Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 1/1/1990 12:00:00 AM

VIAJE A LO DESCONOCIDO

Los científicos han logrado entender los efectos de las drogas y el alcohol en el cerebro; ahora el misterio es quien y por que se vuelve adicto.

VIAJE A LO DESCONOCIDO, Sección Salud, edición 396, Jan  1 1990 VIAJE A LO DESCONOCIDO
Mientras los gobiernos enfrentan la guerra contra el tráfico de drogas, los investigadores buscan respuestas que permitan dar mejores soluciones a la prevención y al tratamiento de sus primeras victimas: los adictos. El interrogante es: por qué algunas personas se vuelven adictas y otras no?, existe algo así como una personalidad adictiva.
Durante la última década los expertos han intentado buscar un hilo conductor que permita hacer un cuadro típico del adicto, con la esperanza de poder anticipar el riesgo. Aunque la teoría más aceptada es que existe una interacción de personalidad, biología medio ambiente y adaptacion social, los investigadores intentan conocer más acerca de las diferentes influencias que intervienen en la adicción.

Hace unos años la adicción era vista como un problema social, relacionado con un comportamiento inmoral o criminal, hoy, por el contrario, es considerada como una enfermedad crónica y permanente, aunque muchos expertos prefieren hablar de dependencia y otros de abuso. No hace mucho tiempo, la adicción era considerada una condición puramente física, caracterizada por la "tolerancia" (necesidad de usar más y mas alguna droga para experimentar efectos placenteros), y por la abstinencia manifestada en una serie de sintomas fisicos. Pero, recientemente, la comprobación de que la cocaína es adictiva, aun cuando su abstinencia no siempre va acompañada de sintomas fisicos, ha hecho que los cientificos replanteen la definición. Actualmente, la distinción entre dependencia física y sicológica ha sido reemplazada por una definición más amplia: la adicción es una condicion caracterizada por una compulsiva necesidad o deseo de usar continuamente droga con el fin de experimentar sus efectos yo evitar la incomodidad de su ausencia.

Por otra parte, el modelo medico cubre ahora un amplio espectro de sustancias que crean dependencia.
Desde la cafeina y la nicotina--las mas accesibles y las que producen más adictos--, hasta el alcohol, los opiaceos, anfetaminas y barbitúricos.
Algunas definiciones más laxas serñalan que el juego, el sexo, comprar, comer y hacer ejercicio pueden considerarse, si se hacen en exceso y compulsivamente, comportamientos adictivos, si llegan a ser autodestructivos. Estas adicciones no son, sin embargo aceptadas por otros expertos.
A medida que los especialistas empezaron a estudiar otras sustancias encontraron que las viejas clasificaciones eran limitadas. La cocaina hasta hace poco considerada droga "recreacional", no produce las claras manifestaciones fisicas de la adicción a la heroica. Ahora el crak se considera la droga más adictiva a la que se tiene acceso. Y solo hasta el año pasado se descubrió que el tabaco es tan adictivo como la heroina o la cocaina.
Los investigadores examinan con más énfasis que nunca los caminos quimicos por medio de los cuales las drogas cumplen su papel en los llamados centros del placer en el cerebro. Si la definicion de adiccion ha cambiado, tambien lo ha hecho la comprensión de quien puede volverse adicto. Los investigadores ven dos modelos de adicción. El primero atribuye el comportamiento compulsivo a dificultades psicológicas. El segundo culpa del todo a la dependencia qumica. Segun esta teoría, los adictos no son diferentes al resto de la población hasta que beben o consumen droga. Entonces ellos desarrollan una dependencia de la sustancia que, a su turno, puede producir cambios de personalidad.
Según esto, un porcentaje de adictos llega a la droga por problemas sicológicos y otro porcentaje queda físicamente atrapado cuando encuentra la droga.

