Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 5/27/2011 12:00:00 AM

Madrid homenajea a César Rincón, 20 años después

En mayo de 1991 César Rincón rindió a sus pies a Las Ventas, la plaza más exigente del planeta taurino. Veinte años después, esa misma afición recordó sus triunfos y descubrió una placa en su honor en la histórica plaza madrileña.

La plaza de toros de Las Ventas de Madrid no olvidará el arrollador paso de César Rincón en la primavera de 1991. Era un desconocido para el gran público, y en solo 24 horas pasó a ser la máxima figura del toreo mundial.
 
Si los recuerdos de esa gesta aún permanecen en el subconciente de los aficionados, ahora, los muros de la plaza de Las Ventas (inaugurada en 1931) no lo podrán olvidar. Allí quedará grabado el recuerdo de las seis puertas grandes que consiguió el bogotano.   
Porque este viernes, el torero colombiano César Rincón ha recibido un homenaje en Las Ventas, con motivo del XX aniversario de su primera salida a hombros de las cuatro consecutivas que protagonizó en esa plaza en 1991, cuando salió lanzado al estrellato taurino.
 

"Un récord difícil de alcanzar si no imposible, por tantas circunstancias como tienen que darse, y porque el personaje, en este caso el torero, es inigualable", ha manifestado el que por entonces era su apoderado, Luis Álvarez.

 
El propio diestro, que ha estado acompañado por su familia, ha descubierto un mosaico que le ha dedicado la Comunidad de Madrid (CAM), "para unir el nombre de César Rincón a las paredes de esta histórica plaza", según ha dicho Carlos Abella, director gerente del Centro de Asuntos Taurinos de esta institución.

 
El torero ha dado las gracias "a todos, y no sólo por la admiración taurina que me dedican. Gracias por haberme dado todo, a mí y a mi familia". "Todos saben lo que es Madrid en el toreo y pueden imaginar el sentimiento de salir a hombros por la Puerta Grande. Nos cambia la vida, sobre todo a los que somos del otro lado del charco".

 
Las intervenciones magnificaron su proeza encumbrándole como el primer colombiano que sale a hombros de Las Ventas. Rincón ha rectificado esas palabras para alabar a otro torero de Colombia, Jaime González 'El Puno', allí presente: "Él fue el primero que cruzó la Puerta Grande, en un festival, vestido de corto, pero él fue el primero".

Los compañeros del éxito acompañan al diestro

 
Las personas que han tenido una participación clave en su carrera, como el apoderado Álvarez, que vivió muy estrechamente con él los avatares de la profesión han comentado su proeza: "Ahora nos acordamos de lo bonito, como aquella salida a hombros de un tablao flamenco donde había acudido a recibir un premio. Al verle los aficionados se volvieron locos. Fue inaudito".

 
Álvarez ha recordado unas palabras del desaparecido maestro Pepe Dominguín, a quien le preguntaron qué opinaba de los triunfos de Rincón, respondiendo que "es como hablar con Dios y que te conteste".

 
También han acompañado el acto una amplia representación de los ganaderos que ha compartido ruedos con el homenajeado, como los hermanos Pablo, Eduardo y José Luis Lozano (Alcurrucén), Samuel Flores, Cristina Moratiel (Baltasar Ibán), Felipe Lafita (El Torreón, ganadería de la que ahora es titular el propio Rincón) y Victoriano del Río.

 
Del Río ha resaltado como clave del éxito "la ambición para ser el mejor. Y no solamente en Madrid, sino en todas las plazas, donde más que torear entregaba el alma. Por eso no hay ciudad importante en el mundo taurino que no le haya abierto su Puerta Grande".

 
El periodista Javier Villán ha establecido un paralelismo con las palabras de "Joselito" cuando dijo "quien no ha visto toros en el Puerto no sabe lo que es un día de toros", para dejar sentado que "quien no ha visto torear a Rincón posiblemente no conozca en toda su plenitud el toreo grande, hecho con enorme sencillez y verdad".

 
Las seis grandes faenas se rememoraron

 
En un intermedio se han proyectado las imágenes de las seis faenas que corresponden a las Puertas Grandes de Rincón en Las Ventas, y las ganaderías de los toros que estoqueó en tales ocasiones: El 21 de mato de 1991, el toro Santanerito de Baltasar Ibán; el 22 de mayo, el toro Alentejo de Murtiera Grave; el 6 de junio, en la corrida de beneficiencia, Colito de Samuel Flores certificó el triunfo; y Ramillete, de Joao Moura, la tarde del 1 de octubre de ese histórico año.

 
Posteriormente llegaron las otras dos salidas a hombros. El 29 de mayo de 1995 ante un sobrero de los hermanos Astolfi, y el 19 de mayo de 2005 Afectuoso y Tamborilero fueron los nombres de los toros de Alcurrucén con los que cerraría su historia en Las Ventas.

 
Pero entre la memoria es recordada aquel faetón al toro Bastonito de Baltasar Ibán el 7 de junio de 1994, día en que cortó una oreja después de una lucha épica. Con un corte profundo en la mano, Rincón ganó la batalla pero no salió por la Puerta Grande. Carlos
Abella considera que "ésa debe contar también porque es una faena que debería proyectarse en las Escuelas Taurinas, porque ése es el camino, el ejemplo".

 
Otras muchas personalidades y profesionales del toreo han acompañado el homenaje. El portavoz del Partido Popular en el Senado, Pío García Escudero, el embajador de Colombia en España, Orlando Sardi de Lima, son algunos de los muchos asistentes que han aclamado a Rincón con vítores y prolongadas ovaciones que han llegado a emocionarle.
 
 
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.