo se explica y hasta dónde puede llegar?

Les informamos a todos nuestros lectores que el contenido de nuestra revista impresa en nuestro sitio web será exclusivo para suscriptores.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com