Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 5/20/2014 12:00:00 AM

Las 10 contradicciones en el caso de Zuluaga

En sus declaraciones los voceros y el propio candidato del Centro Democrático se han mostrado dubitativos.

Óscar Iván Zuluaga y la guardia pretoriana del Centro Democrático han encadenado una serie de contradicciones que llaman la atención. Están desde la primera declaración, en la que el propio Zuluaga dijo públicamente que no conocía el hacker Andrés Sepúlveda, hasta la versión en la que abrió la posibilidad de que la persona y la voz del video no sean las suyas. Semana.com presenta 10 de ellas.

1. La visita. Luego de que se conoció del allanamiento a la oficina del hacker Andrés Fernando Sepúlveda, el candidato del Centro Democrático declaró que no lo conocía. A cuentagotas aparecieron versiones en las que se indicaba que el hacker trabajó con Zuluaga. Días después y en un acto de campaña en Bogotá el pasado 10 de mayo, Zuluaga entregó una declaración en la que dijo que sus asesores le ayudaron a recordar que “en una oportunidad”, cuando comenzaba su campaña presidencial, conoció a Sepúlveda. “Fui a visitar la oficina de quien hoy es señalado de actuar ilegalmente, fui para saludar a las personas que hacían un trabajo de apoyo social”.  

2. Otras reuniones. Horas después de la declaración de Zuluaga, ese mismo 10 de mayo, su hijo leyó un comunicado en el que Óscar Iván sostenía que solamente había visitado una vez la oficina de Sepúlveda y que lo había hecho por cinco minutos. “Conocemos de la existencia de un video grabado clandestinamente a mi padre en su única visita a la oficina donde trabajaba el equipo de Andrés  Sepúlveda”. Este lunes en rueda de prensa el propio candidato reconoció que habría tenido dos reuniones más “con todo el comité estratégico, en la que participaron más de 15 personas”. Allí también estaba Sepúlveda. Después, en el programa Hora 20, dijo que había estado con él en tres ocasiones y que un encuentro había sido en un hotel cuyo nombre no recordaba.

3. Cinco minutos. En una declaración, Zuluaga dijo que pasó por la oficina de Sepúlveda sólo para saludar a quienes trabajaban en las redes sociales. El video de la revista SEMANA y una grabación de audio de 20 minutos que fue publicada por el diario El Tiempo muestran que Zuluaga no sólo pasó a saludar, también estuvo en la oficina por más de un cuarto de hora y recibió información. El candidato del Centro Democrático aparece relajado, sentado, hace preguntas y recibe respuestas sobre temas reservados, incluso, de seguridad nacional. 

4. J. J. Rendón y Sepúlveda. En varias oportunidades, el propio Óscar Iván Zuluaga ha dicho que su campaña fue infiltrada por J. J. Rendón. Acusan a este asesor de ser el responsable de la guerra sucia contra al candidato uribista. Ahora se sabe que Sepúlveda trabajó en otras campañas con J. J. Ante eso, la pregunta que muchos se hacen es si en la campaña de Zuluaga se conocía de esa relación y de los métodos “sucios”, por qué se contrató a Sepúlveda para manejar temas tan delicados como las redes sociales y la seguridad informática.  

5. Información secreta. El video y la declaración de Rafael Revert, el ciudadano español que trabajó en la oficina de Sepúlveda, muestra que el candidato no se inmutó cuando el hacker le dijo que tenía información del Comando Sur de Estados Unidos, de los aviones Awacs, “que son los que monitorean las comunicaciones de ellos (FARC)”, dijo el hacker, además de algunos jefes guerrilleros. Esa información tiene una característica: es secreta y sólo la pueden manejar algunas entidades del Estado. Ante ese hecho en el que un candidato presidencial recibe información de un hacker, la pregunta que Zuluaga ha eludido es por qué él, como candidato, no se levantó de la mesa ante lo que es un acto presuntamente ilegal.

6. Imagen y audio. En la noche de este lunes, Zuluaga abrió una nueva tesis. El aspirante aseguró que hay dudas de que él sea el hombre que aparece en el video. Además, dijo que es necesario precisar si las voces que se escuchan corresponden a la suya y a la del hacker. Aunque se quiere implantar la duda, minutos antes en una rueda de prensa, el propio candidato dijo que quien aparecía en el video era él. A lo largo de la jornada, los periodistas insistieron en saber si la persona que allí aparece es un ‘impostor’. Una de las respuestas fue: “Eso es lo que queremos precisar”. Con la respuesta, Zuluaga sembró la duda.

7. Actos ilegales. Cuando se conoció que el hacker había trabajado en la campaña de Zuluaga, el candidato respondió: “A cualquier actividad ilegal que ellos están desarrollando y que sea señalada por las autoridades y la Fiscalía tiene que caerle todo el peso de la ley”. A pesar de lo que se ve y se oye en el video, el candidato sostiene que no se cometieron ilegalidades. “No he abordado temas ilegales”, dijo el candidato uribista. Aquí cabe la pregunta ¿cuál es la responsabilidad de Zuluaga por el trabajo del hacker? 

8. Luis Alfonso Hoyos.
En medio de la tormenta política por la presunta relación de Zuluaga con el hacker, el canal RCN publicó un video en el que aparece el asesor espiritual de la campaña uribista Luis Alfonso Hoyos y el hacker Sepúlveda cuando entraban al canal, esto el 8 de abril. En esa oportunidad, Hoyos dijo que iba a entregar información sobre amenazas en contra de la campaña en el sur del país. Por el contrario, el director de noticias señaló que Hoyos pidió una cita con él para hablar de las FARC y el presidente Juan Manuel Santos. ¿Por qué la persona encargada de redes sociales acompañó a Hoyos al noticiero y por qué el hacker no entregó su nombre a los periodistas? 

9. Montaje. En el momento en que se publicó el video en que aparece Zuluaga en la oficina de Sepúlveda, desde el Centro Democrático se dijo que este era un montaje. Los periodistas preguntaron la razón para hacer esa afirmación, pero no hubo respuesta. Ahora en el uribismo hay dos hipótesis, la primera que los videos fueron manipulados y que los audios no corresponden a las imágenes. Ya hay peritajes y se anunció una demanda. La otra es que el montaje “es toda la infiltración de la cual el video es una pieza”, dijo Francisco Santos.

10. Declaraciones. La reacción en la cúpula del uribismo ha sido dispar. Hasta ahora, esta colectividad se había mostrado como un solo cuerpo a la hora de reaccionar ante cualquier versión. Tras la publicación del video, el expresidente Uribe dijo que ahí se apreciaba que no había delito. Por su parte, el jefe de campaña en Bogotá, Pacho Santos, dijo que sí, que allí estaba Zuluaga y que eso le pasaba por ingenuo; mientras tanto, Zuluaga puso en duda que él fuera el del video.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.