ANALGESICOS EMOSIONALES
Una de las más innovadoras teorías sobre el abuso de droga es que es una forma sutil de automedicación, utilizada para "aguantar" o manejar conflictos emocionales y defectos.
Los investigadores han empezado a sospechar que las razones más frecuentemente citadas, busqueda del placer y autodestrucción, no son fuerzas conductoras en la adicción a la droga. En cambio, tratar de aliviar las penas y dolor emocional si lo son.
Oyendo a los adictos se descubre algo impresionante: violencia y agresividad como telones de fondo y su descripción de cómo la calma se sucede despues de la ingestión de droga.
Parecería como si los narcóticoS fueran una especie de analgesicos emocionales.

Aunque la mayoría de los expertos con frecuencia rechazan el concepto de la personalidad adictiva, mucho investigadores creen que la adicción puede ser provocada por el dolor producido por desordenes mentales y emocionales. "Comunmente, las personas que se vuelven y permanecen adictas, lo que hacen es buscar alivio para su sufrimiento emocional", afirma el psiquiatra de Harvard, Edward J. Khantzian.

Tambien hay quienes sostienen que la droga que, se escoge no es gratuita.
Por ejemplo, los que usan opio tienden a ser agresivos y violentos. El alcohol desinhibe. Es el preferido de las personas que tienen problemas para expresar sus sentimientos. Estimulantes como las anfetaminas y la cocaína llenan una necesidad diferente.
Su uso principal es para buscar energías y generalmente lo usan personas que se sienten down. Aquellos que se sienten deprimidos buscan en la droga energía y entusiasmo. Y aquellos que son hiperactivos, la usan porque les permite estar como les gusta estar.
Khantzian cree que drogas diferentes alivian diferentes tipos de angustias emocionales. No es, entonces, accidental que algunas personas se vuelvan adictas a ciertas drogas. Los narcóticos, incluyendo la heroína, la morfina y la codeina, alivian la ansiedad y la tensión. Tambien calman la rabia interior y disminuyen las tendencias agresivas o violentas. Segun Khantzian aunque es muy pronto para determinar con precisión que factores psiquiatricos predisponen a una persona a la cocaina, las investigaciones muestran que los adictos a esta sufren dificultades con comportamientos impulsivos, depresión y escasa autoestima.

Aunque la cocaina produce una cierta reanimación que ayuda a los depresivos a sentirse bien, tambien parece que calma a personas con exceso de energia. Pacientes hiperactivos, lo mismo que aquellos que experimentan una condición que se caracteriza por la dificultad para concentrarse, se vuelven adictos, porque mientras a los primeros los ayuda a disminuir la intensidad de su energía interna, a los segundos les ayuda a enfocar la atención. Para apoyar sus observaciones de que la adicción se deriva de un intento de erradicar el dolor emocional o sicológico, Khantzian cita estudios que muestran que mas del 90% de los adictos tienen algun desorden psquiatrico subyacente. Pero admite que es dificil establecer si es el problema el que causa la adicción o si el problema aparece por la adicción a las drogas o al alcohol.

Los descubrimientos más interesantes sobre las causas de la dependencia del alcohol o las drogas sugieren que alguna deficiencia orgánica o cerebral heredada juega un papel central. Para establecer el alcoholismo como algo que tiene bases genéticas y que no es aprendido, los investigadores han estudiado hijos de alcohólicos que fueron separados de sus padres recien nacidos o a muy temprana edad. Un famoso estudio realizado en Dinamarca con 5.483 niños adoptados, a los cuales se les hizo seguimiento hasta que entraron en la edad adulta, demostró que los hijos de alcohólicos tienen una tendencia tres veces mayor a volverse alcohólicos que los hijos de no alcohólicos. Si el bebedor era la madre, la tasa de alcoholismo era el doble de la normal.
Evidencia más concluyente se podría sacar si se hicieran estudios con mellizos idénticos separados al nacer y criados por padres no alcoholicos. Si ambos se vuelven alcohólicos, podría resumirse, entonces, que es la naturaleza y no la educación la causa de la enfermedad.

