Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/17/2014 7:26:00 PM

“Cuando deje de ser presidente quiero ser profesor”

El presidente Juan Manuel Santos se comprometió a dictar clases en distintos colegios oficiales del país para resaltar la importancia de la labor docente.

La clase de matemáticas en el Colegio Técnico Menorah, en el barrio Eduardo Santos de Bogotá, empezó a las 3:15 p. m. Pero este miércoles hubo un cambio en la rutina: el profesor fue Juan Manuel Santos. En compañía de la ministra de Educación, Gina Parody, el presidente dictó una clase de 15 minutos sobre fraccionarios a las estudiantes de grado quinto.

"Hoy no soy el presidente Santos, hoy soy el profe Santos", le dijo a las niñas que lo saludaron en el patio del plantel.

La iniciativa hace parte del programa 'Ruta por la educación' del Ministerio de Educación Nacional (MEN). La estrategia pretende observar cómo están los colegios del país y para mejorar la calidad busca que los mejores planteles ‘adopten’ a otros que tengan problemas de desempeño.

La ministra Parody considera que la transformación de la educación ocurre en los salones de clase y por eso el gobierno quiere resaltar el papel de los profesores. "El presidente Santos está dictando esta clase para hacerle un reconocimiento a los maestros y mostrarnos a los colombianos la importancia que tiene la excelencia docente".

El pasado 9 de septiembre el presidente dictó clase en la Institución Educativa Normal Superior de Popayán y días antes había estado en la Institución Educativa Soledad Acosta de Samper en Cartagena.

Esta es la primera vez que se toma un salón en Bogotá y dice que "si uno quiere equidad no hay nada más importante que darle acceso a todos los niños y niñas a una buena educación, sobre todo a los que más lo necesitan. Es la inversión más rentable en términos de equidad por una sencilla razón: porque equipara el punto de partida de cualquier sociedad".

El Colegio Técnico Menorah, que celebra esta semana 40 años de labores, recibió una mención honorífica por sus altos estándares de calidad. El presidente resaltó que los colegios ejemplares deben ser territorios de paz, que fomenten el bilingüismo y que preparen a los estudiantes para continuar en la educación superior.

Por su parte, Parody resaltó que además de la excelencia docente, en el MEN están tratando de impulsar la jornada única para los colegios oficiales. Además, están enfocados en reducir las cifras de analfabetismo, promover el bilingüismo y mejorar el acceso, la calidad y la pertinencia de la educación en el país.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.