vida moderna

El té que ayuda a reducir la cintura y bajar de peso

Bajar de peso es un reto para muchas personas.


Para bajar de peso se deben tener en cuenta varias recomendaciones como comer saludablemente, incrementar la actividad física, beber más agua, entre otras.

Asimismo, existen bebidas que ayudan a acelerar el proceso, pero no quiere decir que estas hagan milagros o que los resultados se vean de la noche a la mañana, pues en la constancia está el éxito.

Dicho lo anterior, el portal Cocina Vital reveló que el té de canela y laurel es ideal para reducir la cintura y bajar de peso, ya que es diurético, evita la inflamación y ayuda a eliminar las toxinas.

Así las cosas, para preparar el té se debe hervir un litro de agua, con seis hojitas de laurel y una cucharada de canela en polvo.

Adicional, la bebida ya mencionada debe consumirse con una alimentación balanceada y saludable que contenga proteínas, grasas, carbohidratos, frutas y verduras.

De todos modos, antes de consumir la bebida, lo primero que hay que hacer es consultar a un experto de la salud para que sea este quien guíe el proceso e indique qué es lo más adecuado para cada persona, pues la información antes dada de ninguna manera sustituye la asesoría médica.

Por su parte, como se mencionó la revista especializada, es importante comer saludablemente y por ello, el portal portugués de salud, nutrición y bienestar Tua Saúde reveló algunas sugerencias sobre la alimentación, como, por ejemplo:

  • “Preferir leche y sus derivados descremados o bebidas vegetales, como leche de coco, avellanas, almendras o avena, por ejemplo.
  • Agregar una cucharada de semillas (linaza, chía y ajonjolí) en los jugos naturales, ensaladas, en los cereales del desayuno o en los yogures.
  • Comer un puñado de frutos secos en una de las meriendas, como cacahuates, almendras, nueces, pistachos o avellanas.
  • Escoger una sola fuente de carbohidrato por comida, dándole preferencia a los alimentos integrales y a las leguminosas, como el arroz, pan y pasta integral, lentejas, frijoles, garbanzos, papa con piel, camote.
  • Comer una ensalada cruda antes del almuerzo y de la cena.
  • Comer cinco porciones entre frutas y vegetales por día.
  • Evitar el consumo de azúcares simples o alimentos que lo contengan, como las galletas rellenas y pasteles.
  • Evitar las frituras o alimentos ricos en grasas saturadas o trans, como salsa tipo ketchup, mayonesa, margarina, manteca, nuggets, pizzas congeladas y helados, así como la comida rápida”.

Asimismo, recomendó beber más líquidos durante el día y algunas sugerencias son agua natural, agua con gas, agua de coco y tés sin azúcar, como el té verde, negro, jengibre y flor de Jamaica, pero no hay que tomar refrescos, jugos industrializados, bebidas achocolatadas y bebidas alcohólicas.

Sin embargo, el consumo diario de agua es diferente para los hombres y para las mujeres, ya que existen diferencias entre la ingesta, pero por lo general la mayoría de los hombres necesita aproximadamente 13 tazas de líquido al día y la mayoría de las mujeres necesita cerca de nueve.

No obstante, Mayo Clinic, entidad sin ánimo de lucro dedicada a la práctica clínica, la educación y la investigación, indicó que la pérdida de peso a largo plazo requiere tiempo y esfuerzo, y un compromiso a largo plazo, y por ello, para determinar el nivel de preparación hay que preguntarse:

  • ¿Estoy motivado para bajar de peso?
  • ¿Estoy demasiado distraído por otras presiones?
  • ¿Utilizo la comida como medio para hacer frente al estrés?
  • ¿Estoy listo para aprender o utilizar otras estrategias para hacer frente al estrés?
  • ¿Necesito otro tipo de apoyo, ya sea de amigos o profesionales, para manejar el estrés?
  • ¿Estoy dispuesto a cambiar mis hábitos de alimentación?
  • ¿Estoy dispuesto a cambiar mis hábitos de actividad?
  • ¿Tengo el tiempo necesario para hacer estos cambios?