ARENA MOVEDIZA
Más allá de las causas psicológicas, genéticas o sociales, los científicos exploran por qué las drogas son como arena movediza, que atrapan. La busqueda de respuestas se halla ahora en los llamados centros del placer del cerebro. Normalmente, cuando obtenemos un estimulo placentero, un neurotransmisor (mensajero quimico), llamado dopamina, se libera en el espacio entre dos nervios y luego es timado de nuevo por el nervio transmisor. Drogas como la cocaina actuan para bloquear el sistema y la dopamina se mantiene estimulando el nervio receptor. Eventualmente el quimico comienza a correr despacio y al mismo tiempo el nervio receptor comienza a desensibilizarse frente a la dopamina. Como resultado, concluyen los científicos, el nervio emisor tiene que transmitir una dósis más pesada para producir la misma cantidad de placer. Esto, aparentemente, es el proceso que crea un incremento de la tolerancia en los consumidores de droga, el vinculo critico en la cadena de la adicción.

Mientras los investigadores entienden ahora mucho mas sobre la conexión cocaína-dopamina, tienen aun mucho que aprender sobre otras drogas. Se cree que la dopamina es un agente central en todas las sustancias que producen placer, pero los mecanismos básicos de la adicción y del sindrome de abstinencia permanecen aún en el misterio. Lo que se sabe hasta ahora es que hay diversas sustancias: la molécula del alcohol es diferente de la molécula de la cocaina y de la molecula de la morfina. Algunas actuan como estimulantes, algunas como depresoras y otras como las dos cosas, dependiendo de la cantidad que se tome.

La busqueda de una solución al problema de las drogas lleva varias decadas y cada vez toma nuevos caminos. Aunque se ha avanzado en forma considerable, la adiccion permanece como un fenómeno trágico y desconcertante. Ningún factor puramente sicológico, bioquímico o genético puede hacer olvidar que tambien los factores socioecoóomicos juegan un papel fundamental. Es posible que las personas que acuden a los grupos de apoyo y centros de rehabilitación busquen un ambiente más natural y normal para sus vidas, amenazadas muchas veces por la competitividad y la despersonalización de la vida en sociedad. Segun algunos especialistas, este incremento del abuso de las drogas se da precisamente en un momento en que la familia esta en crisis.

Y este es un factor que no puede descartarse. Ciertamente algo en comun de quienes abusan de la droga es que estas alteran el pensamiento y los sentimientos. Mientras persista la percepción de que las drogas hacen sentir bien y ayudan a mejorar el ánimo, hay poca esperanza de sacarles eso de la cabeza a las nuevas generaciones.-

MAL DE MUCHOS...
Alcohol
Como opera: es absorbido por la corriente sanguinea, especialmente a traves del intestino delgado. Actúa como depresor del sistema nervioso central.
Como se siente: una subida de ánimo inicial, seguida de relajación y perdida de inhibiciones.
Como hace daño: aumenta la depresión. Abuso por largo tiempo puede asociarse con enfermedades relacionadas con la nutrición. Puede llevar a desórdenes cerebrales, cirrosis y defectos de nacimiento.

Cocaína
Como opera: bloquea la dopamina en los neurotransmisores cerebrales, lo cual estimula los "nervios del placer" .
Cómo se siente: brotes de euforia, energía, locuacidad, seguidos de un bajonazo. Elimina el dolor y el apetito.
Como hace daño: aumenta el ritmo cardiaco, respiración, depresión y paranoia. Puede inducir a ataques del corazón, paros, psicosis y coma.

Nicotina
Como opera: altera la disponibilidad de los químicos implicados en sentimientos de recompensa y bienestar. Estimula el sistema cardiovascular.
Como se siente: excita y relaja simultaneamente. Induce sensación de calma y bienestar.
Como hace daño: algunos dicen que no es adictiva. Otros afirman que los fumadores sienten necesidad creciente de fumar, lo cual puede derivar en enfisema, cáncer del pulmon y enfermedades del corazón.-

EDICIÓN 1879

PORTADA

Gustavo Petro: ¿Esperanza o miedo?

Gustavo Petro ha sido un fenómeno electoral, pero tiene a muchos sectores del país con los pelos de punta. ¿Cómo se explica y hasta dónde puede llegar?

Les informamos a todos nuestros lectores que el contenido de nuestra revista impresa en nuestro sitio web será exclusivo para suscriptores.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com