vida moderna

Dos jugos que ayudan a reducir los niveles de azúcar

Antes de la preparación de estas bebidas, se recomienda consultar con un nutricionista.


De acuerdo con la Clínica Mayo, incluir en un plan de alimentación azúcar añadido, puede traer graves complicaciones a la salud, entre ellas, diabetes o el desarrollo de enfermedades cardíacas. Sin embargo, estos pequeños carbohidratos le brindan energía al cuerpo que no necesariamente se aprecian en los postres, sino que también se pueden obtener tras la ingesta de algunas frutas y verduras que las contienen.

Asimismo, en algunas comidas, el azúcar es añadido para preservar productos o para contrarrestar la acidez de otros, por ejemplo.

Cabe señalar que la diabetes se clasifica en tres: siendo de tipo 1, cuando el páncreas no produce insulina; de tipo 2, cuando las células se resisten a ella; y gestacional, que aparece durante el embarazo.

No obstante, entre enfermedades cardiacas se puede incluir las arritmias, las afecciones en los vasos sanguíneos y en las arterias coronarias.

Como se mencionó anteriormente, el azúcar añadido puede aportar más calorías al organismo, por lo que también puede aumentar los triglicéridos. Por ende, los altos niveles de glucosa en la sangre desarrollan hiperglucemia que es asociada con pacientes que están diagnosticados con diabetes.

¿Qué son los triglicéridos?

De acuerdo con la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos, MedlinePlus, los triglicéridos son lípidos, es decir, grasa que el cuerpo obtiene a través del consumo de algunos alimentos.

La entidad señala que el organismo puede cambiar calorías por triglicéridos, pero cuando este no las quema, todas son depositadas en células de grasa. “Cuando su cuerpo necesita energía, libera los triglicéridos”, puntualiza.

Los niveles altos del 'colesterol malo' (LDL) incrementa el riesgo de padecer enfermedades cardíacas, diabetes o renales. Foto: Getty Images.
Imagen referencia sobre triglicéridos. Foto: Getty Images. - Foto: Foto Gettyimages

Es importante señalar, que al igual que el colesterol alto, tener altos niveles de triglicéridos puede desarrollar enfermedades en las arterias, y esto se debe a malos hábitos como:

  • El sobrepeso.
  • El consumo excesivo de alcohol y cigarrillo.
  • La diabetes tipo 2.
  • Complicaciones en la tiroides.

Cabe destacar que la institución americana, indica que un nivel normal de triglicéridos es menor a 150 mg/dL, considerándose un límite alto más de los 199 mg/dL.

Jugos para reducir el azúcar en la sangre

Antes de incluir cualquiera de estas bebidas a una dieta balanceada, se recomienda consultar con un nutricionista para que estructure un nuevo plan alimenticio, acorde a la condición física.

  • Piña y fresas

El portal de salud, Tua Saúde, señala que la piña es una fruta rica en vitamina C que ayuda en reducción de azúcar, que también tiene efectos antiinflamatorios y antioxidantes, mismos que ayudan en la restauración de las células del cuerpo.

Las fresas también comparte una vitamina con la piña: la C, que es un antioxidante favorable para el cuerpo y en la prevención de distintos problemas de salud.

Modo de preparación

  1. Pelar y picar la piña, junto a 50 gramos de fresas.
  2. En una licuadora incorporar 1/2 taza de agua junto a 5 cucharadas de yogur natural.
Las fresas y el bicarbonato de sodio pueden ayudar a exfoliar los dientes.
Foto referencias sobre fresas. - Foto: Getty Images
  • Manzanas y kiwis

Las manzanas se caracterizan por ser ricas en antioxidantes y carotenoides que pueden ayudar a regular la glucosa en el torrente sanguíneo. Asimismo, el kiwi es una fruta rica en vitaminas K y C que, de acuerdo con el sitio web citado, contribuye en la regulación del colesterol y en el fortalecimiento del sistema inmune, por ejemplo.

Modo de preparación

  1. Pelar 2 bananos y 5 kiwis, y cortar en trozos respectivamente junto a 2 manzanas.
  2. Agregar los ingredientes a una licuadora junto con agua para poder licuar hasta que quede una mezcla homogénea
  3. Tal y como lo señala Mejor con Salud, esta última bebida se recomienda consumir luego de una comida principal.

Por último, es importante mencionar que la actividad física puede contribuir en la regulación de azúcar en la sangre.