Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/6/2005 12:00:00 AM

Viajes de autor

Toman vuelo los planes turísticos diseñados por expertos en historia y otros temas para aprender mientras se viaja.

Viajes de autor Desde Colombia se han realizado dos viajes históricos. El primero a la India y el segundo a Egipto.
Eran casi las 5 de la tarde cuando la historiadora Diana Uribe, que iba a bordo de un crucero por el río Nilo, se alistaba para tomar el té con sus compañeros de viaje. A esa hora bajaba el calor y el atardecer teñía de dorado el paisaje. Era el momento en que su grupo se encontraba más relajado y atento, y esas dos condiciones eran muy importantes porque esta no iba a ser una simple reunión. Diana iba a darles una conferencia magistral sobre la historia de Phílae, un templo lleno de jeroglíficos, erigido en el siglo III antes de Cristo en homenaje a la diosa Isis. A medida que hablaba, ella notó que un grupo de chilenos se fue acercando con disimulo para escuchar. Al final, uno de los australes le preguntó: "¿Por qué a nosotros no nos cuentan esas historias tan interesantes?".

La respuesta es sencilla. Porque el de Diana es un viaje histórico. Una nueva tendencia en turismo que consiste en conformar un pequeño grupo y volar hacia un destino con un historiador a bordo que les ofrece la información y el contexto necesarios para que el viaje sea más enriquecedor. "Si un viajero va solo, se enfrenta a un universo desconocido, lleno de símbolos que no entiende, asegura la experta. Países como Egipto e India, por ejemplo, necesitan de una explicación", aclara.

La diferencia de estos viajes frente a los paquetes turísticos tradicionales es que el experto que da los conocimientos no es un guía común y corriente sino un erudito en la materia, que le da un significado a lo que el turista percibe. Como lo dice ella, "uno ve tanto como conoce", y sólo con información pertinente el viajero toma conciencia del momento en que aprecia un lugar, se conmueve y se transporta en el tiempo. Un viaje así "transforma a las personas y les hace ver el mundo con otros ojos", señala la historiadora.

Antes de viajar Diana ofrece al grupo tres o cuatro charlas para ubicar la región que van a visitar, mostrar el recorrido y hablar de aspectos como su religión, su pasado y explicar la importancia de los monumentos o la riqueza de su gastronomía. Para esto cuenta con Sofía Gaviria, una reconocida chef y profesora de cocina.

Diana viaja una semana antes para inspeccionar el terreno. Cuando llega el grupo, que no puede ser mayor de 30 personas ni menor de 15, ya sabe moverse en el lugar y ha contratado a guías locales. Estos aportan, en perfecto español, detalles precisos de la historia de la ciudad; Diana, el contexto. Cada día se reserva un momento, que varía de acuerdo con el grupo, para dar una conferencia sobre algún tema relacionado con el trayecto. "Es un seminario itinerante", explica la historiadora. Es muy parecido a cuando está dictando clase en Bogotá, salvo que debe hacerlo en un barco en movimiento, en un tren o en un bus.

La idea de hacer viajes culturales surgió hace dos años para ofrecerle al público opciones diferentes . "Queríamos viajes a la medida de los intereses y necesidades de las personas", dice Felipe Londoño, de viajes Hermes, agencia que brinda el soporte técnico. Por tratarse de un turista avezado que ha recorrido casi todo el mundo, él se encarga de trazar las rutas. Su más reciente creación es Jordania, Siria y Líbano, una excursión programada para el 17 de mayo que transportará a las historias de Moisés relatadas en el Antiguo Testamento, a las expediciones de los cruzados y a la época de los templarios. De su inspiración también son trayectos como Europa del Este, para septiembre, que incluye Bulgaria, Rumania, República Checa y Hungría; también para septiembre está listo el plan 'Trece días de Ópera en Barcelona y París', con el crítico Emilio Sanmiguel. "La esencia es salirse de lo tradicional y escoger sitios que ofrezcan mucha cultura", asegura Felipe Alvarado, otro de los organizadores. Aunque la idea es conocer más de un tema los programas cuentan con tiempo libre. "Uno va a aprender y así disfruta todo", dice Cristina Pastrana, una de las viajeras.

Los viajes históricos o culturales se planean con cuidado, con ingredientes deben mezclarse al debido tiempo y en su medida. No en vano un paquete turístico de este estilo hace parte de los llamados 'Viajes de autor', una nueva modalidad que surgió hace algunos años como respuesta al turismo de masas "que ha terminado por banalizar muchos destinos", dice Mikel González, gerente de Mundo Amigo, una agencia que ofrece este producto en España.

Como sucede con la cocina de autor, en la que cada chef inventa platos y le imprime un estilo propio con una hierba o una pizca de algún condimento, en los viajes de autor son los historiadores, biólogos, geólogos o arqueólogos, entre otros, los que dirigen su brújula en una u otra dirección, inspirados en sus gustos y placeres. Ellos se comprometen a viajar con el grupo de turistas para guiarlos y transmitirles su sabiduría. Son rutas que tratan de alejarse de los lugares comunes y buscan lo que un cliente inquieto desea: "Desde una ermita románica perdida en algún remoto rincón del norte palentino, hasta los templos más recónditos sobre las aguas de los lagos volcánicos de Bali o las ruinas del palacio de Maqueronte, en Jordania, donde Salomé bailó la danza de los siete velos para Herodes Antipas", dice González.

No se pretende abarcar mucho en poco tiempo sino concentrarse en pocas ciudades pero profundizar en su conocimiento. Por eso las rutas pueden incluir apenas dos trayectos o uno solo, como sucede con un plan futuro de Viajes Hermes que incluye únicamente la ciudad de Berlín, o el paquete Rusia, que en 15 días busca concentrarse exclusivamente en dos ciudades: Moscú y San Petersburgo.

Pero no todos los planes son fuera del país. Martha Barbosa, una apasionada de la historia, ha creado una serie de viajes de autor para que la gente tenga una visión de Colombia desde el contexto cultural. "Queremos que el viajero se sorprenda con lo que había visto pero no había observado" , dice ella. Uno de sus platillos es 'De los cercados a los conventos', un recorrido de cuatro días en bus por Tunja, Villa de Leyva, Moniquirá y Chiquinquirá que busca descubrir las riquezas que encierran estos claustros; otro es 'Catando café con Gloria', cuatro días en la posada el Mesón, una hacienda cafetera en Quindío, que permite conocer la historia del grano; o 'Barichara, arte en piedra', que incluye un recorrido por los talleres de talla en piedra y paseos por los caminos reales construidos por el alemán Geo von Lengerke.

Aunque, claro, lo último que muchos quieren hacer en vacaciones es salir de paseo con un profesor para escuchar conferencias. Así lo confirma Claudio Villanueva. "Lo que me gusta de viajar es perderme en las calles de las ciudades sin ningún rumbo y que el azar sea mi único guía". Sin embargo, cada vez más gente se está animando con la alternativa de escaparse a un lugar maravilloso y conocerlo a fondo. "Que se le mueva el espíritu y la cabeza", dice Diana. Así, las fotografías que traen como recuerdo no son una manera de darse ínfulas con sus amigos sino un recuerdo verdadero de una experiencia de vida.

EDICIÓN 1894

PORTADA

Los secretos de la red de espionaje

SEMANA revela detalles y conversaciones desconocidas de la organización de chuzadas ilegales más grande descubierta en el país. Las víctimas eran empresas, funcionarios públicos, miembros de las Fuerzas Militares y particulares.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1894

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.