Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/18/2006 12:00:00 AM

Un día de estos

En el país se celebran todos los días: el de los inocentes, del adulto mayor, del árbol, del mesero, del poeta... en fin. ¿A qué se debe esta explosión de festividades?

Un día de estos Un día de estos
Hace un tiempo los días eran propiedad de los santos, al punto de que si alguien nacía el 21 de noviembre, por ejemplo, tenía la suerte (o desgracia) de llamarse Honorio, Celso o Esteban, nombres de los virtuosos personajes que se conmemoran en esa fecha, según los santorales de la Iglesia. A medida que esta tradición católica se ha ido perdiendo, otros personajes, profesiones, problemáticas e incluso enfermedades han ido apoderándose del calendario. Hoy hay días de todo: de la soriasis, del perro y hasta del profesional funerario, una jornada que ellos autoproclaman como inmortal. Incluso ahora Tom Cruise tiene su propio día en el calendario japonés, como si fuera un santo.

Para los publicistas, esta explosión de festividades tiene varias explicaciones. Una de ellas es, obviamente, la económica. Los días de la madre, el padre, de la mujer o el amor y la amistad han sido establecidos para incentivar el consumo en ciertas épocas del año. Estas jornadas han tenido tanto éxito, que otros sectores productivos imitan dichas iniciativas para promoversus productos. Es el caso del día de la pasta, de la leche y de la papa, todo un acontecimiento en Perú. Pero el más reconocido desde 2000 es el del huevo, que se conmemora en más de 100 países, no tanto para celebrar que efectivamente el huevo sí fue primero que la gallina, sino para destacar sus aportes nutritivos. "Alrededor del huevo hay muchos mitos y la International Egg Comission (IEC) instauró un momento del año para hacer una campaña de divulgación que ayude a derrumbar esas falsas creencias", afirma Norma Chaparro, directora de mercadeo del huevo de Fenavi.

Otros se establecen para rendirle un homenaje a una labor o profesión, como el día del médico, el meteorólogo, la bacterióloga o de la secretaria y el peluquero. El del tendero no tiene fecha fija sino que se adapta de acuerdo con la agenda del Presidente de la República. Es decir, se celebra el día que el Presidente tenga disponible en su agenda para dedicarles un par de horas.

Si bien buscan resaltar un oficio "al final estos terminan generando consumo, sobre todo el de la secretaria, debido a que el grado de exposición de la gente a esta actividad es mucho mayor", dice Luis Carlos Chacón, director de i-pública, una agencia de comunicación.

No todo es fiesta. Otra motivación de estos días es la de generar conciencia sobre problemas que afectan al mundo y a la sociedad. Es el caso del día del medioambiente, de la lucha contra el sida o del orgullo gay. La ONU y sus agencias son los que más auspician este tipo de conmemoraciones: en su almanaque se cuentan el día de la alimentación, del hábitat, de la libertad de prensa, de los derechos humanos (el 10 de diciembre), el de la no violencia contra la mujer, el de la población autóctona del mundo, de la lucha contra el abuso y el tráfico de drogas, del combate a la pobreza, de la propiedad intelectual, el de la tolerancia.

Además, con el paso de los años se ha hecho necesario abrirles capítulos y subcapítulos a viejos días genéricos. Es el caso del día del medio ambiente, que se quedó chiquito porque a medida que avanza el conocimiento científico sobre la biodiversidad y crecen los problemas ambientales en el mundo, se hace necesario darles a muchos subtemas una fecha propia, pues ameritan una reflexión más profunda. Por ese motivo los ecólogos conmemoran con igual devoción el día del árbol, de la tierra, del agua, de la lucha contra la desertificación y la sequía, de los humedales, de la diversidad biológica, de la capa de ozono y de la acción global contra la incineración de residuos.

Y qué decir de las enfermedades y temas relacionados con la salud. Prácticamente todas tienen su fecha en el anuario: día de la hipertensión, la tuberculosis, la osteoporosis, la fibromialgia, la esclerosis múltiple, la diabetes, el cáncer del pulmón, de la hemofilia, de la malaria, de la menopausia. No podía faltar el día contra el ruido, que se celebra con un minuto de silencio, por supuesto.

"Antes teníamos un solo día, el día mundial de la salud, pero vimos la necesidad de ampliarlos por la importancia de posicionar estos temas en la opinión pública mundial, generar espacios de discusión y promover los buenos hábitos", afirma Pier Paolo Balladelli, director de la Organización Panamericana de la Salud en Colombia. El riesgo es que mientras haya más fechas, más pierden su impacto y por ello "habría que evitar instaurar más días y más bien focalizarse en los que existen", admite el funcionario.

También se premian y promueven los buenos gestos, como sucede con el día del donante de sangre y el de órganos. La Unión Europa prefiere hacer toldo aparte. El 12 de junio festeja el día europeo del melanoma, conocido como Euromelanoma Day.

Los días varían de acuerdo con los cambios culturales y tecnológicos. Hoy probablemente no tendría sentido celebrar la jornada del cartero, pero sí el de Internet y el del blog, que se festeja el 31 de agosto para fomentar el uso de estos diarios electrónicos. Así mismo, está el día del acceso a la información y el día de la usabilidad, que pretende abogar por el derecho a tener cosas que funcionen cada vez mejor. Y qué decir del día del software libre, una fecha que seguramente Bill Gates quisiera borrar del calendario, que busca sentar una voz de protesta contra las grandes empresas que monopolizan el mercado informático de Internet. En un futuro no muy lejano no sería extraño que se instaure el día de la memoria USB y del cable USB, el día del chateador, el día del Bluetooth, el día del WiFi, el día del procesador Dual Core y, por supuesto, el día del hacker.

Si su profesión no tiene un día asignado, el problema no es del país, ni de la ONU, sino de la falta de gestión de su sector. Según Sonia Herrera, de Fenalco, es por iniciativa de cada grupo de comerciantes que se institucionalizan estas fechas, pues manifiestan la necesidad de reconocimiento. Ellos simplemente apoyan la iniciativa con una promoción de la fecha. "Para ellos es una manera de decir 'aquí estamos' y aprovechar el momento para realizar actividades en torno al grupo", dice. El mejor ejemplo lo constituyen los tenderos. Este años se reunieron más de 14.000 de ellos con sus familias. El día elegido tiene por lo general un significado para el grupo, así como el día del trabajo o el de mujer, que marcaron momentos históricos importantes. En el caso del profesional funerario, se celebra el 2 de noviembre, pues coincide con el día de los muertos.

Con tanta necesidad de darse a conocer lo cierto es que las hojas del almanaque se están agotando para celebrar a tanta gente, tanto gremio, para hacer visible en los medios masivos tanto problema ambiental y tanta enfermedad, tanta discriminación contra las minorías y los más débiles. Como ya sucede en Colombia, donde el 22 de junio es a la vez el día del abogado y el del zootecnista. Como quien dice, el día de Godofredo Cínico Caspa.

VIDEOS MÁS VISTOS

  • Se cumplen 30 años del Concierto de Conciertos

    close
  • La respuestas a la tala de árboles

    close
  • Hay que aprender a comer

    close
  • Rodrigo Pardo analiza la encuesta de Invamer

    close
  • "El mundo cambió. Hoy se requiere mayor flexibilidad en las normas laborales"

    close
MÁS VIDEOS

EDICIÓN 1896

PORTADA

El dosier secreto de las Farc

SEMANA revela explosivos detalles del más completo informe realizado sobre la historia, finanzas y los crímenes de la desmovilizada organización guerrillera.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1898

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.