Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 12/20/2011 12:00:00 AM

"Es muy triste que nos sigamos matando, más que sea un niño el que caiga"

SEMANA habló con Federico Uribe, director del programa El Gran Premio, de Telemedellín, que se grababa en el barrio Las Independencias I cuando un niño de 10 años fue alcanzado por una bala que le cobró la vida.

SEMANA: ¿De qué se trata el programa El Gran Premio?
 
Federico Uribe: Es un programa de la Empresa de Desarrollo Urbano (EDU) de la Alcaldía que se encarga de hacer obras en diferentes sectores de la ciudad. A partir de eso se propuso hacer un programa-concurso; cada semana visitamos la obra y hacemos el programa desde el sector, que son básicamente carreras de observación, los jugadores son los mismos habitantes del barrio.
 
SEMANA: ¿Qué pasó en la grabación del último capítulo?
 
F.U.: Nunca habíamos tenido ningún problema, la gente durante dos temporadas colaboró y jugó normalmente, pero el 10 de diciembre íbamos a grabar el último capítulo en el barrio Las Independencias I. A ese sector van a llegar las escaleras eléctricas públicas, lo que sirvió como pretexto para el programa. Estábamos todos los del equipo con unos niños que estaban pintando un mural al lado y otros niños que por curiosidad de las cámaras se acercaron. Cuando empezamos el test de una de las pruebas oímos una detonación, pero creímos que era pólvora. A la segunda detonación identificamos que era un disparo.
 
SEMANA: ¿Qué hizo el equipo del programa?
 
F.U.: Di la orden de retirar al equipo hacia una tienda cercana, pero nos dimos cuenta de que un niño no se levantaba. La Policía y el Ejército reaccionaron, sacaron al niño de la zona para el hospital, salimos y después nos enteramos de que el niño había muerto. Yo no podría decir que es un ataque directo a la producción del canal.
 
SEMANA: ¿Y por qué estaban grabando en ese sitio si se conoce por ser peligroso?
 
F.U.: La Comuna 13 tiene la fama que conocemos todos, nunca nos pasó nada en ningún barrio. No era la primera vez que trabajábamos allá. Fue una coincidencia, pasó lo que pasó y es muy triste que nos sigamos matando, más triste que sea un niño de 10 años el que caiga.
 
SEMANA: Usted sostiene que no fue un ataque a ustedes sino que se trató de una coincidencia...
 
F.U.: Muchas veces en los barrios se tocan mucho porque hay cámaras, quizá pudo haber pasado esta vez, teníamos cuatro cámaras. Una señora que salió me dijo que cuando “los muchachos ven a alguien extraño arriba mirando comienzan a disparar”, pero no creo que haya sido un ataque al canal porque Telemedellín es un canal que busca ser muy cercano a la gente y la gente quiere al canal.
 
SEMANA: ¿Cómo se hace televisión con combos, bandas y grupos armados a los lados?
 
F.U.: Uno nunca se acostumbra a que eso pase porque sigue estando de por medio la vida de la gente, de uno mismo. Después de lo que pasó ese sábado no es lo mismo, termina uno preguntándose si todos esos esfuerzos que salen de las administraciones para que la gente sepa convivir sirven de algo.
 
SEMANA: ¿Qué han arrojado las investigaciones del asesinato del niño? ¿Qué han dicho las autoridades?
 
F.U.: Capturaron a dos personas. La razón que dieron es que el niño era hermano de alguien que no habían podido matar y se trató de una venganza, esa es la versión oficial hasta ahora.
 
SEMANA: Tanto la Policía como el Ejército se metieron a “brindar seguridad”, ¿eso sirve para algo?
 
F.U.: La seguridad siempre será buena, lo que no puede seguir pasando es que a pesar de esa seguridad muera un niño de 10 años. Eso no puede seguir pasando.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.