Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 1/21/2016 8:11:00 AM

Edmundo del Castillo y César Mauricio Velásquez a juicio por chuzadas

Para la Fiscalía son responsables de ordenar las interceptaciones ilegales. Uribe responde.

Estaban equivocados quienes pensaban que con la condena contra el exsecretario general de Presidencia Bernardo Moreno y la exdirectora del DAS María del Pilar Hurtado se terminaba el oscuro capítulo de las interceptaciones ilegales realizadas durante el gobierno de Álvaro Uribe.

Dos exfuncionarios de su Gobierno fueron llamados a juicio por la Fiscalía para que respondan por los seguimientos ilegales a la Corte Suprema de Justicia. Se trata de César Mauricio Velásquez, secretario de Prensa de Presidencia, y Edmundo Del Castillo, secretario Jurídico de Palacio.

Según reveló Blu Radio, un documento de acusación radicado en los juzgados de Paloquemao deja en evidencia la participación de ambos en la estrategia para desprestigiar a los magistrados de la Corte Suprema de Justicia, y con los seguimientos que le hicieron a la excongresista Yidis Medina.

La Fiscalía le imputó a Edmundo del Castillo cargos por los delitos de concierto para delinquir, violación ilícita de comunicaciones y peculado por apropiación. Mientras César Mauricio Velásquez y los abogados Sergio González y Diego Álvarez Betancourt tendrán que responder por el delito de concierto para delinquir.

Según la Fiscalía, "los dos conocieron y participaron en las actividades ilícitas ejecutadas por los organismos de inteligencia del Estado y contribuyeron de manera efectiva en la consecución de un propósito criminal”, señala el escrito de acusación.

Las pruebas que tiene el ente acusador indican que en diversas reuniones se ordenó la obtención de datos reservados con el fin de iniciar una campaña de desprestigio en contra de los magistrados. Pretendían acusarlos de aceptar invitaciones de personas relacionadas con el narcotráfico. La información obtenida fue filtrada inescrupulosamente a los medios de comunicación.

“Estuvieron al tanto de recopilar información privada de los magistrados y participaron de la infiltración de esa información privada a los medios de comunicación”, precisa la Fiscalía.

Diferentes testigos aseguraron que en diversas reuniones en la Casa de Nariño se dieron instrucciones claras y precisas para obtener la información reservada. Ante esto: "Se conformó un equipo con agentes del DAS para infiltrar la Corte Suprema y grabar las Salas Penales y obtener documentos que tenían reserva".

En el caso de César Mauricio Velásquez, la Fiscalía tiene como prueba la declaración de Jorge Lagos, exjefe de Contrainteligencia del DAS. El testigo confesó que como parte de la campaña de espionaje y desprestigio contra la Corte, estuvo en dos oportunidades en la Casa de Nariño para hablar de la investigación ‘Paseo’ -como se bautizó este seguimiento contra magistrados-. Se trató de un viaje a Neiva por parte de los magistrados de la Corte Suprema de Justicia, invitados por un comerciante que fue asociado con actividades ilícitas.

La primera vez, dijo el exjefe de Inteligencia, se entrevistó con el exsecretario Velásquez, a quien le entregó los resultados de la investigación del traslado de los togados a a la capital de Huila. El funcionario dijo en su momento que recibió esa información como parte de sus funciones como jefe de prensa, debido a que varios periodistas le habían preguntado con anterioridad por el viaje de los magistrados.

Para el ente acusador, Velásquez no estaba autorizado para recibir ese tipo de información confidencial, por lo que pudo haberse extralimitado en sus funciones.

Otro de los hechos relevantes y de los que tiene prueba el ente acusador son las pruebas de que los dos exsecretarios de Presidencia participaron en una reunión en la Casa de Nariño a la que asistió el excomandante paramilitar Severo Antonio López Jiménez, alias ‘Job’. "En dicho encuentro se presentaron inquietudes sobre  el proceso de desmovilización de las AUC y el plan de extraditar a los comandantes paramilitares".

Por ahora, Edmundo del Castillo, César Mauricio Velásquez y los dos abogados enfrentan su proceso en libertad. Todo por cuenta de un juez que consideró que la Fiscalía no cumplió los requisitos para demostrar que se requería una medida de aseguramiento.

Ahora, tras el anuncio de la Fiscalía, si son encontrados culpables, tendrán que enfrentarse a una pena de hasta 13 años de prisión. En el caso de Velásquez, se ha dicho que desde hace un tiempo se encuentra viviendo en Roma, aunque nadie ha logrado corroborar esa informaición.

El origen de este escándalo de seguimientos se dio después que la Corte Suprema inició una investigación preliminar en contra del senador Mario Uribe Escobar –primo de Álvaro Uribe Vélez- por presuntos vínculos con grupos paramilitares.

Uribe, la defensa

Ante la decisión de la Fiscalía, como siempre, el expresidente Álvaro Uribe salió en defensa de sus dos altos funcionarios. "Edmundo y César Mauricio son llamados a juicio por divulgar información privilegiada que había salido primero en medios. ¡Injusticia!", manifestó a través de Twitter.

Para el hoy senador por el Centro Democrático, no tiene sentido que si su gobierno ordenó las interceptaciones, hayan sido los medios los que salieron primero con la información.

"Primero publicaron en El Espectador grabaciones de magistrados pidiendo golpe de Estado contra mi gobierno. ¿Quién las ordenó? Recientemente se conocieron interceptaciones de magistrados ordenando condenas a mi gobierno por razones políticas", agregó.

El tema de las chuzadas ha sido un dolor de cabeza para el expresidente Uribe. Uno a uno ha visto cómo varios de sus escuderos han sido puestos tras las rejas: dos exministros de Estado, dos exsecretarios de la Casa de Nariño y una exdirectora del DAS.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.