Domingo, 4 de diciembre de 2016

| 2016/06/30 09:44

Suspenden al subdirector de La Picota por caso de empresario panañemo liberado

Mayer Mizrachi era solicitado por Migración Colombia por una medida de expulsión, pero el Inpec nunca lo entregó. Abren investigación disciplinaria en el instituto penitenciario.

Mayer Mizrachi Foto: Cortesía Migración Colombia

La libertad del empresario panameño Mayer Mizrachi ha sido la manzana de la discordia entre Migracion Colombia y el Inpec. Todo porque el familiar del expresidente Ricardo Martinelli era requerido por las autoridades migratorias y el instituto penitenciario nunca lo entregó.

El motivo para no entregar al empresario a Migración Colombia sigue siendo un misterio. Por eso el Inpec le abrió una investigación disciplinaria al subdirector de la cárcel La Picota, Fabio Becerra, para esclarecer las presuntas irregularidades que se habrían presentado en esta situación.

Le puede interesar: El asilo político que pide el empresario panameño que se evaporó de La Picota

Al respecto, el general Jorge Ramírez, director del Inpec, dijo en rueda de prensa que era Becerra la persona encargada del panameño, ya que es el encargado del penal. Y aseguró que "se le dio una orden directa para que coordinara con Migración e hizo caso omiso".

El general Ramírez agregó: "Hay que hacer la salvedad de que la orden de libertad no tenía ningún otro requerimiento más que la libertad inmediata del señor Mizrachi".

Con el fin de aclarar los hechos, el Inpec pidió a la Procuraduría continuar con la investigación disciplinaria que abrió la entidad.

También solicitó a la Fiscalía adelantar indagaciones penales. Según el general Ramírez, el ente acusador ya asignó el caso a la Unidad de Delitos Contra la Administración Pública.

Por este hecho, Migración Colombia denunció penalmente al Inpec. El instituto penitenciario había manifestado que la solicitud que había recibido de la Fiscalía decía que Mizrachi debía quedar en libertad inmediata y, por eso, no lo entregaron. 

Por su parte, el panameño, en estrevista con Semana.com, señaló que el Inpec tenía conocimiento sobre el requerimiento de Migración Colombia: "Ellos (el Inpec) no me notificaron de un requerimiento tampoco. Fue más bien como: “Oye, hay unos señores de Migración que dicen que te van a deportar”. Y es dije: “Okay, supongo que está bien”. Y ellos me respondieron: “No está bien. Nosotros no te podemos entregar como ellos quieren porque no hay orden judicial para hacerlo. Si lo hacemos, estaríamos en contra de las órdenes del fiscal general de la Nación y eso constituye un delito”, puntualizó.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.