Expertos indican que las infusiones son bebidas a base de agua e ingredientes naturales que ayudan a quemar grasas fácilmente. Foto: Getty images.
Las infusiones son bebidas a base de agua e ingredientes naturales. - Foto: Foto: Getty images.

vida moderna

Tomar este té ayuda a mejorar la salud respiratoria, alivia el estrés y mejora la digestión

Las plantas medicinales también son usadas como medicamento.

Una infusión es una bebida que se prepara con agua caliente, se le añaden ingredientes naturales y se deja reposar por unos minutos para que las sustancias y propiedades de las hojas suelten su sabor.

De hecho, tradicionalmente se han consumido debido a sus propiedades medicinales, ya que muchas de las plantas que se emplean tienen distintas propiedades.

Además, el Grupo Sanitas de España reveló que las infusiones suelen ser muy utilizadas para paliar diversas complicaciones orgánicas, debido a que cada hierba tiene determinadas propiedades que la convierten en esencias particulares y su empleo terapéutico correcto puede facilitar la curación.

No obstante, de acuerdo con Medline Plus, la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos, muchas personas creen que usar plantas para tratar una enfermedad es más seguro que tomar un medicamento, aunque, natural no quiere decir seguro, a menos que se tomen de la manera indicada, ya que algunas hierbas pueden interactuar con otros medicamentos o ser tóxicas en dosis altas y también, pueden causar efectos secundarios.

Dicho lo anterior, el portal Adelgazar en Casa reveló que el té de albahaca ayuda a mejorar la salud respiratoria, alivia el estrés y mejora la digestión, ya que esta planta es rica en aceites esenciales como el geraniol, eugenol y linalool, además de poseer buenas cantidades de taninos, saponinas y flavonoides, con propiedades antiespasmódicas, digestivas, diuréticas, sedantes y antioxidantes, las cuales ayudan a prevenir y a combatir problemas de salud como gripes, presión alta, infarto o insomnio, según el portal portugués de salud, nutrición y bienestar Tua Saúde.

Sin embargo, la planta también tiene contraindicaciones, pues el portal reseñó que el efecto secundario de la albahaca incluye reacciones alérgicas, y está contraindicado en altas dosis durante el embarazo, en niños con menos de dos años y durante el período de lactancia materna.

Cómo usar la albahaca

Según Mayo Clinic, entidad sin ánimo de lucro dedicada a la práctica clínica, la educación y la investigación, la albahaca, perteneciente a la familia de las mentas, tiene un aroma picante, levemente dulce y hay muchos tipos de albahaca, cada una con su propio sabor e intensidad.

Por ello, la albahaca se puede llevar a la mesa de diferentes formas, por ejemplo, para sazonar platos italianos con base de tomate, salsas y aderezos, pero la albahaca también combina bien con ajo y aceitunas. De igual forma, se usa mucho en la cocina tailandesa y la albahaca se usa también para sazonar carnes, pescados, pasta, rellenos, sopas y vegetales.

Además, la entidad sin ánimo de lucro indicó en su portal web que para lograr más sabor y aroma, se debe triturar la albahaca seca, ya sea frotándola con los dedos o usando un mortero. Además, la albahaca fresca se puede conservar en el congelador sin problemas. Simplemente se debe debe lavar, secar y colocarla en bolsas plásticas con cierre hermético para congelar.

Información nutricional de 100 g de albahaca

  • Energía: 48 kcal
  • Lípidos: 0,8 g
  • Carbohidratos: 5,1 g
  • Proteínas: 3,1 g
  • Fibras: 3,9 g
  • Vitamina A: 660 mcg
  • Carotenos: 3950 mcg
  • Ácido fólico: 110 mcg
  • Potasio: 300 mg
  • Calcio: 250 mg
  • Fósforo: 37 mg

De todos modos, al igual que con cualquier alimento o suplemento que se quiera incluir en la dieta diaria, es importante consultar al médico tratante o a un nutricionista sobre cuál es la mejor manera de consumir, y si las condiciones médicas ya existentes no son un impedimento para beneficiarse de todas las propiedades del alimento ya nombrados, pues la información antes dada de ninguna manera sustituye la asesoría médica, ya que algunas hierbas pueden interactuar con otros medicamentos o ser tóxicas en dosis altas.